Aumenta la tensión en el paro camionero, tras cumplir un mes 

30 días completa la negociación entre Gobierno Nacional y transportadores de carga sin tener éxito en las conversaciones.

El Acpm es el tema principal para que los transportadores contemplen la idea de unirse al paro programado para el 19 de agosto.

Diego Caucayo

Gobierno
POR:
Portafolio
julio 05 de 2016 - 10:27 p.m.
2016-07-05

Con la negativa de la Cruzada Camionera de aceptar la propuesta del Gobierno Nacional para levantar el paro de transporte de carga, la tensión aumentó y diferentes actores del sector se pronunciaron frente a lo que la situación le genera al país, y este miércoles se cumplen 30 días de inmovilización.

A pesar de la maratónica jornada de trabajo del pasado fin de semana entre los integrantes de los Ministerios de Transporte y Comercio, y los miembros de la Cruzada Camionera, la orden de mantener frenados los camiones en Colombia continúa por cuenta del desacuerdo con lo que propone el Gobierno de Juan Manuel Santos para levantarla.

Según el viceministro de Infraestructura, Dimitri Zaninovich, las principales propuestas del documento que le presentaron a los líderes de la protesta camionera se centran principalmente en los temas de: relaciones económicas, chatarrización, saneamiento de matrículas irregulares, condiciones laborales, peajes y combustibles.

“En el documento de 18 propuestas que les presentamos se tienen en cuenta las peticiones que ellos hicieron desde que iniciaron las negociaciones”, dijo Zaninovich.

Respecto a las relaciones económicas, el Viceministro explicó que la propuesta es aumentar los costos de operación en un 8,6 %, y que la petición de los manifestantes es volver a la tabla de fletes y esto “no resulta ser un avance”.

En el mismo sentido, se propone la intervención de 35 rutas para fijar nuevamente sus tarifas, aunque no se especifica cuáles hasta tanto no se llegue a un fin exitoso del acuerdo.

En cuanto a la chatarrización, Zaninovich precisó que el Ministerio de Transporte cuenta con $826.000 millones para reemplazar vehículos que tienen más de 25 años de servicio. La idea sería que el Gobierno pagaría hasta $ 80 millones por camión que se renueve.

“Con estos recursos se podría reemplazar aproximadamente 13.000 camiones”, precisó el funcionario, al referirse a la sobreoferta de vehículos, que es una de las preocupaciones de los camioneros.

En lo que tiene que ver con los vehículos que están mal matriculados, la proposición es que por cada camión que se encuentra en esta situación, se chatarrice uno que esté en el momento de hacerlo.

Sobre el aumento de las tarifas de algunos peajes, la apuesta del Gobierno Nacional es que el incremento sea escalonado y con relación al incremento del precio del combustible, que sea reconocido en el sistema de costos para “que lo puedan transferir al usuario y no lo tengan que asumir”.

El presidente de la Federación de Transporte de Carga (Colfecar), Juan Carlos Rodríguez, dijo que “la concertación no es la imposición, sí la construcción de las soluciones a una problemática que afecta la competitividad del transporte y del país”.

Por su parte, la Cámara de Comercio Colombo-Ecuatoriana expresó su preocupación por la cantidad de carga que está represada en la frontera entre los dos países desde que inició esta inmovilización y le exigió al Gobierno una pronta solución con el fin de evitar que se sigan generando pérdidas adicionales.