Mercados emergentes tuvieron su mejor desempeño en 12 años

Desde los juegos de poder con misiles de Corea del Norte hasta el impago de la deuda de Venezuela, este ha sido un año cargado de acontecimientos en los mercados en desarrollo.

Producción de acero en China amenaza mercados emergentes

La producción en las economías emergentes aumentó durante el año.

POR:
Bloomberg
diciembre 13 de 2017 - 12:17 p.m.
2017-12-13

2017 seguramente terminará como el año en que la política monetaria expansiva y un crecimiento global incipiente se unieron para producir excelentes rendimientos para los mercados emergentes mundiales.

(Lea: Economía de Latinoamérica se reanima y se acerca a su "velocidad de crucero")

Las divisas y las acciones de las economías en desarrollo se encaminan hacia su mayor recuperación en ocho años en la medida que los mercados de más riesgo hicieron caso omiso de diferentes crisis y amenazas para brindar ganancias a los inversores. Los bonos también tuvieron una buena racha. La deuda de mercados emergentes en moneda local rindió el máximo desde 2012 en medio de un entorno de política expansiva.

(Lea: La reforma tributaria de Trump)

Desde los juegos de poder con misiles de Corea del Norte hasta el impago de la deuda de Venezuela, este ha sido un año cargado de acontecimientos en los mercados en desarrollo, inaugurado por la preocupación ante el discurso comercial proteccionista del presidente estadounidense Donald Trump. Pero los inversores vieron más allá de la tensión para concentrarse en los aspectos positivos de 2017, en tanto el panorama de crecimiento fuerte desvió la mayoría de los impactos.

Que esa resiliencia persista en 2018 es menos seguro, en vista de un mayor ajuste de la Reserva Federal y un riesgo político en evolución asomando en el horizonte. Asia, que alberga la mayor economía de los países en desarrollo, tuvo su cuota de sucesos que movieron el mercado este año. A continuación, que resultó de algunos de ellos:

China, año de Xi: La campaña de desendeudamiento liderada por el presidente Xi Jinping (que confirmó su estatus de líder más fuerte del país en décadas en el 19° Congreso del Partido Comunista en octubre) influyó en el sentimiento de los mercados durante todo el año. La ofensiva para reducir los niveles de deuda y atacar el riesgo sistémico se está intensificando y es probable que sea un factor cada vez más importante para los activos el año próximo.

Peninsula coreana: "El hombre de los cohetes", como apodo Trump al líder de Corea del Norte, Kim Jong Un, sacudió al mundo con más de una docena de ensayos de misiles en 2017. Los gestos de Kim desataron una guerra de palabras con el presidente estadounidense, que ha manifestado su exasperación ante el afán del régimen de tener armas nucleares de cara a las sanciones y la condena globales. Ahora que Pyongyang dice que su fuerza nuclear estatal está completa, es probable que la tensión continúe en 2018 cuando el país se incline hacia el dialogo.

Polonia, nuevo estatus: La empresa de índices y soluciones analíticas FTSE Russell subió la calificación de Polonia a mercado bursátil desarrollado en septiembre, pero la política desempeño un papel central en 2017. Desde que llegaron al poder hace dos años, los populistas de derecha han malogrado las relaciones con Alemania y Francia y desafiado el régimen legal de la Unión Europea reformando el sistema judicial del país. Mientras tanto, en el tercer trimestre la demanda local hizo acelerar el crecimiento económico al ritmo más veloz desde 2011 impulsando las acciones.

Brasil, elecciones: Los esfuerzos del presidente Michel Temer por reducir el déficit fiscal siguieron impulsando las acciones brasileñas hasta nuevos máximos record, junto con la evidencia de un repunte de la actividad. Después de implementar con éxito nuevas leyes laborales, Temer intenta ahora reunir apoyo para una reforma del sistema de pensiones antes de fin de año. Si bien todo esto sostuvo los mercados, el presidente también enfrentó acusaciones de corrupción en el transcurso de 2017. La incertidumbre sobre la elección presidencial del año próximo debería seguir siendo un motor clave del mercado, en tanto los candidatos preferidos de los inversores van rezagados en las encuestas de opinión.

Argentina, cierta redención: Los activos argentinos resurgieron este año en la medida que el presidente Mauricio Macri avanzó con los planes de achicar el déficit fiscal. De aquí en adelante, ha prometido abandonar algunas de las políticas proteccionistas del gobierno anterior y está proyectando reformar el sistema tributario y el jubilatorio.


*Bloomberg

Siga bajando para encontrar más contenido