Vía 4G en el sur del país tendría recursos definitivos en 6 meses

Se trata de la concesión Pasto - Rumicacha, a cargo de la Concesionaria Vial Unión del Sur, que iniciará construcción en dos semanas y en el 2018 lograría el cierre financiero.

4G

El proyecto tendrá 78 kilómetros de dobles calzadas.

Cortesía

POR:
Portafolio
octubre 31 de 2017 - 10:24 p.m.
2017-10-31

La vía de cuarta generación (4G) que unirá al municipio fronterizo de Rumichaca con Pasto lograría su cierre financiero definitivo en unos 6 meses.

(Lea: Plata para vía Pacífico II trajo más financiadores extranjeros)

Mientras tanto, la Concesionaria Vial Unión del Sur, a cargo del proyecto, comenzará la fase de construcción en dos semanas, luego de que la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (Anla) le ratificara una de las licencias a finales de la semana pasada.

(Lea: ‘Fallo contra Movistar y Claro fue infortunado’)

Germán de la Torre, gerente de la concesionaria, le explicó a Portafolio que: “Esta licencia nos da la posibilidad de iniciar obras en el tramo Catambuco - Pedregal, que tiene 32,7 kilómetros de longitud. No obstante, el proceso requiere de unos trabajos preliminares para el inicio de obras y el 14 de noviembre los habremos cumplido, de modo que a partir del 15 de este mes empezaremos a ejecutar las actividades propias del aval ambiental”.

Entre estas se encuentran el levantamiento de árboles, ahuyentamiento de fauna y demolición de viviendas que han sido adquiridas para el proyecto, con el fin de que el 30 de noviembre inicie el movimiento de tierras, y las excavaciones y terraplenes en cuatro frentes de obra, ubicados en diferentes puntos entre estos dos municipios. Así, a finales de este mes llegaría la maquinaria pesada a la concesión.

LO QUE SIGUE

De otro lado, afirmó De la Torre: “Tenemos pendiente una licencia que va entre San Juan - Pilcuan - Pedregal, y comprende las unidades funcionales (UF) 1.3, 2 y 3, que son donde hemos podido ingresar para hacer el estudio de impacto”.

En la otra parte de la UF 1, no se ha presentado el requerimiento a la Anla, debido a que aún no tienen el aval del Resguardo Indígena de Ipiales para hacer los estudios de la zona.

Así, mientras la concesión logra un acuerdo con dicha agrupación, seguirá trabajando en el tramo San Juan - Pilcuan - Pedregal, con el fin de tener el permiso de la Anla en febrero del próximo año.

“Ya hemos logrado el cierre de varias consultas, entras las que están el Cabildo de Aldea de María y estamos pendientes de avanzar con la Comunidad Indígena de San Juan en la protocolización del estudio de impactos y del cierre”, afirmó el directivo.

Además, agregó que el único grupo con el que han tenido problemas ha sido con la Comunidad de San Juan, motivo por el cual están trabajando con el Ministerio del Interior y la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) para resolver las diferencias.

De otro lado, el contratista cuenta con los predios necesarios para iniciar trabajos en las UF 4 y 5, a las cuales les daría continuidad mientras consigue las de los otros tres tramos (UF 1, 2 y 3). Sobre esto, De la Torre aseguró que “también hemos tenido problemas con el Resguardo Indígena de Ipiales para analizar los predios del área de influencia”.

ARQUEOLOGÍA Y FINANZAS

Sin embargo, paralelo a este panorama, la Concesionaria Vial Unión del Sur mantiene sus labores arqueológicas, toda vez que se trata de un proyecto con una riqueza importante en esta materia.

“Estamos en proceso con el Instituto Colombiano de Antropología e Historia (Icahn) para el otorgamiento del plan de manejo arqueológico de las UF 1, 2 y 3, ya que tenemos altas expectativas de futuros hallazgos, los cuales —hasta ahora— no han afectado en mayor medida al trazado original del proyecto”, añadió.

Además, siguen trabajando para lograr del cierre financiero definitivo, para lo cual, con la ANI, están desarrollando un documento aclaratorio de los efectos del proyecto en el Resguardo Indígena de Ipiales, solicitado por los bancos.

“Por ahora, trabajamos con recursos de la concesión y estamos tramitando un crédito puente, pero esperamos que la banca internacional nos avale el crédito pleno en mayo del próximo año” (ver recuadro)”, concluyó De la Torre.

Vale recordar que esta iniciativa comprenderá la construcción de 78 kilómetros de dobles calzadas, además de 5,2 kilómetros de mejoramiento y rehabilitación. Y, por su ubicación, “será una solución a la movilidad de frontera entre Colombia y Ecuador”, afirmó el concesionario.

Siga bajando para encontrar más contenido