El nuevo Fondo del Café, aún está crudo 

El contrato vigente se aplazaría por unos seis meses más mientras se discute uno nuevo.

Café
Gobierno
POR:
Portafolio
mayo 18 de 2016 - 10:11 p.m.
2016-05-18

A dos meses de vencerse el contrato de administración del Fondo Nacional del Café, aún no se tiene claro cómo iría a quedar uno nuevo.

Al parecer, no hay afán para tomar esta decisión, pues el vigente podría prorrogarse por seis meses más, tiempo durante el cual se planteará y renegociará.

“Esta vez, será a la luz de todo el gremio cafetero, es decir, de la base conformada por las más de 550.000 familias que viven del cultivo, hoy representadas en los comités municipales, departamental y nacional”, reconoció el ministro de Agricultura, Aurelio Iragorri, en diálogo con Portafolio.

Acerca del tema, una vez posesionado, el Gerente de la Federación de Cafeteros, Roberto Vélez, anunció que negociará que en dicho contrato se incorpore, entre otras cosas, un fondo de estabilización de precios.

Vale la pena señalar que el Fondo, como cuenta parafiscal, es el principal mecanismo de financiación de la política cafetera, mientras que el contrato vencerá el 12 de julio de este año.

“Es necesario revisar con mayor detalle el esquema de relacionamiento que tiene actualmente la oficina central con los comités departamentales, y a partir de allí proponer una estructura más descentralizada que responda al carácter federado de la institución”, dijo el gerente del gremio, durante un debate en el Congreso, a pocos días de haberse posesionado.

Desde las toldas cafeteras se sabe que los productores –en el pasado congreso gremial– señalaron las pautas en las que se debe negociar el acuerdo.

Por ejemplo, se dice que el nuevo contrato debe incorporar elementos que aporten a la rentabilidad y sostenibilidad del sector y las familias cafeteras, asegurando la preservación de los bienes públicos.

Las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC) en manos de los caficultores pueden facilitar la búsqueda de su rentabilidad.

Para el gremio, es clave que en la nueva etapa del sector haya una combinación entre continuidad e innovación, es decir, manteniendo los programas actuales, e implementando medidas de la administración.

En opinión del ministro de Agricultura, Aurelio Iragorri, el proceso de discusión del nuevo contrato no va a ser ‘cerrado’ sino que debe ser lo más democrático posible, para que recoja las inquietudes y necesidades de los cultivadores.

“Se eliminarán las cláusulas ‘leoninas’ que no den margen para la intervención de parte de las autoridades judiciales y de vigilancia y control, pues muchos de los contratos de administración de parafiscales vigentes están ‘blindados’ para que no puedan intervenirse.

“Otro aspecto que se tendrá en cuenta en la renegociación es que los aportantes deberán ser los más favorecidos en estos contratos.

“Al final del día, los cafeteros deberán beneficiarse al máximo, con la vigilancia del Gobierno y que el administrador sea eso, un mero administrador de los recursos parafiscales”, dijo Iragorri.

Por último, en concordancia con lo expuesto en varios escenarios por la Federación, tres temas no admitirán discusión en el nuevo contrato.

El primero, la garantía de compra de la cosecha por parte del gremio, de la mano de las ‘exportaciones institucionales’, con las que se aseguran los ingresos de los cafeteros.

Un tercer tema está relacionado con la merma en las condiciones de la calidad del grano que se exporte, ajustada ya al estándar internacional y la posibilidad de que sean los mismo cafeteros los que puedan exportar café verde, tostado, soluble y extracto en pequeñas cantidades.

¿Qué es el contrato de administración del Fondo?

* El contrato fue firmado el 12 de noviembre de 1997 entre el Gobierno y la Federación Nacional de Cafeteros.

* Es una cuenta parafiscal alimentada con recursos públicos.

* Tiene como objetivo prioritario el de estabilizar el ingreso de los cafeteros frente a la volatilidad de los precios en el mercado mundial.

* Interviene en el mercado cafetero local y mundial.

* Fomenta todo tipo de programas para el desarrollo de la caficultura.

* El Fondo Nacional del Café fue creado en 1940 con aportes de dos impuestos.

* El contrato obliga a la separación de los patrimonios de la Federación y del Fondo.

* Las cuentas del Fondo son revisadas por la Contraloría General de la República.

* El Comité Nacional de Cafeteros es la máxima instancia de dirección del Fondo.

¿Y qué es el Fondo del Café?

El Fondo Nacional del Café es una cuenta parafiscal a la que exclusivamente contribuyen los cafeteros colombianos.

La Federación, como representante de los cultivadores, administra los recursos de este Fondo, los cuales deben ser utilizados para beneficio de los mismos cafeteros.

Por su parte, el Gobierno y el gremio acuerdan en un contrato la administración y los parámetros básicos para el uso de dichos recursos.

El seguimiento a las políticas y programas adoptados le corresponde al Comité Nacional de Cafeteros.

El hoy vigente, fue firmado el 12 de julio del 2006 por el Presidente Álvaro Uribe y el gerente del gremio, Gabriel Silva.