‘Hay que convencer a Trump de que Colombia es una buena inversión’

“La decisión del Gobierno y el Congreso de apoyar la paz, es uno de los poquísimos acuerdos bipartidistas que quedan en los EE.UU.”, dice el experto.

Peter Schechter

Peter Schechter, director del centro Adrienne Arsht para América Latina del Atlantic Council de Estados Unidos.

Archivo Portafolio.co

POR:
Ricardo Ávila
mayo 17 de 2017 - 10:36 p.m.
2017-05-17

Peter Schechter, director del centro Adrienne Arsht para América Latina del Atlantic Council de Estados Unidos, tiene claro que Colombia debe explotar el hecho de ser el principal aliado de Estados Unidos en América Latina, situación que le da cierto grado de tranquilidad en las relaciones con el Gobierno del presidente Donald Trump.

Schechter, habló con Portafolio sobre la visita del presidente Juan Manuel Santos a la Casa Blanca, para su primer encuentro con el mandatario estadounidense.

El autor del libro Contra-Bando dijo en enero pasado que es posible predecir que la presidencia de Trump sea conflictiva, “pero con América Latina muy poco”.

¿Cómo analiza la visita de Juan Manuel Santos a Washington?

¡Visita importante! En un momento en donde la política exterior de los Estados Unidos está bajo cuestión en el mundo entero, será crítico reafirmar uno de los ejes más destacados de esa política: la estrecha relación de las últimas décadas con Colombia.

Trump pone muchas viejas certezas en duda; es importante que no dude sobre el hecho de que Colombia ha sido el mejor aliado de los Estados Unidos en la región.

¿Cuál es su percepción sobre la imagen que la actual administración tiene de Colombia?


Que difícil pregunta. Esta administración cuestiona todo. No importa si eres búlgaro, nigeriano, chino, israelí o colombiano. Todo lo viejo está sobre la mesa y eso crea una inestabilidad enorme en el mundo.

Nadie sabe qué piensa ni qué hará Estados Unidos. Nadie sabe cuál es la lealtad hacia los aliados, ni la dureza contra los contrincantes.

En ese sentido, creo que no han pensado mucho sobre Colombia. Probablemente hay dos pensamientos fundamentales y opuestos que rigen las ideas sobre el país.

El primero es que Colombia es un aliado importante que ha sido exitoso. El involucramiento con el país es bipartidista y largoplacista.

El segundo es que esta administración tiende a favorecer la dureza y la percepción de masculinidad sobre la negociación, así que probablemente se creen los argumentos del expresidente Uribe de que esta paz ha sido demasiado generosa con las Farc.

¿Cómo se debe interpretar la aprobación de un paquete de ayuda por 450 millones de dólares por parte del Congreso?

Como el apoyo que Colombia merece y como un acuerdo político en Estados Unidos, que es el momento de pasar la página a una nueva fase, la de apoyar a la paz.

La decisión de respaldar a Colombia es uno de los poquísimos acuerdos bipartidistas que quedan en los Estados Unidos.

En nombre del Atlantic Council, yo les entregué ayer a ambos gobiernos un informe firmado por un impresionante grupo de notables (senadores, congresistas, políticos, diplomáticos, académicos y sociedad civil) que concluye que la inversión hecha durante la fase del Plan Colombia ha sido exitosa y que es hora de seguir apoyando al país.

¿Qué temas piensa usted que encabezarán la agenda de los dos presidentes?

Seguridad, antiterrorismo, metas claras para la paz y la lucha contra el narcotráfico.

¿Qué tan grave puede ser para la relación el crecimiento en el área de cultivos ilícitos?

Es importante. El hecho de que el área de cultivos ilícitos haya crecido en los últimos años es un tema que preocupa a todos aquí. Yo creo que se le dará a Colombia el beneficio de la duda. Pero no es un cheque en blanco. Tiene fecha de caducidad.

¿Qué hay del comercio, que sigue siendo una obsesión del presidente Trump?

Como dije antes, aquí todo es incierto. De momento, el tratado bilateral de comercio libre está a salvo. Pero eso puede cambiar de la noche a la mañana.

¿Qué consejo le daría a Juan Manuel Santos sobre la cita en la Casa Blanca?

Aquí es como el párroco de la iglesia de la esquina. Hay que convencerle que todos los días uno rinde pleitesía a Dios. Pues a Trump hay que convencerlo todos los días de que Colombia es una buena inversión.

¿Qué otros temas regionales preocupan hoy más a Washington que el de Colombia?

Hay tres temas en la región, además de Colombia, que son mencionados en Washington.
Venezuela sobre todo y con buena razón, es algo que preocupa a todos. Venezuela se está evaporando bajo el peso de una dictadura cada día más seria y de una economía cada minuto mas débil.

Obviamente, México, Nafta, el muro y todo el tema de inmigración siguen vigentes como asuntos políticos en EE. UU.. Estos son los temas polarizadores, y francamente horrorosos, que han ayudado a la victoria de Trump.

Por último, espero algún anuncio pronto sobre un cambio a la política hacia Cuba. No hay duda de que Trump, aun sin romper relaciones diplomáticas, buscará la manera de quitar algunos de los acuerdos firmados entre Cuba y Estados Unidos.

Ricardo Ávila Pinto
Director de Portafolio

Siga bajando para encontrar más contenido