‘Tenemos mucha tierra fértil para innovar en Colombia’, Hall

El experto destaca el talento de los líderes colombianos, la disciplina fiscal del país y la apertura a los mercados externos.

Taddy Hall, Gurú de innovación.

Taddy Hall, Gurú de innovación.

Archivo particular.

POR:
Portafolio
agosto 16 de 2017 - 09:23 p.m.
2017-08-16

En un mundo cada vez más cambiante y globalizado los empresarios deben estar innovando permanentemente para que sus empresas no se queden rezagadas. Taddy Hall, un experto internacional en el tema de innovación da las pautas para que las compañías piensen más allá del corto plazo y para que los líderes cuestionen los supuestos básicos de su negocio y rompan paradigmas.

Hall se encuentra en el país por invitación de la presidenta del Grupo Energía de Bogotá (GEB), Astrid Álvarez, quien con su nuevo plan estratégico le apuesta a la innovación. El experto participa en el taller ‘Conexiones Innovadoras’ con los directivos de la compañía, que tiene por objetivo estructurar modelos de negocio que permitan un mayor crecimiento. Portafolio entrevistó a Hall para conocer sus experiencias y sus recomendaciones.

¿Qué tanto ha cambiado el concepto de innovación en las últimas décadas?

La tecnología ha permitido crear modelos de negocio radicalmente distintos -piensen en el crecimiento las empresas basadas en plataformas tecnológicas y el aumento de la economía colaborativa-. Muchos de los negocios más valiosos del mundo han sido creados en muy poco tiempo y con una inversión relativamente modesta. Casi cualquier cosa puede ser prestada, subcontratada o alquilada, esto debe inspirar a los empresarios ser ambiciosos y motivar a los líderes de las compañías a crear el futuro en lugar de esta únicamente gestionando el presente.

¿Qué tan importante es el uso de la tecnología en la innovación?

Bien sea que se trate de redes sociales, bitcoin o mercados de energía, el ritmo sin precedente al que está cambiando todo hoy es posiblemente el más lento que experimentaremos en nuestras vidas. Predecir el impacto que tendrá en nuestras vidas es una tarea sin sentido. ¿Hace 10 años hubiera imaginado que pasaría sus vacaciones en casa de un extraño (Airbnb) o que se desplazaría a sus reuniones en el auto de un extraño (Uber)? Una cosa es mapear el curso del progreso tecnológico y otra muy distinta predecir los modelos comerciales.

¿Cuáles son las implicaciones de estos cambios?

Todos los gerentes deben estar cuestionando los supuestos básicos de su negocio. El riesgo es quedarse peleando las batallas pasadas con instrumentos del pasado. Si usted estuviera a cargo del negocio de cámaras digitales de Canon debe ver que su competidor más duro no es Nikon o Olympus, es una cámara mediocre empaquetada en un teléfono. Sin embargo, a pesar del ritmo implacable del cambio, es necesario mantenerse enfocado en el largo plazo. Tal vez el empresario más exitoso y creador de negocios en nuestra era es Jeff Bezos, quien siempre habla del largo plazo. La paradoja es: ¿cómo hacer eso en un mundo de cambio constante? La respuesta es, enfocarse en los beneficios que permanecen en el tiempo y que no están sujetos a tendencias, caprichos o modas.

¿Hasta qué punto, la innovación puede tolerar el riesgo al fracaso?


La mayoría de los gerentes operan con un modelo defectuoso de innovación. Los innovadores exitosos no tienen un gran apetito por el riesgo. Por el contrario, son típicamente adversos al riesgo por lo que experimentan permanentemente para aprender y probar antes de hacer grandes apuestas. Debemos tener apetitos voraces para la experimentación y el aprendizaje, no para el riesgo y el fracaso.

¿Cuáles son los errores más comunes de las empresas a la hora de innovar?


Cuando los gerentes ven el mundo a través de un espejo retrovisor o del lente de su actual modelo de negocio y creen que ven el futuro cuando realmente están viendo el pasado. Esto les lleva a perder grandes oportunidades y enfrentar amenazas crecientes hasta que la ventana de acción se cierra. Un segundo error es poner fe excesiva en datos cuantitativos. Dios no creó datos. Todos los datos son hechos por el hombre y son producto de un ejercicio subjetivo de filtrar y agregar. Los gerentes necesitan ver las hojas de cálculo y el análisis numéricos como realmente son: imágenes subjetivas e incompletas de la realidad.

¿Cuál es su percepción sobre el nivel de innovación de en Colombia?

He venido a Colombia desde el año 2000. El país se ha transformado no sólo en términos de su competitividad sino también de sus instituciones, del estado de derecho y del clima de negocios. Colombia siempre ha tenido una fuerte disciplina fiscal, un buen sistema educativo, la apertura a los mercados extranjeros y las ideas, y la cultura empresarial. Me encanta venir a Colombia porque siempre me sorprenden los increíbles líderes que construyen empresas de clase mundial aquí mismo. Tenemos mucha tierra fértil para la innovación en Colombia. ¡No hay necesidad de ir a California para encontrar el oro de la innovación! He trabajado con empresas líderes en sus industrias, desafiándolas a pensar en términos disruptivos, a ser creadores de una nueva realidad. Entre ellas están Protección, Incubadora Santander, Crezcamos, la Fundación Cardiovascular, Sura y el Grupo Energía de Bogotá (GEB).

¿Qué deben hacer las empresas colombianas para innovar y competir más en un mundo tan globalizado?

Colombia está poderosamente conectada a nivel mundial hoy en día. Los empresarios y gerentes aquí tienen acceso a redes, socios y expertos en todo el mundo. Los empresarios colombianos están activos en Silicon Valley. Los inversores internacionales están activos aquí. Endeavor está prosperando en Colombia, ayudando a los emprendedores de alto impacto a expandirse localmente y acelerarse a nivel mundial.
Existen centros tecnológicos e incubadoras como la Ruta N de Medellín, que reúnen talentos tecnológicos de toda la región y fomentan la conexión y la expansión. Koala, por ejemplo, ha identificado una gran cantidad de oportunidades de consumo en las calles de Colombia y está exportado regionalmente. Lo mismo están haciendo varias empresas de software y servicios tecnológicos.

¿Por qué los países latinos no son innovadores?

Eso no es cierto. He vivido y trabajado en la región desde que me mudé a Chile en 1994 y nunca describiría a América Latina con un déficit de innovación. He trabajado con centenares de innovadores de clase mundial desde Monterrey (México) hasta Ushuaia (Argentina). Paso mucho tiempo en Silicon Valley, pero siempre me siento impresionado con lo que encuentro acá.

Siga bajando para encontrar más contenido