Apoyo a Grecia está condicionado por aplicación de reformas

En teleconferencia los líderes de Alemania, Francia y ministro heleno se comprometieron a sanear la economía del país.

EFE

George Papandreou, primer ministro de Grecia.

EFE

POR:
septiembre 15 de 2011 - 01:56 a.m.
2011-09-15

 

Los líderes de Alemania y Francia reafirmaron ayer que Grecia sigue siendo parte “indivisible” de la zona del euro, mientras que Atenas se comprometió a aplicar con resolución las medidas para sanear la economía del país, que se encuentra al borde de la quiebra.

“A la luz de los rumores de los últimos días, se destacó por todos que Grecia es parte indivisible de la zona del euro”, indicó en un comunicado el portavoz del Gobierno, Ilias Mosialos.

El primer ministro griego, Yorgos Papandréu, la canciller alemana Angela Merkel, y el presidente francés, Nicolas Sarkozy, mantuvieron una teleconferencia de 25 minutos en la que trataron la delicada situación por la que atraviesa Grecia. Merkel y Sarkozy se mostraron “convencidos2 de que el futuro de Grecia está en la zona euro y así lo subrayaron en sendos comunicados hechos públicos en Berlín y París.

A cambio, el primer ministro heleno ratificó que cumplirá sus compromisos y aseguró que las medidas anunciadas recientemente para reducir el tamaño del sector público y el nuevo impuesto inmobiliario ayudarán al país a cumplir con sus metas para reducir este año el déficit al 7,6 por ciento del PIB desde el 10,5 por ciento de 2010.

Con esas medidas esperan lograr 2.000 millones de euros hasta finales de año que sirvan para cubrir un agujero presupuestario de 1.700 millones en las cuentas públicas.

“Las decisiones asumidas por el Consejo de Ministros (griego) en los últimos días y las medidas adicionales anunciadas llevan a conseguir los objetivos para 2011 y 2012”, afirmó el Ejecutivo griego.

Papandréu subrayó a sus socios que “Grecia está decidida a cumplir con sus obligaciones”.

BANCOS FRANCESES, A LA BAJA

La agencia Moody’s rebajó la nota al Crédit Agricole y al Société Générale.

La agencia Moody's rebajó ayer las calificaciones crediticias de dos importantes bancos franceses debido a su exposición a los bonos griegos, poniendo de relieve el creciente riesgo que enfrenta el sector financiero europeo por la crisis de deuda soberana.

La calificadora justificó el paso de la nota de Crédit Agricole de ‘Aa1’ a ‘Aa2’ por su exposición a la deuda griega, y el de Société Générale de ‘Aa2’ a ‘Aa3’ por la revisión del sistema de ayuda pública al sistema financiero. Así mismo, no alteró la nota del otro gran banco francés, BNP Paribas, aunque preciso que seguirá controlándolo.

CE APUESTA POR EUROBONOS

Alemania se opone de manera categórica a esta medida para solucionar la crisis.

El presidente de la Comisión Europea (CE), José Manuel Durao Barroso, confirmó ayer que propondrá próximamente opciones para lanzar títulos de deuda europea común, un anuncio que ayudó a levantar las bolsas a nivel mundial.

La vieja idea de los eurobonos ha tenido siempre el apoyo de la mayoría del Parlamento Europeo (PE), que ha recibido con aplausos el anuncio de Barroso en un debate económico con los eurodiputados en el pleno en Estrasburgo. “Confirmo que presentaremos en breve una propuesta con las distintas opciones que existen para la introducción de los eurobonos”.

afirmó Barroso.

Mientras tanto, el vicecanciller y ministro de Economía de Alemania, Philipp Rösler, insistió en la oposición del Gobierno alemán a los eurobonos.

“Digo expresamente no a los eurobonos y esta es la posición del Gobierno federal alemán”, afirmó categóricamente.

ESPAÑOLES NO CONFÍAN EN LA ZONA EURO

El 54% cree que esto afecta la economía, pero ve positiva la Unión Europea.

El 54 por ciento de los españoles considera negativo el efecto del euro en su economía nacional, frente al 41 por ciento que cree que es positivo, y favorable pertenecer a la Unión Europea.

De los países de la zona del euro sólo Eslovaquia (55 %) piensa que es positivo, mientras que la percepción negativa de España únicamente es superada por Portugal (58 por ciento).

BOLSAS SE RECUPERAN

Los mercados bursátiles repuntaron ayer por el anuncio de erubonos y el respaldo a Grecia.

Wall Street cerró ayer en un decidido territorio positivo, el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, cerró con un ascenso del 1,27 por ciento, al tiempo que el S&P 500 subió el 1,35 por ciento y el índice compuesto del mercado Nasdaq ganó el 1,6 por ciento.

En Europa, el principal indicador de la bolsa española subió el 2,7 por ciento; París ganó un 1,87 por ciento, Fráncfort cerró con un alza del 3,36 por ciento, mientras que Londres alcanzó a subir un 1,02 por ciento.

En Asia los resultados fueron mixtos, con tendencia a las alzas, mientras que en América Latina la mayoría de mercados cerraron con ganancias.

Siga bajando para encontrar más contenido