VIS, afectada por mal manejo de regalías

Un total de 27 proyectos de vivienda de interés social (VIS) en los departamentos de Córdoba y Sucre, que suman 3.738 millones de pesos, la mayoría de los cuales son financiados con recursos de regalías, hoy están en veremos. Una situación similar ocurre en los departamentos de Tolima, Cesar y Huila, donde hay obras suspendidas, retraso en el inicio de proyectos y fallas en la contratación.

Finanzas
POR:
marzo 25 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-03-25

Las presuntas irregularidades en el manejo de estos dineros fueron halladas a través de interventorías realizadas por Planeación Nacional (DNP). Los principales afectados son los usuarios de VIS, especialmente de los sectores rurales, donde las necesidades de techo son apremiantes. Los dos departamentos de la Costa Atlántica son críticos, pues hasta hay casos, como los de Cotorra (Córdoba) y San Benito (Sucre), donde se compran materiales de mala calidad o se usa menos cemento del requerido en la construcción. En el caso del Tolima, la Interventoría Administrativa y Financiera (IAF) de la Dirección de Regalías del DNP encontró que, de las 768 unidades de VIS previstas, financiadas con 9.530 millones de pesos de recursos de regalías (vigencia 2009-2010), sólo se podrán iniciar las obras de 489. Los habitantes de zonas tolimenses como Alvarado, Cajamarca, Falán, Líbano, Roncesvalles, Suárez, Ataco, Coello, Villahermosa y Villarrica tendrán que esperar, pues las dilaciones en la iniciación de las obras tiene una variedad de razones difíciles de manejar. Desde dificultades en la legalización de títulos de propiedad o ubicación de viviendas en zonas prohibidas (de reserva o de alto riesgo), hasta factores inmanejables, como la renuncia a la ayuda por parte de los beneficiarios y hasta problemas relacionados con la seguridad, que han conducido a los habitantes a abandonar las veredas donde se ubican los proyectos, hacen parte del rosario de inconvenientes que presenta el desarrollo de VIS en este departamento. En el caso del Huila, la situación es más compleja, pues el DNP anunció que suspenderán los giros a los proyectos de vivienda en los municipios de Santa María y Gigante. Según lo hallado por la Dirección Nacional de Regalías, en esta región, las demoras en la ejecución de las viviendas se deben a incumplimientos del contratista, viviendas localizadas en zonas urbanas, pese a que el proyecto es rural y hasta adjudicaciones a beneficiarios que ni siquiera aparecen en el censo. En Córdoba, tras realizar una visita, el DNP encontró más de 3.700 irregularidades, entre el 2005 y el 2009. Al respecto, la directora Nacional de Regalías, Amparo García Montaña, señaló que son más de 400 mil millones de pesos los que habrían sido mal invertidos en ese departamento durante los años en mención. Algo similar sucede en Cesar, donde hay un proyecto de mejoramiento de viviendas rurales, a través de la construcción de 406 unidades sanitarias en La Jagua de Ibirico, que contó con una inversión de 9.800 millones de pesos de las regalías directas del municipio, correspondientes a los giros del 2008. Según lo detectado por la Dirección de Regalías, hasta la fecha no se han entregado las obras. Contraloría también halló líosEn el 2009, la Contraloría General de la República realizó 95 auditorías especiales al manejo de los recursos de regalías. Nueve departamentos fueron señalados como responsables del 79.13 por ciento de los hallazgos fiscales. Para la muestra, casos como el del Cesar, en donde el ente fiscalizador encontró 27 hallazgos administrativos, de los cuales seis tienen alcance fiscal por cuantía total de 2.300 millones de pesos. Adicionalmente, esta entidad señaló que había 15 casos de incidencia disciplinaria y seis mayores que tienen incidencia penal. Otro ejemplo similar es el del Meta, donde la auditoría de la Contraloría destacó 22 hallazgos administrativos, con incidencia fiscal por valor de 1.692 millones de pesos y uno con incidencia penal. Dentro de las principales anomalías detectadas por la Contraloría se hallan “inversiones y negociaciones irregulares con títulos valores, donde los recursos se devolvieron, pero con un cheque sin fondos (caso Probolsa en Arauca); sobrecostos en la compra de suministros nutricionales (Casanare); el pago de costosos cánones mensuales por equipos de pavimentación que permanecen sin utilizar (también en Casanare); y una biblioteca que se construyó a medias (Puerto Boyacá)”.Otras irregularidadesEn otros departamentos, como Bolívar y Antioquia, la situación no es distinta. Obras en los municipios costeros de Magangué, El Plato y Calamar, donde seconstruyen diques y muros de concreto para contener las aguas lluvias, lo mismo que obras de taponamiento y de protección en las orillas del río Magdalena, preocuparon a Amparo García, directora de Regalías. La cubierta de basuras amenaza con convertir dichos proyectos en un botadero, con inversiones que llegan a los 207.617 millones de pesos.Y Antioquia tampoco escapa a la negligencia en el manejo de regalías. En las vigencias 2008 y 2009 se han identificado 318 presuntas irregularidadesen siete municipios. Los hallazgos señalan hasta violación a la Ley de Regalías, es decir, uso indebido en gasto de funcionamiento u operación, y manejo irregular de cuentas.ANDRUI