UE negociaría acuerdo comercial bilateral con Colombia y Perú sin esperar a Bolivia y Ecuador

En respuesta al anuncio, el presidente de Bolivia, Evo Morales, reclamó a la Unión Europea respetar la negociación de bloque a bloque para un acuerdo comercial con la Comunidad Andina.

POR:
noviembre 11 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-11-11

La comisaria europea de Relaciones Exteriores propuso que las negociaciones para cerrar un acuerdo de asociación entre la CAN y la UE comiencen con estos dos países.

La idea de Benita Ferrero-Waldner, que cuenta con el apoyo el presidente del Ejecutivo comunitario, José Manuel Durão Barroso, debe ser ahora respaldada oficialmente por el colegio europeo de comisarios y por los Estados miembros, que decidirán además si el diálogo se efectúa con los dos países al mismo tiempo o de forma individual.

"El proceso estará abierto para que los países que lo deseen se incorporen cuando quieran", advirtió la comisaria a los medios de comunicación.

Ferrero-Waldner aseguró que la decisión "no supone un debilitamiento de las relaciones con la CAN, sino todo lo contrario" y lamentó "que no fuera posible un consenso de los cuatro países andinos sobre la negociación comercial".

Colombia y Perú hablan

La comisaria europea se reunió hoy en Bruselas con los cancilleres de Colombia, Jaime Bermúdez Merizalde, y de Perú, José Antonio García Belaúnde, después de que Ecuador, presidente pro tempore de la CAN, pidiese un aplazamiento de la reunión en bloque prevista.

En la rueda de prensa conjunta en la que se hizo el anuncio, el canciller colombiano aseguró que el proceso que hoy se abre "no quiebra ninguna unidad" dentro de la Comunidad Andina, sino que "abre opciones más interesantes y más realistas" para avanzar.

García Belaúnde recordó que el propio presidente de Ecuador, Rafael Correa, había apuntado la posibilidad de un formato más flexible para la negociación comercial.

Dijo desconocer los planes de celebración de una cumbre andina para abordar la nueva situación creada en las negociaciones con la Comisión de la UE.

"Voy a ser muy franco", manifestó el canciller, "el Perú quiere que todos los países andinos participen de esta negociación".

"Lo que el Perú no está dispuesto a aceptar es que esta negociación permita una suerte de veto de ningún país sobre el proceso mismo", añadió.

"En otras palabras, lo que el Perú no está dispuesto es a que la negociación avance al ritmo del que sea más lento, del que más dificultades tiene, o del que por razones ideológicas no está dispuesto a negociar ciertos temas".

"Si, dentro del nuevo formato, se van incorporando a la negociación nuevos países y es posible concluir todos, ¡en buena y santa hora!; lo que no podemos es, como en el pasado, estar supeditados a que todos estemos de acuerdo sobre todos los temas para poder negociar".

"Ése es un formato que ya no da más", subrayó Belaúnde.

Por su parte, el canciller colombiano coincidió en que Colombia había demostrado a lo largo de estos catorce meses de negociaciones "toda la buena disposición" para encontrar un escenario "bloque a bloque" que conviniera a todos, pero no había sido posible.

"Hay que reconocer y respetar esas diferencias", dijo, que han impedido el consenso dentro de la CAN.

"Como país, nosotros hemos entendido la diferencia de intereses, de tiempos, de conveniencia que han manifestado Bolivia o Ecuador. Las hemos respetado y aceptado", aseguró el canciller colombiano.

"Creemos que así como se ha respetado el interés y los tiempos de otros países, también es importante que se respete la necesidad y la urgencia que tienen otros, en este caso Colombia y Perú, de poder avanzar en un formato más flexible".

"Para nosotros", insistió Bermúdez "es fundamental poder avanzar en esta negociación, más aún en estos momentos de crisis financiera mundial".

Colombia, explicó, "como muchos países del mundo y como la Unión Europea también, tiene que explorar más oportunidades de mercado y de negocio e inversión, para que nos veamos menos afectados por estas coyunturas".

Recordó que ya ha habido antes negociaciones bilaterales fuera de la CAN, "negociaciones que, sin afectar a la CAN, permiten a los países buscar un formato flexible", como sucedió con el Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos.

"Colombia cree en la CAN, quiere apoyar a la CAN, y participar en la CAN", dejó claro el jefe de la diplomacia colombiana.

"Ojalá los otros países se puedan sumar a la fórmula en cualquier momento; la Comisión ha mostrado su apertura a esta posibilidad y nosotros lo vemos con muy buenos ojos".

La UE ultima detalles

Por otro lado, Ferrero-Waldner explicó que esta misma tarde se reunirá con la comisaria de Comercio, la británica Catherine Ashton, para preparar la decisión formal de la Comisión Europea (CE) y precisar el nuevo formato.

"Nuestro propósito es ir lo más rápidamente posible, aunque de una negociación uno sabe cuándo comienza, pero no cuándo termina", advirtió la comisaria.

Mañana, los negociadores de los dos países tendrán la primera reunión en Bruselas con expertos de las Direcciones generales de Comercio y Relaciones Exteriores de la Comisión Europea.

Siga bajando para encontrar más contenido