Colombia, un país en obra que se mantendrá así por 5 años

El país aún tiene un atraso gigantesco en infraestructura frente a los demás países de la región. Sólo supera a Bolivia, Guyana o Haití.

Invierno frenó arranque de las obras de infraestructura

El país proyecta al 2021 dar el gran salto hacia la competitividad y convertirse en una nueva nación.

Infraestructura
POR:
Portafolio
mayo 02 de 2016 - 10:13 p.m.
2016-05-02

Colombia está literalmente en obra y se mantendrá así durante los próximos cinco años.

Por diferentes razones el país presentaba un atraso gigantesco en infraestructura; de hecho, según el último informe del Foro Económico Mundial (WEF por sus siglas en inglés), Colombia ocupa el puesto 84 en términos de infraestructura a escala global, el 14 a nivel del continente y el 10 puesto en América Latina.

La idea es que esto sea asunto del pasado en cinco años, pues se proyecta al 2021 dar el gran salto hacia la competitividad y convertirse en una nueva nación. Así lo menciona el vicepresidente de la República, Germán Vargas Lleras, quien enfatiza que todas las obras que están en marcha en estos momentos los colombianos podrán disfrutarlas para esa fecha.

Y es que la preocupación por estos atrasos ha sido tanta que la infraestructura está en el centro de la agenda del Gobierno Nacional. Por ejemplo, actualmente se encuentra en marcha el programa de Autopistas de Cuarta Generación con una inversión que superará los 47 billones de pesos entre iniciativas públicas y APP de carácter privado.

En obra pública, Vías para la Equidad alcanza una inversión de $4 billones, que en 57 proyectos beneficia a 26 departamentos. También a cargo del Invías están proyectos estratégicos como el puente Pumarejo, tramos de la doble calzada Buga-Buenaventura y el nuevo puente de Honda, con inversiones por otros dos billones de pesos.

En materia aeroportuaria, se están modernizando 51 terminales aéreas en todos los departamentos del país, con inversiones que superan los $2,8 billones, tanto de obra pública, a cargo de la Aerocivil, como de concesiones otorgadas por la ANI.

Así mismo, la entidad recalca que lideran “una época que ha cambiado a nuestro país para siempre por muchas razones, por ejemplo el nacimiento de la intermodalidad en Colombia, el inicio de los acuerdos entre el Gobierno, los empresarios y los colombianos en general en pro de la competitividad y la logística, la decisión de jugárnosla por la tecnología en el transporte, entre otros”.

Como recuerda el presidente de la ANI, Luis Fernando Andrade, Colombia tuvo un gran empuje, un gran desarrollo de infraestructura en la época de los 50, momento en el que surgieron muchas de las grandes obras del país, como es el caso del aeropuerto El Dorado, y la mayor parte de los puentes sobre el río Magdalena, pero luego el país priorizó otras inversiones y se hicieron avances importantes en salud, educación, entre otros.

“Se tuvo que destinar gran parte de sus recursos a la defensa y se descuidó la infraestructura, por eso hoy estamos en una situación adversa, que vamos a cambiar”, manifiesta Andrade.

Ante esto, el directivo agrega que se debe reconocer que el país triplicó el volumen de inversión en infraestructura en los últimos años, y el Gobierno Nacional decidió lanzar el proyecto de infraestructura, que, para él, es el más ambicioso que se ha visto en Colombia, “esperamos estar entre los 5 mejores países de América Latina, en cuanto a infraestructura de orden nacional, o sea vías nacionales, puertos y aeropuertos para el 2021”, declara.

Respecto a los puntos por fortalecer, Andrade afirma que aunque el país ya está haciendo un esfuerzo enorme por ponerse al día en cuanto a la infraestructura principal, es decir, la infraestructura de orden nacional, puertos, aeropuertos, grandes autopistas, ahora debe trabajar en mejorar las vías secundarias y terciarias, especialmente en las áreas más apartadas, donde hemos tenido conflicto armado.

Finalmente, el Vicepresidente es optimista respecto a la meta proyectada para el 2021 y enuncia que se debe recordar que esta es la primera vez en décadas que el país recibe una revolución de este tipo en materia de infraestructura, señala que todos los proyectos, independientemente de la dimensión que tengan, son clave, aunque reconoce que hay grandes proyectos que Colombia reclama hace décadas, como el complejo del túnel de La Línea, y las obras de la doble calzada Buga- Buenaventura, que deben ser entregados este año, de acuerdo con el compromiso público adquirido por los contratistas.

¿Qué puntos se deben fortalecer?

En Colombia, según expertos del sector, se tiene como una prioridad el restablecimiento del sistema férreo, para utilizarlo como un vehículo multimodal para el transporte de carga. Por ello se ha puesto en marcha un Plan Maestro de Transporte (Plan Maestro Fluvial y Plan Maestro Férreo), con un horizonte de largo plazo, que es una hoja de ruta para el sector, cuya premisa es el fortalecimiento de la multimodalidad como respuesta a las especiales condiciones geográficas y el dinamismo de la economía de cada una de las regiones del país. En el sector transporte también es importante avanzar en una política pública de movilidad y especialmente la estructuración de los sistemas masivos, en los que hay grandes retos por delante.

María Trinidad León
marleo@eltiempo.com