Hueco por contrabando de cigarrillos superaría los $300.000 millones

Esta cifra es una estimación para este año, según un estudio de la Andi, que también revela que este flagelo aumentó 5% en el 2017.

Cigarrillos

Archivo Portafolio.co

POR:
Portafolio
abril 19 de 2018 - 09:12 p.m.
2018-04-19

La esperanza de que los índices de contrabando se disminuyeran se ha ido ‘esfumando’ poco a poco para las firmas de cigarrillos en el país. Según un estudio de Invamer, contratado por la Andi, la evolución del porcentaje de los cigarrillos ilegales pasó del 13% en el 2016 al 18% en el 2017.

(Lea: Contrabando, un mal que aqueja la frontera entre Colombia y Ecuador)

Asimismo, de acuerdo con las cifras presentadas en el documento, se estima que para el 2017 las pérdidas de recaudo a nivel nacional ascendieron a $229.376 millones, siendo los departamentos de Bolívar, Magdalena, Antioquia, Cesar y Atlántico los que presentaron mayores pérdidas.

(Lea: Las falencias de la regulación aduanera para importaciones)

Para el 2018, asumiendo que el volumen de contrabando permanecería estable, la pérdida ascendería a $ 335.522 millones, por lo que el Estado dejaría de recaudar un 46% más frente al año anterior.

Rosa Pereira, directora de relaciones corporativas de British American Tobacco Colombia, aseveró que “el contrabando afecta tanto al Estado como a las ventas legales de la industria. En la Costa Atlántica se ve más la afectación, por la zona de régimen especial de La Guajira. Esperamos que se siga profundizando en la aplicación del artículo 19 de la Ley Anticontrabando del 2015. Hemos visto los resultados de varios operativos de las autoridades contra este flagelo, sin embargo, no se ha encontrado todavía la fórmula perfecta”.

Por otro lado, Humberto Mora, vicepresidente y director de Asuntos Corporativos de Coltabaco, indicó que “se ve una tendencia marcada de la disminución de la tasa de incidencia del contrabando antes del 2016. Luego, la reforma tributaria del 2016 revirtió todo lo que se había avanzado y, además, no se logró el objetivo de salud pública, porque se dio una sustitución del producto legal por el ilegal”. Mora también se mostró preocupado por la participación de mercado de algunos departamentos de la Costa Atlántica donde la ilegalidad supera más del 50%.

El estudio también arrojó una caída del consumo promedio de cigarrillos a la semana por fumador, focalizada en las áreas urbanas más no en las rurales.

En el grupo de jóvenes es donde se mantiene mayor estabilidad aunque es el grupo que menos consumo semanal presenta. Con respecto a los ilegales, se presenta menor caída que en legales.

En cuanto a la participación de mercado de cigarrillos según el origen, está en primer lugar Uruguay (3,8%), seguido por Hong Kong (3,7%), Paraguay (2,8%), Indonesia (2,3%), China (2%). En este listado también aparecen Emiratos Árabes Unidos, Filipinas, India, Camboya, Vietnam, Venezuela y Nicaragua.

En el escalafón de la participación de mercado de cigarrillos ilegales por marca, se ubica en la primera posición Brass (3,7%) y luego Rumba (3,4%), Win (2,2%), Ibiza (1,4%), entre otras. En tanto que un 32,5% se incrementó el precio de las cajetillas legales, en el 2017, y las cajetillas ilegales aumentaron 31,4%.

El comercio ilegal de este producto se constituye en uno de los delitos más sensibles para América Latina, con cerca de 46 billones de cigarrillos - más de 2 billones de cajetillas - ilegales y 3,8 billones de dólares de pérdidas, de acuerdo con cifras de KPMG, que reveló en su más reciente estudio que Colombia es el tercer país con la mayor cantidad de marcas de contrabando.

Y en general, este flagelo en América Latina deja al año pérdidas por US$80.000 millones.

Siga bajando para encontrar más contenido