Para una mejor experiencia active el soporte javascript de su celular. Como hacerlo?

Últimas Noticias de Economía y Negocios de Colombia y el Mundo

Lunes 24 de Noviembre 2014

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Retos de la bancarización en Colombia

Febrero 9 de 2011 - 8:56 pm



Se necesita educación financiera, más infraestructura de servicios, seguridad y mayor uso de la tecn

La bancarización juega un papel primordial en el desarrollo, principalmente de las regiones colombianas más apartadas, porque facilita la circulación del dinero, permite la articulación con el resto del mundo, promueve el ahorro y facilita el acceso al crédito, condiciones necesarias para impulsar un crecimiento sostenible de las actividades productivas.

Desde el Gobierno anterior, se han venido realizando importantes esfuerzos para jalonar la bancarización, creando un marco legal para promover en la industria la creación de nuevos canales de servicio, brindando incentivos para ampliar la cobertura en poblaciones sin presencia bancaria y promoviendo la apertura de cuentas electrónicas para el pago de subsidios del Programa de Familias en Acción.

Si utilizamos el indicador de bancarización como el porcentaje de personas adultas que cuentan con al menos un producto o servicio bancario frente al total de población mayor de 18 años, vemos que el avance en este campo es muy importante, según el Reporte de Bancarización de Asobancaria. Pasamos de un 48 por ciento en octubre de 2006, a un 62 por ciento en septiembre de 2010, siendo las cuentas de ahorro el producto líder.

Así mismo, se destaca el crecimiento de municipios con presencia bancaria, que pasó de un 70 por ciento en el 2006 a un 97 por ciento en el 2010 como resultado de la implementación de los Corresponsales No Bancarios.

Si bien las acciones emprendidas se orientan en la dirección correcta, es necesario profundizarlas para que la bancarización produzca efectos positivos durables y se convierta efectivamente en una locomotora del desarrollo y contribuyan en la superación de la pobreza.

Desde el punto de vista de la creación de condiciones para la ampliación sostenible de la cobertura de los servicios financieros se hace indispensable que el Gobierno Nacional formule y desarrolle un programa específico y de amplio espectro de educación financiera. Es necesario que la población, sobre todo rural, se apropie de los beneficios de acceder al sistema financiero y aprenda a utilizar los canales de servicio y medios de pago. Hay que empezar por educar a la juventud para que se conviertan en multiplicadores en sus hogares y se pierda el miedo a utilizarlos.

Aunque las experiencias en este campo todavía son pocas, las entidades financieras que las han realizado muestran resultados satisfactorios en la utilización de los servicios financieros. Los centros educativos demuestran interés en contribuir en este proceso, lo que se necesita es articular acciones gobierno-sector bancario-sector educativo. Hay que enseñar haciendo en cada localidad a través de los servicios por Internet y en los negocios donde se tienen instalados Corresponsales No Bancarios.

Así mismo, se hace indispensable que el Gobierno Nacional contribuya en el mejoramiento de la infraestructura de servicios públicos, particularmente de la energía y las comunicaciones en las poblaciones más alejadas, donde en muchos casos no se dispone del servicio de energía eléctrica que dificulta la instalación y operación de canales electrónicos. Casos como el de Alto Baudó y varias localidades más del Pacífico colombiano merecen atención especial.

En esa misma perspectiva, y para que los procesos de bancarización sean viables y sostenibles en el tiempo es necesario fortalecer los logros alcanzados en materia de seguridad. Hay poblaciones donde se dificulta la bancarización por la presencia de fuerzas al margen de la ley que alejan toda posibilidad de montar canales de servicio financieros ante la eventualidad de atracos y robos en los establecimientos donde operan.

Ahora, el sector financiero tiene también inmensos retos en la bancarización. Si bien el aprovechamiento de la tecnología de las comunicaciones para el desarrollo de productos y servicios bancarios en Colombia ha sido destacado, todavía resta mucho por hacer. Es necesario pasar de canales presenciales y medios físicos a canales y medios virtuales como forma de reducir costos, prestar mejores servicios y ampliar cobertura.

Si bien hay entidades bancarias que han crecido significativamente en canales electrónicos como Corresponsales No Bancarios y banca por Internet, como medio para descongestionar oficinas en los grandes centros urbanos, es claro que hay espacio para profundizar estos canales con mayor número de productos y servicios, de tal manera que se conviertan en canales alternos a las oficinas y eleven la calidad del servicio.

Igualmente, hay mucho por hacer en banca móvil (banca por celular) como estrategia para llevar servicios financieros de menor costo a regiones con población inferior a 50.000 habitantes. Hasta ahora, el mayor volumen transaccional que se realiza por este medio son consultas de saldos y recargas de celular. Sin embargo, este canal cuenta con un alto potencial para ofrecer mejores servicios de manera oportuna. Recientemente se han hechos pilotos que prueban el alcance que puede tener este canal en la ampliación de la bancarización.

Así mismo, la televisión digital va abrir nuevos horizontes a la banca para profundizar los productos y servicios; será la banca en el hogar.

En conclusión, educación financiera, dotación de infraestructura de servicios, seguridad y aprovechamiento de la tecnología para ampliar la cobertura y mejorar la calidad de los servicios financieros, son los principales retos de la bancarización en Colombia.

JESÚS ANTONIO VARGAS

Consultor

jesusvargas.orozco@gmail.com

Si usted quiere comentar este artículo por favor

Todos los comentarios en Portafolio.co son hechos por personas registradas y plenamente identificadas.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

  • Otras Versiones

Publicidad

Publicidad

Publicidad