Puertos nacionales mantienen el buen ritmo de inversiones

Debido al incremento de recursos, las terminales de Santa Marta, Cartagena, Barranquilla y Contecar proyectan fortalecer su competitividad.

Puerto de Barranquilla

El crecimiento del tráfico portuario aumentó 5,5 por ciento el año pasado en Colombia.

Archivo Portafolio

Infraestructura
POR:
Portafolio
abril 18 de 2016 - 08:16 p.m.
2016-04-18

Uno de los principales logros del sistema portuario colombiano ha sido el fortalecimiento de su papel como aparato competitivo, aportando a la economía del país.

Buen viento y buena mar son las proyecciones para las diferentes terminales a escala nacional, esto gracias a la inyección económica que se encuentran recibiendo para ejecutar proyectos de infraestructura e incluso llevar a cabo la adquisición de equipos, con lo cual se proyecta ampliar la capacidad de carga, aumentar la movilidad e incrementar el calado.

Y es que, de acuerdo a información de la Superintendencia de Transporte, la inversión en 2015 en estos sistemas fue un 2 por ciento mayor que el año anterior, ya que en Colombia los puertos recibieron 754,3 millones de dólares.

Por ejemplo, Mauricio Suárez, presidente del Puerto de Santa Marta, dicen tener un plan de inversiones con el Gobierno por un monto de 127 millones de dólares que debe ser ejecutado hasta el 2033, de los cuales, ya se han invertido 84 millones.

Para el 2016 tienen proyectada una inversión en la implementación de escáneres para la inspección no intrusiva de contenedores por 5,8 millones de dólares; la construcción de 4 silos nuevos para almacenamiento de graneles limpios por 5,3 millones de dólares;
infraestructura en muelle para almacenamiento de líquidos por 4,5 millones de dólares, y el refuerzo del muelle número 5 por un valor de 300 mil dólares.

“Todas las inversiones enunciadas harán aún más competitiva la operación portuaria desde Santa Marta”, asegura.

Actualmente, en promedio el puerto de Santa Marta moviliza 6, 5 millones de toneladas de importación y exportación discriminadas en contenedores (banano, frutas congeladas, carnes, perecederos, papel, aceros y otros) graneles (trigo, maíz, soya, destilados de gluten), 40 mil unidades de vehículos de importación, carga general para proyectos y carbón.

Así mismo, la construcción de los 4 nuevos silos para almacenamiento de granel hará llegar el terminal a 11 silos en total, lo que aumentará la capacidad estática en 26 mil toneladas.

Cambiando el rumbo

Por su parte, Barranquilla y su terminal no son ajenos a estos proyectos, y es que aunque por muchos años la ciudad creció dándole la espalda al río Magdalena, ignorando quizás el potencial que tenía gracias a su cercanía con este y su condición natural de ciudad-puerto, hoy la historia se escribe de una manera distinta y tanto el Gobierno Nacional, el local, como el sector privado le están apostando a este vector de crecimiento.

Voceros de esta terminal señalan tener claro que esta es la bandera que le permitirá a la ciudad ser más competitiva, ofreciendo a la industria condiciones idóneas para su generación y fortalecimiento y conectándola con el resto del país y del mundo.

Es por esto que la organización ha decidido enfocar sus esfuerzos en la consolidación de una plataforma logística que no sólo logre satisfacer las necesidades de sus clientes, sino también las de la ciudad deseosa de poder aprovecharla al máximo, lo cual hace parte de un plan maestro que se ha venido implementando desde el inicio de 2015, en él, el Puerto realizará inversiones cercanas a los 129 mil millones de pesos hasta 2017.

Aunque indican no haber proyectado una estimación de movilización de carga a futuro, destacan que los beneficios y las cifras serán significativas.

Dentro de estas inversiones resaltan la construcción de la que ellos dicen será la primer bodega de refrigerados al interior de un terminal portuario en Colombia con capacidad de 2.600 posiciones para carga, “Este proyecto que representa un hito en el sector a nivel nacional nos permite ofrecer a nuestros clientes un portafolio más amplio de servicios que impactarán de igual forma en la eficiencia de sus procesos”, agregan.

Por su parte, la Sociedad Terminal de Contenedores de Cartagena (Contecar), enfatiza que desde su adquisición en el 2005, se ha transformado de ser un pequeño terminal con una operación de 100 mil TEU anuales (capacidad de carga de un contenedor normalizado de 20 pies) a un moderno terminal de 2,2 millones de TEU en el 2015.

En efecto, hasta la fecha el proyecto ha exigido la ejecución de inversiones por el orden de 450 millones de dólares, 2.000 contratos y la participación de 3.700 proveedores y contratistas.

En el 2016 se invertirán alrededor de 105 millones de dólares para habilitar una capacidad de 3 millones de TEU, además se realizará el dragado a 16.5 metros de profundidad para permitir el arribo de barcos New Panamax de 14.000 TEU, los cuales navegarán esta región luego de la ampliación del Canal de Panamá a finales de este año.

Finalmente, en cuanto a la Sociedad Portuaria Regional de Cartagena, con una capacidad anual de 1.5 millones de TEU, continúa avanzando en la ejecución del plan maestro de desarrollo, que a la fecha acumula inversiones por el orden de 250 millones de dólares, ejecutadas a través de 2.500 contratos con la participación de 3.700 proveedores y contratistas.

Para el 2016 se contemplan inversiones por US$30 millones adicionales para llevar la profundidad de la zona de maniobras a 15.5 metros y preparar los muelles para el atraque de barcos de más de 10.000 TEU, la proyección es llevar la capacidad de operación del terminal a 2 millones de TEU anuales.

María Trinidad León
marleo@eltiempo.com