Rechazo a decisión del Gobierno de importar

La norma, al parecer, es perjudicial, dijeron los afectados.

Granos

Según las nuevas medidas, ni las lentejas ni el fríjol tendrán arancel.

Archivo particular

Gobierno
POR:
Portafolio
marzo 01 de 2016 - 10:41 p.m.
2016-03-01

Mientras –por un lado– el Gobierno puso en marcha el ‘plan Colombia Siembra’, buscando incrementar en un millón de hectáreas el área sembrada del país, por otro, las cifras de inflación de enero pasado lo presionaron a la libre importación de alimentos.

Así las cosas, la lenteja, el fríjol, el ajo y los aceites vegetales quedaron con arancel cero para traerlos al país, desde todos los orígenes, mientras que los temores rondan a la industria avícola.

La decisión se tomó con el argumento de reducir la inflación de alimentos en Colombia.
Para el caso del pollo, se sabe que podría autorizarse la importación, sin arancel, de no menos de 150.000 toneladas de carne de pollo de diferentes procedencias; la cifra es el 10 por ciento de la producción anual de carne de pollo del país, indicó la Federación Nacional de Avicultores de Colombia (Fenavi).

“Estamos sorprendidos por la medida, pues el Gobierno ni siquiera levantó el teléfono para notificarnos”, dijo Andrés Valencia, presidente de Fenavi.

Para el gremio, la medida es innecesaria, pues la carne de pollo ingresa sin aranceles por cuenta de los compromisos en el marco del TLC con los Estados Unidos: 31.000 toneladas sin arancel para muslo y contramuslo, y cero arancel sin límite de cantidades para alas, pechuga y pollo entero.

En cuanto al fríjol, el gremio cerealero, Fenalce, indicó que la producción de alimentos no debe manejarse bajo criterios comerciales, es decir, que debe haber un equilibrio entre el comercio y la seguridad alimentaria. “Productos como el fríjol no pueden ser solamente importados”, dijo Henry Vanegas, gerente de Fenalce.

Agregó el dirigente gremial que no pueden cambiarse las reglas de juego ni la seguridad jurídica que el propio Gobierno les ha ofrecido.

Por su parte, la Federación Nacional de Cultivadores de Palma de Aceite (Fedepalma), indicó que rechaza las medidas arancelarias, puesto que impactan negativamente a la agroindustria y en particular a las comunidades palmeras.

También, rechazó la forma para adoptar estas medidas, ya que el Gobierno se había comprometido a adelantar un proceso de concertación que no se cumplió.

“Las medidas del Gobierno tienen un impacto negativo en los ingresos de la agroindustria, y en particular en las regiones, que estimamos estaría alrededor de 220.000 millones de pesos en los próximos seis meses, equivalentes al 13 por ciento de los ingresos del sector.

Por último, recordaron que el sector palmero afronta graves problemas fitosanitarios, como el causado por la enfermedad de la Pudrición del cogollo, la cual arrasó con toda el área sembrada en Tumaco, 35.000 hectáreas, y otra cifra similar en Puerto Wilches, Santander y Cantagallo (Bolívar).