Los ‘pesos’ que tienen divididos a los maestros y al Gobierno

Luego de una semana de suspendida, en la noche del martes se reanudó la negociación. Tres puntos del pliego costarían cerca de $1,2 billones.

Paro de maestros 2017

El paro de los docentes del país completó 34 días, mientras se negocia con el Gobierno.

Archivo CEET

POR:
Portafolio
junio 13 de 2017 - 10:00 p.m.
2017-06-13

Tras una semana de suspensión de los contactos formales entre el magisterio y el Gobierno para resolver el paro que lleva ya 34 días, en la noche del martes se instaló de nuevo la mesa de negociaciones, según confirmaron voceros de Fecode.

(Lea: Un mes completa el paro de maestros en el país

A mediados de la tarde y ante el silencio que había en cuanto a la posibilidad de sentarse de nuevo a discutir los puntos del pliego, la Junta Nacional del gremio había dado la orientación de que los 80 integrantes de su Comité Directivo, máxima instancia de decisión, retornaran a sus regiones de origen.

(Lea: Aplazan pruebas Icfes por paro de maestros

“Esa orientación sigue en pie, pero si toca que se devuelvan, se hace”, dijo anoche un directivo de Fecode consultado por Portafolio.

(Lea: Maestros deberán reponer las horas perdidas en el paro

Este conflicto laboral involucra, no solo a 318.000 docentes estatales, sino a más de ocho millones de alumnos que están a la espera de volver a las aulas.

Hasta que el Gobierno llamó a reanudar diálogos, las posiciones de las dos partes parecían imposibles de flexibilizar, pues Fecode está presionado por dejar contentas a sus bases y el Gobierno por no ir más allá de los que sus recursos le permiten, según ha dicho.

En el pliego hay tres puntos referentes a la nivelación salarial, una bonificación y la garantía de que no les quiten garantías, que de ser aceptadas como se piden, pasarían de $1,2 billones en costos.


El cuarto, y que según Fecode es crucial, tiene que ver con la modificación del Sistema General de Participaciones (SGP), de donde se financia la educación, con el fin de desatrasar la brecha que hay entre gastos e ingresos, y asegurar que a futuro esta diferencia no crezca.

El magisterio asegura que le han incumplido puntos de las negociaciones del 2011 y 2015, pero el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, sostiene lo contrario.

El titular de la cartera financiera recalcó sobre los incrementos que se les han hecho a los docentes desde el 2014, que contando el de este año, suman $2,94 billones, más $3,94 billones que se esperan del incremento salarial del 2018 y 2019.

Adicionalmente, pese a que entre las peticiones del pliego está la de incrementar el presupuesto para preparación de maestros e investigación, Cárdenas recalcó que los recursos para el sector de la educación son los más altos de la historia (Mineducación habla de $38,6 billones), de los cuales $20,83 son del SGP, y lo demás, del Presupuesto General de la Nación.

El Ministro aseguró que se les ha reconocido a los docentes estatales una prima de servicios de 15 días hábiles al año desde el 2015 y un año antes esta era de 7 días.
Cárdenas manifestó además, que las limitaciones fiscales actuales son las que le impiden al Gobierno Nacional dar mayores beneficios a los maestros, aunque reiteró el compromiso del Ejecutivo por honrar lo ya pactado hace dos años.

Los docentes piden que se les haga extensiva una bonificación por servicios prestados aprobada en el 2015 para los trabajadores estatales (35% para los que ganaran más de “$1,5 millones y 50% para los de menos), y de la cual quedaron excluidos.

Aunque el asesor económico de Fecode, Ilich Ortiz, reconoce que entonces aceptaron que así fuera, como parte de la negociación en la que ya les habían aceptado la nivelación salarial, asegura que el acuerdo era volver sobre este punto, pero el Gobierno no lo ha querido aceptar. De darse, calcula que podría costar $400.000 millones por año.

El Gobierno se ha mostrado proclive a ceder, pero no en el monto pedido. En un principio dijo que solo tenía $130.000 millones y luego consiguió otros recursos, hasta llegar a unos $220.000 millones, que alcanzarían para otorgar alrededor de 13%. La otra propuesta es excluir de la prima a los docentes de categoría 14, es decir unos $120.000 millones, algo a lo que el sindicato se niega.

“Si ponen $20.000 o $30.000 millones más, habría posibilidades de negociación”, dijo Ortiz.

El gremio busca además que el Gobierno no acate un fallo del Consejo de Estado (que en su concepto no es obligatorio) el cual declaró ilegales e inconstitucionales algunas gabelas otorgadas por los departamentos en décadas pasadas para los profesores. Ellas son disfrutadas por unos 60.000 docentes y le significan al erario otros $400.000 millones.

“Eso en una negociación es inaceptable, porque sería como meter la mano al bolsillo de lo que el gremio tiene adquirido”, apuntó el experto.

El tercer ítem, relacionado con la nivelación salarial en 4 puntos porcentuales del salario de acá a cinco años, adicionales al 12% pactado en el 2015, valdrían alrededor de $400.000 millones adicionales por año, pero no tendrían que desembolsarse de inmediato sino que se haría de manera progresiva, comenzando en el año 2020.

Siga bajando para encontrar más contenido