Presupuesto contempla recorte en 14 sectores para cuadrar caja

Las principales reducciones se produjeron en el agropecuario y en el de minas y energía. El primero bajó un 33,6% y el segundo, un 33%. 

Presupuesto

La nómina del Estado se congeló desde febrero de 2016. Los ajustes salariales se hacen de acuerdo con el IPC.

Economía
POR:
Portafolio
julio 31 de 2016 - 09:43 p.m.
2016-07-31

El Gobierno Nacional radicó ante la Cámara de Representantes el Presupuesto General de la Nación de 2017, el cual contempla recortes en 14 de 29 sectores con el objetivo de cuadrar las cuentas del Ejecutivo ante la nueva coyuntura económica.

De los 224,4 billones de pesos que espera el Gobierno le sean aprobados por los legisladores, el 19,7 por ciento será para el sector educación, que recibirá 33,53 billones de pesos, es decir, dos billones más que los recibidos en 2016.

El ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, explicó que “el Presupuesto General de la Nación para 2017 asciende a 224,4 billones, de los cuales 209,3 billones se financian con aportes de la Nación y 15,2 billones con recursos propios de las entidades descentralizadas del orden nacional”.

Entre los sectores a los que se les recortó el presupuesto para la vigencia 2017, el que más impactado se ve es el de agricultura. El próximo año contará con un 33,6 por ciento menos de presupuesto que este año; recibirá 1,66 billones, mientras que en 2016 le fueron aprobados 2,50 billones.

Otro de los sectores que tendrá menor relevancia en el PGN del año entrante es el de minas y energía, el cual verá disminuidos sus recursos en un 33 por ciento, pasará de 3,31 billones a 2,21 billones.

El sector de hacienda, por su parte, contará con 22,9 por ciento más dinero que en 2016. En total recibirá 15,12 billones, en tanto que este año tuvo a cuenta 12,31 billones.
También se verá beneficiado el sector trabajo, el cual contará con 13 por ciento más capacidad que este año.

El Gobierno espera registrar ingresos por 134 billones de pesos en 2017, lo que representa un aumento del 4,9 por ciento en comparación con los percibidos este año.
Como proporción del PIB representarán el 14,9 por ciento; en 2016 los ingresos de la Nación representaron el 15 por ciento.

Del total de estos, unos 127,8 billones serán tributarios, alrededor de 700.000 millones no tributarios, unos 2,3 billones serían provenientes de fondos especiales y 4,1 billones más vendrían de rendimientos y excedentes financieros.

El Ministerio de Hacienda informó que 54,3 billones de pesos serán destinados al servicio de la deuda colombiana. Es decir, el 24,2 por ciento del total del proyecto presupuestal presentado. Así mismo, 32,9 billones, 14,6 por ciento del total, serán destinados para la inversión.

En la elaboración de presupuesto para 2017 el Gobierno trabajó con una base de crecimiento del 3,5 por ciento. Del mismo modo, está esperando que el precio promedio del dólar sea de 3.033 y que el barril de petróleo Brent se cotice a alrededor de 47,5 dólares.

Destacó el Ministro de Hacienda que como parte del programa de austeridad inteligente que adelanta el Gobierno Nacional, la nómina del Estado fue congelada desde febrero de este año, es decir, no se abren nuevos cupos al interior de las entidades gubernamentales y los aumentos salariales se realizan de acuerdo con el IPC.

También se realizará un recorte del 5 por ciento en los gastos generales (viáticos, papelería, vehículos de transporte, celulares, etc.) y en los contratos de prestación de servicios. Esto supone un ahorro de 1,2 billones de pesos frente a lo que hubiese sido el crecimiento de estas partidas por el incremento de la inflación.

El Gobierno espera que con este presupuesto se cumpla la meta de reducción del déficit fiscal de 3,9 por ciento del PIB en 2016 a 3,3 por ciento en 2017, de acuerdo a los postulados de la regla fiscal.

“La responsabilidad fiscal es el mejor instrumento para generar confianza en nuestra economía y para consolidar la calificación BBB que tenemos desde 2013. La confianza en Colombia paga con creces, es la fuente de generación de empleo e inversión productiva”, dijo el ministro Cárdenas luego de la rebaja en la perspectiva de la calificación de Colombia por parte de Fitch Ratings.

Adicionalmente, Cárdenas señaló que es muy importante recalcar la reducción en términos reales del PGN. Si bien hay un aumento con respecto al presupuesto de 2016, este incremento es inferior a la inflación esperada. Es decir, hay una reducción en términos reales.

El Ministro puntualizó que el presupuesto general reforzará los pilares fundamentales de educación, equidad, infraestructura y programas de paz, que deberán impulsar la industria, la agricultura y el sector de servicios, en particular el turismo.

Según Cárdenas esos son los sectores que están llamados a desempeñar un papel fundamental como motores de la ‘nueva economía’.

PIB SERÍA DE 2,3 POR CIENTO

A pesar de que el Gobierno Nacional sigue confiado en que el crecimiento del PIB este año será del 3 por ciento, el equipo técnico del Banco de la República recortó su estimación al 2,3 por ciento desde el 2,5.

No obstante, se espera que al cierre del 2016 el déficit de la cuenta corriente represente el 5,3 por ciento del PIB, lo que equivaldría a unos 15.000 millones de dólares. El Gobierno espera que en 2018 el PIB aumente 3,9 por ciento; en 2019, 4,3 y en 2020, 4,6.
La inflación se mantendría en el 3 por ciento desde el 2018, el año entrante sería del 4 por ciento.