Vender servicios, buen negocio de E.U.

La red mundial integrada por las filiales de empresas estadounidenses constituye la gran máquina exportadora de servicios de este país, apenas comparable con las ventas de mercancías.

POR:
julio 10 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-07-10

Mientras las empresas estadounidenses lograron exportar servicios por valor de 480.000 millones de dólares, en el 2007, de manera directa, sus sucursales en el extranjero superaron la cifra de los 800.000 millones de dólares, según un estudio revelado por el Departamento de Comercio. Estos servicios comprenden básicamente los rubros de publicidad, televisión, financieros, informática, legales, salud y educación, además de turismo que representan un 20 por ciento del total. El sector de servicios ofrece empleos a 25 millones de personas y aunque su productividad es apenas la mitad de la del sector industrial, sus salarios promedio son muy parecidos: 53.400 dólares al año frente a 54.400 dólares, del sector manufacturero. Estados Unidos compró, a la vez, 340.000 millones de dólares, destacándose los servicios de ingeniería, que representan un 45 por ciento. Las exportaciones de mercancías, prácticamente fueron equivalentes a las de servicios sumadas las ventas de origen local con las hechas por las filiales en el exterior. EDUCACIÓN, UN RUBRO ESPECIAL Los estudiantes extranjeros que vinieron a formarse en Estados Unidos pagaron por este servicio en el 2008, la suma de 15.500 millones de dólares. Aunque este país es el mayor receptor de alumnos extranjeros, con un 21 por ciento -de un estimado mundial de 3 millones de estudiantes-, quiere dar nuevas facilidades para incrementar su llegada y evitar la competencia que le están haciendo otras naciones, como el Reino Unido y Australia. Con el interés de atraer más estudiantes, el Reino Unido está permitiendo que se queden dos años trabajando en su territorio, después de graduarse. Australia otorga visas especiales a estudiantes de India, indonesia y Tailandia, y les permite trabajar medio tiempo durante su permanencia. Los estudiantes que a mayor tasa están ingresando a Estados Unidos provienen en su orden de India, China, Corea del sur y Japón. A fin de estimular su llegada al país, el Gobierno estadounidense ha ampliado las visas hasta por 29 meses combinados con estudio y entrenamiento. Un mercado muy atractivo son los árabes, pues solamente el gobierno de Arabia Saudí tiene un programa para enviar al exterior 10.000 estudiantes por año. Los estudiantes estadounidenses que salen a formarse en el exterior se calculan en 240.000, con un gasto de cerca de 4.500 millones de dólares. Un 57 por ciento se dirige a Europa, un 14 por ciento a Asia y un 7 por ciento a México, generalmente para realizar especializaciones cortas. 29 meses es el tiempo que el Gobierno de E.U. les permite permanecer en ese país, a los extranjeros que estudian en su territorio.WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido