Estos son los 'pretendientes' del contrato de manejo de cuota parafiscal ganadera

Una de las ‘joyas de la corona’ del sector agropecuario, valorada en casi $100.000 millones anuales, tiene más de un pretendiente.

Vacas

En Colombia funcionan más de 80 organizaciones bovinas nacionales o regionales, pero por ahora se sabe que varios gremios están interesados en este negocio de manera individual.

Archivo particular

Economía
POR:
Portafolio
agosto 16 de 2016 - 10:53 p.m.
2016-08-16

Tras la decisión de dar por terminado el contrato de administración de la cuota parafiscal, entre el Ministerio de Agricultura y la Federación Colombiana de Ganaderos (Fedegán), aumenta la expectativa acerca de cuál será entidad la escogida para administrar esta cuota parafiscal.

La tajada no es cualquier cosa. Son casi 100.000 millones de pesos anuales que aportan los productores para realizar investigación, mantener la sanidad animal y atender otra serie de necesidades de la actividad ganadera.

En Colombia funcionan más de 80 organizaciones bovinas nacionales o regionales, pero por ahora se sabe que varios gremios están interesados en este negocio de manera individual (carne y/o leche), mientras que un gremio nuevo, que está gestándose, busca que le sean entregados la totalidad de los recursos del fondo. (Lea: Ganaderos e industriales, en debate por precio de la leche)

LOS MÁS ‘VISIBLES’

El primero, la Asociación Nacional de Productores de Leche (Analac) quiere la parafiscalidad que pagan los productores de leche. Esta es correspondiente al 0,75 por ciento del valor por litro de leche que les pagan a los ganaderos y está calculada en no menos de 20.000 millones de pesos anuales. (Lea: Ganaderos pagaron $ 7.450
millones de más por vacuna
)

En su momento justificó la petición argumentando que es el gremio más representativo de los productores de leche.

El segundo sería la Unión Nacional de Asociaciones Ganaderas Colombianas (Unaga) Este gremio lo integran 24 asociaciones de razas puras de las especies bovina, equina, ovina, caprina y bufalina, que reciben apoyo al fomento y la promoción de las razas puras y su aplicación para el desarrollo social, económico y tecnológico de la ganadería.

Alfredo García Burgos, presidente de Ganacor, y cabeza visible de la llamada ‘unidad nacional ganadera’, el nuevo gremio que está gestándose, por fuera de Fedegán, indicó que una vez se tenga la personería jurídica, harán la gestión ante el Gobierno Nacional para que se les permita administrar la cuota de fomento ganadero.

“Hoy, el nuevo gremio tiene a su favor no menos de 18 departamentos ganaderos. Estamos dando pasos seguros tras la aceptación del nuevo gremio, el que hemos presentado en varias ciudades del país”, apuntó García Burgos.

Para el próximo lunes ya se tendrá la identidad corporativa del nuevo gremio, la que se pondrá a consideración de los futuros asociados, durante una primera ‘reunión gremial’ que se hará ese mismo día, en Bogotá.

“Trabajaremos sobre cuatro pilares: inclusión, democratización, participación y despolitización”, concluyó García Burgos.

Se supo que la por ahora llamada ‘unidad nacional ganadera’ redactará sus estatutos teniendo en cuenta la organización piramidal de la Federación Nacional de Cafeteros.
Otra alternativa podría ser con la Unión Colombiana de Criadores de Cebú
Lechero y sus Cruces (Ucebul), un gremio que ha venido trabajando silenciosamente, luego de haberse mantenido un par de años en latencia.

Hoy, Ucebul está dirigida por el médico veterinario Óscar Fajardo. Este gremio ejecutó recientemente el programa de alimentación bovina, por medio de un contrato firmado con la Bolsa Mercantil (BMC).

CAMBIOS A CLÁUSULAS

El Gobierno definirá el ‘vehículo jurídico’ que permita continuar con el recaudo de la parafiscalidad.

Así se garantizará el cumplimiento de la destinación de estos recursos, entre ellos, el mantenimiento del estatus sanitario ganadero del país”, dijo en su momento el Ministerio de Agricultura.

Al mismo tiempo, se abrirá una licitación para que las entidades financieras, en este caso las sociedades fiduciarias, puedan hacerse a la administración de los recursos.
Por ahora, el recaudo y manejo de los dineros está a cargo de Fiduagraria, establecido por seis meses, plazo que se prorrogó hasta cuando sea escogida otra sociedad fiduciaria recaudadora.

CONTRATO SIN ‘VENTAJAS’

El Gobierno busca redactar un nuevo contrato de administración de los recursos, pero con la certeza de ‘tener la sartén por el mango’ para poder intervenirlo si llegase a ser necesario.

En este nuevo contrato se buscaría eliminar las cláusulas ‘leoninas’ que no dan margen para la intervención de las autoridades judiciales y de vigilancia y control, pues, al parecer, el que estuvo vigente se mantuvo ‘blindado’ para que no pudiera ser intervenido.

Así, sería uno que favorezca a las partes: Gobierno y gremio administrador.

¿QUÉ ES LA CUOTA PARAFISCAL?

La Cuota de Fomento Ganadero y Lechero la pagan las personas naturales o jurídicas que produzcan carne y/o leche; están exentas las cooperativas lecheras, pero pueden decidir hacerlo.

Al productor se le descuenta el 0,75% sobre el precio del litro de leche vendida por el finquero y el equivalente al 75% de un salario diario mínimo legal vigente por cabeza de ganado al momento del sacrificio. La cuota la recaudan las plantas (frigoríficos) y las personas naturales o jurídicas que compren leche cruda al productor.

“La decisión del Ministerio de asumir la administración del FNG a través de Fiduagraria es de Estado y se debe a un asunto absolutamente jurídico, administrativo y financiero”, explicó la entidad.