Transportadora de Gas del Interior (TGI) buscará recursos por US$350 millones en 2010

La firma colombiana espera realizar una capitalización mediante emisión de acciones o sociedad estratégica. Contratará construcción de gasoducto desde el campo de Cusiana a Cali y de Cusiana a Neiva.

POR:
julio 14 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-07-14

Así lo anunciaron las directivas del Grupo Energía de Bogotá, el mayor accionista de TGI, dueño de una red de 3.702 kilómetros de gasoductos con una capacidad de transporte de 420 millones de pies cúbicos.

"Estamos en el diseño de los pliegos para contratar la banca de inversión que nos acompañará en el proceso", dijo la presidenta de la Empresa de Energía de Bogotá, Mónica De Greiff. La EEB es la mayor accionista de TGI y los 350 millones de dólares, equivalen al 20 por ciento del capital de la transportadora.

TGI se encuentra actualmente desarrollando un ambicioso plan de expansión, el cual busca aumentar la capacidad de transporte de gas del interior del país.

Una pieza de ello es la construcción de una tubería desde Cusiana a Cali y de Cusiana a Neiva las cuales requieren inversiones en conjunto por 320 millones de dólares y cuyas fechas de entrega serán en el segundo semestre del 2010 y el primer trimestre del 2011, respectivamente.

"De esta forma se aumenta la capacidad de transporte en el sistema de gasoductos del interior del país en 63 por ciento", dijo el presidente de TGI, Gabriel Turbay.

Pero adicionalmente adelanta la expansión de la capacidad de transporte de gas desde Ballena en la Costa Atlántica hasta Barranca la cual requiere inversiones por 145 millones de dólares. Este trabajo estará concluido el próximo año.

Por su parte, la EEB se alista para entrar en dos licitaciones que abrirá en los próximos días el Gobierno las cuales tienen un valor de 105 millones de dólares.

La Empresa de Energía de Bogotá se mueve

La EEB se alista para participar en la licitación de la construcción de una línea de transmisión de energía desde Zipaquirá a Soacha por 80 millones de dólares y una capacidad de 500.000 voltios.

Y además, para entrar en la construcción de una subestación de transmisión en Cartagena (Bolívar) cuyo costo asciende a 25 millones de dólares.

Al mismo tiempo De Greiff no descartó la participación de la EEB en los procesos de privatización que adelantará el gobierno, le interesan las electrificadoras del Huila y del Meta.

Siga bajando para encontrar más contenido