Venezuela alista regreso a la CAN antes de Navidad

Redacción Economía y Negocios Funcionarios de los ministerios de Industrias Ligeras, Finanzas y de Relaciones Exteriores de Venezuela trabajan en las últimas puntadas del documento que presentará Venezuela a la Secretaría General de la Comunidad Andina de Naciones, CAN, para retornar a este grupo de integración.

POR:
noviembre 21 de 2007 - 05:00 a.m.
2007-11-21

Aunque la fecha aún no está totalmente definida, se sabe que el anuncio oficial podría darse a mediados de diciembre próximo. El tema incluso será discutido la próxima semana, cuando la ministra de Industrias Ligeras, María Cristina Iglesias, se reúna con su homólogo de Comercio de Colombia, Luis Guillermo Plata. El memorando plantea cuatro condiciones bajo las cuales Venezuela está dispuesta a volver a la CAN. Estas tienen que ver con un manejo especial para el tema de origen, desarrollo de un mercado justo, trato diferenciado en propiedad intelectual y relacionamiento económico más allá del mero comercio. Sobre el origen, los venezolanos buscan evitar las posibles ‘triangulaciones’ que se podrían dar con productos provenientes de países con los que algunos socios andinos han firmado o planean firmar Tratados de Libre Comercio, TLC. Venezuela busca garantizar que en el futuro no entren sin pagar arancel y gozando de las preferencias del mercado común andino, bienes de países desarrollados que compitan con sus productores locales. Frente al desarrollo de un mercado justo, el gobierno Chávez hará énfasis en que, si bien aceptará que sus socios andinos negocien TLC con otros países, no está dispuesto a cambiar su modelo de transición hacia el socialismo del Siglo XXI, planteado por el presidente Chávez, y que se opone al libre comercio. Esto implicará ajustes en la normatividad andina y el establecimiento de un trato diferenciado para Venezuela en algunos asuntos comerciales. Frente al tema de propiedad intelectual, el gobierno vecino insistirá en que por ser justamente éste asunto el que lo llevó a marginarse de la CAN en abril del 2006, habrá que hacer los ajustes necesarios para que Venezuela mantenga su actual sistema de acceso a la salud. Esto implica que el vecino país no adoptará los compromisos ya aceptados por los demás integrantes de la Comunidad Andina, y preservará sus derechos de manejo de temas de salud pública y acceso a medicamentos. Y en el tema de lograr un relacionamiento más allá del comercio, se buscará por esta vía desarrollar el componente político y social de la integración y ampliar los acuerdos que de tiempo atrás viene consolidando Venezuela con países vecinos en asuntos como infraestructura y cooperación energética. En el caso específico de Colombia, el proceso ya está avanzado e incluso se inauguró el oleoducto Transcaribeño que interconectará los dos países para el transporte de gas. También están en marcha la construcción de un poliducto binacional y otro oleoducto para integrar energéticamente a Venezuela con los países de Centroamérica y los del sur del continente. Sobre el reingreso de Venezuela a la CAN se ha venido hablando desde hace unos meses, e incluso fue tema de la reunión que sostuvieron dos semanas atrás los presidentes Uribe y Chávez en el marco de la Cumbre Iberoamericana en Chile. Los empresarios del país han insistido ante el Gobierno en la urgencia de fijar un marco para la relación con Venezuela, pues aunque el comercio siguió creciendo después de su salida de la CAN, hoy no existe certidumbre jurídica. A esto se suman los anuncios que ha hecho este año el presidente Chávez sobre nacionalización de empresas, restricción para algunos tipos de importaciones y más recientemente, el anuncio oficial del establecimiento de licencia previa para la compra de vehículos del exterior. En el caso colombiano, el comercio con Venezuela ha mantenido su dinámica y según el propio agregado económico de la Embajada, Eduardo Delgado, éste registra cifras sin precedentes. Durante una conferencia que dictó ayer en un semanario sobre perspectivas con Venezuela, organizado por la firma Esse Consultores, Delgado aseguró que “al comparar el año 2005 con el 2007, se observa que las exportaciones colombianas de productos no tradicionales hacia Venezuela aumentaron un 101,56 por ciento, es decir que casi se duplicaron, mientras que hacia E.U. disminuyeron un 11,78 por ciento”. Para este año, los pronósticos del agregado apuntan a que el comercio bilateral crecerá 32 por ciento y pasará de 4.161 millones de dólares en el 2006 a 5.500 millones de dólares este año. VEHÍCULOS EN ALZA Más vehículos que comida se importó el año pasado en Vene- zuela, según las cifras del Institu- to Nacional de Estadística. Mientras que las compras del sector automotriz alcanzaron los 3.000 millones de dólares, mientras que las del comercio alcanzaron los 2.132 millones de dólares y las de alimentos 1.820 millones. El gobierno venezolano ha expresado su preocupación porque el auge del consumo ha movido precisamente el negocio de los carros, generando dos problemas adicionales. por un lado mayores congestiones en las grandes ciudades y por el otro, un aumento en el nivel de contaminación. Estos son dos de los argumentos del gobierno para restringir estas importaciones. 32 por ciento es la previsión de crecimiento del comercio bilateral entre Colombia y Venezuela.

Siga bajando para encontrar más contenido