Gasolina: el déficit del Fondo ya llegaría a los $7 billones

Las acreencias del mecanismo de Estabilización para los precios seguirán en aumento mientras siga creciendo la cotización internacional del crudo.

Gasolina

En lo corrido del año, el precio de la gasolina corriente ha aumentado $249 (2,8%), y la del diésel $265 (3,24%).

Rolex de la Peña/EFE

POR:
Portafolio
mayo 22 de 2018 - 09:06 p.m.
2018-05-22

El déficit del Fondo de Estabilización de Precios de los Combustibles (Fepc) es cada vez es más grande, razón por la cual este mecanismo creado para ahorrar prácticamente se ha convertido en un barril sin fondo.

Cálculos del Ministerio de Minas y Energía (MME) indican que la deuda del citado esquema, a la fecha, llegaría a los $7 billones, y la principal razón a la que se remite esta cartera es que mientras el precio del barril de crudo crece en los mercados internacionales a pasos agigantados, en Colombia el valor del galón de la gasolina crece a menor ritmo.

(Lea: En Bogotá el precio de la gasolina bajará $3 y el del ACPM subirá $39 en marzo)

Los técnicos del MME recalcan que en las últimas ocho semanas, el precio de la referencia Brent pasó de US$66 a US$80, pero a nivel interno los combustibles no ha subido más de $250.

Ante este comportamiento, que el MME denomina “paridad exportación”, donde el mercado internacional está caro frente al local, que está barato en cotización, no le queda más remedio al Fepc que sacar de sus recursos para compensar a Ecopetrol, petrolera que vende a menor costo los combustibles en el territorio nacional y, de paso, garantizar la estabilidad en los precios de los combustibles cuando se requiere.

(Lea: En un año, el precio de la gasolina subió $831

Este comportamiento se puede comprobar con un informe de Alianza Valores, el cual resalta que si bien todas las “subidas fuertes y sostenidas” del petróleo no traen recesión, “cada recesión sí viene precedida por un crudo al alza, que aumenta expectativas de inflación”.

(Lea: Suben el porcentaje del etanol para la gasolina

El análisis señala a renglón seguido que “la subida del precio del petróleo siempre va de la mano al final de un ciclo económico. Todo esto al tiempo que ahoga consumo vía precios de gasolina y materias primas en general”.

RELACIÓN DE LOS MERCADOS

Álvaro Younes, presidente de la Federación Colombiana de Distribuidores Minoristas de Combustibles (Fedispetrol), ha recalcado que en el último año el precio de los combustibles en Colombia ha subido en promedio un 7%, pero en el mercado internacional ha estado por encima del 40%.

El dirigente gremial explicó que el incremento en la cotización del barril, más en las últimas semanas, se ha presentado por razones geopolíticas, a un ritmo mucho mayor al comportamiento del precio local.

Younes también indicó que, con la salida de Estados Unidos del acuerdo nuclear con Irán, la reducción de producción de petróleo de Venezuela y las decisiones que ha adoptado la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep) de restringir la oferta, la cotización aumentó en más de US$25 en los últimos 12 meses.

El MME señala que el mecanismo del Fepc, ha permitido que la volatilidad de los precios del crudo en el mercado internacional no termine por impactar al usuario final en Colombia. Por esta razón justifican los ajustes graduales a los precios de los combustibles en el último año.

Cabe recordar que en lo corrido del 2018 (enero - mayo), el precio de la gasolina corriente ha aumentado $249 (2,8%), y la del diésel $265 (3,24%).

VARIABLES LOCALES

Para la Federación Nacional de Distribuidores de Combustibles y Energéticos (Fendipetróleo), también se deben tener en cuenta otras variables que terminan por afectar los precios de los combustibles a nivel nacional, y de manera indirecta, al Fepc.

El comercio ilegal, el desvío de combustibles en las zonas de frontera, mayor carga impositiva, menores ventas que afectan la distribución minorista de combustibles y al consumidor final, sumado a algunas dificultades entre agentes del sector, son los puntos a tener en cuenta.

“Al atender estos frentes se estaría garantizando la sostenibilidad del sector, la calidad del producto y un mejor servicio para el consumidor final, además de incentivar la responsabilidad social en los distribuidores minoristas para con sus empleados y el cliente. Además, debe propender porque la competencia en el sector sea entre iguales para que también se mejoren los servicios al consumidor”, indicó Henry Ruiz, presidente ejecutivo de este gremio.

El mecanismo del Fepc permite que el precio que pagan los usuarios finales de gasolina y diésel en Colombia, no responda a las variaciones del mercado internacional.

Un caso a resaltar para evitar este fenómeno, sucedió en EE. UU, donde el incremento de la gasolina ha sido del 25%, en comparación con mayo del 2017. Con el alza, uno de los afectados ha sido el sector del transporte aéreo ya que directamente ha impactado las tarifas de los tiquetes.

Younes, presidente de Fedispetrol, recalcó que el Fepc no ha logrado funcionar como inicialmente se concibió, debido a la declaración de inexequibilidad del componente que permite el ahorro, por lo que, para seguir operando, su financiación ha tenido que hacerse a través de otras fuentes, lo que se ha traducido en un aumento de su déficit.

alfsua@eltiempo.com

Siga bajando para encontrar más contenido