UE frena negociación con la CAN

La Unión Europea (UE) suspendió ayer la próxima Ronda de Negociaciones para un Acuerdo de Asociación con la Comunidad Andina (CAN), que espera que la prórroga permita superar las discrepancias surgidas entre sus miembros durante el proceso.

POR:
julio 02 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-07-02

La sorpresiva suspensión de la IV Ronda, que se debía celebrar entre el 7 y el 11 de julio en Bruselas, fue comunicada por la UE al Gobierno de Ecuador, que ejerce la presidencia pro-témpore de la CAN. La Comisión Europea argumentó que su decisión se debe a la eventual “ausencia de posiciones conjuntas” en la CAN para tratar el pilar comercial del Acuerdo de Asociación, que ambos grupos negocian desde el 2006. A la UE le preocupa la falta de una posición común entre los andinos sobre los capítulos de comercio, desarrollo sostenible y propiedad intelectual. Para el ministro coordinador de Economía de Ecuador, Pedro Páez, que ha seguido de cerca las negociaciones, la decisión de la UE de suspender la IV Ronda no es “una cuestión negativa. Simplemente se va a esperar unos meses hasta que se clarifique el panorama en varios aspectos de las tratativas”, explicó. Páez aseguró que el hecho de que se haya suspendido la reunión es “una cuestión normal en el marco de las negociaciones”, porque, a su juicio, “es preferible que se clarifiquen las cosas antes que ir a una ronda con incertidumbre”. Señaló, además, que la UE y la CAN, así como en el interior del grupo andino, se deben discutir asuntos relacionados con “las migraciones, la propiedad intelectual, las compras públicas y una cantidad de novedades que han surgido en las últimas semanas”. Recordó que en la Cumbre América Latina, el Caribe y la Unión Europea (ALC-UE), celebrada en mayo pasado en Lima, los presidentes de ambas partes resolvieron varios aspectos claves de la negociación, especialmente sobre la “necesidad de que el proceso sea de bloque a bloque”. También en Lima se reconocieron “las asimetrías entre los dos bloques, porque no se está negociando entre iguales”, así como el diferente desarrollo entre los países del grupo andino, detalló. A juicio de Páez, en la capital peruana se abrió “la posibilidad de un acuerdo general flexible”, dentro del cual podría darse un convenio “a la carta, con el derecho a que cada país escoja en qué disciplinas se somete y en cuáles no se somete a lo acordado”. ENTRE LA VÍA RÁPIDA Y LA CAUTELA Las diferencias entre los países andinos han puesto a Colombia y, sobre todo, a Perú en un línea que prefiere una ‘vía rápida’ en las negociaciones con la Unión Europea, frente a Ecuador y, especialmente, Bolivia, que alientan una negociación más pausada y flexible. Esta ronda de negociaciones se suspendió en un momento en el que varios países andinos han criticado la adopción, por parte de la UE, de la Directiva de Retorno, que endurece las normas contra la inmigración en Europa. Tema que esperaban debatir con los representantes de la UE.WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido