Bachelet recibe un país con menos crecimiento y recursos

La líder socialista espera concretar en los primeros 100 días, 50 medidas, entre ellas enviar al congreso una gran reforma educacional y una tributaria que busca recaudar unos US$ 8.200 millones.

Bachelet recibe un país con menos crecimiento y recursos

Reuters

Bachelet recibe un país con menos crecimiento y recursos

POR:
marzo 11 de 2014 - 12:03 a.m.
2014-03-11

Una economía que crecerá cerca de 4 por ciento, una inversión deprimida y una ocupación que bordea el pleno empleo es la herencia que recibirá Michelle Bachelet de su antecesor Sebastián Piñera, quien ha destacado como su mayor legado las buenas cifras de casi todo su mandato.

Con preocupación, el equipo económico de Bachelet, que asumirá hoy, ha revisado las cuentas públicas y los indicadores clave, para constatar lo que se ha hecho evidente desde hace meses: Chile se está desacelerando y el panorama no se vislumbra fácil.

El crecimiento de la economía de sólo 1,4 por ciento en enero pasado, por debajo de las expectativas del mercado y el menor desde marzo del 2010, confirma la desaceleración de la actividad, comentó Alberto Arenas, jefe de finanzas del nuevo gobierno de Bachelet, quien ya ejerció la presidencia entre el 2006 y el 2010.

“El nuevo gobierno recibe una herencia de una economía desacelerada, de un crecimiento bajo, las cifras así lo indican”, aseguró Arenas. “Hay que retomar desde el primer día el tiempo perdido, lo dijimos en campaña con mucha seriedad: nosotros tenemos la experiencia y vamos a gobernar desde el primer día, el 11 de marzo, para recuperar el tiempo perdido en productividad, innovación y energía”, agregó.

La visión del futuro ministro de Hacienda es compartida por economistas que miran con ojo crítico los logros económicos del gobierno de Piñera.

Aunque durante sus cuatro años de mandato el país alcanzó un crecimiento promedio de 5,3 por ciento -uno de los más altos de América Latina en el período- y el desempleo se redujo a algo menos de 6 por ciento, el mérito no se atribuye directamente a la gestión del gobierno.

El economista Alejandro Fernández, de la consultora privada Gemines, opinó que la expansión registrada, sobre todo durante los primeros años del gobierno de Piñera, no es sostenible en el tiempo.

De hecho, uno de los aspectos que más inquieta a los analistas es la baja sostenida de la tasa de inversión en los últimos doce meses, con un fuerte incidencia en minería y energía, que la ha llevado a 24 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), el mismo rango en que se ubicada en el 2008.

Algo similar ocurre con la productividad, sin grandes avances en los últimos doce años. “En el corto plazo, el crecimiento promedio de 5,3 por ciento es un muy buen desempeño histórico y comparado con el resto de la región”, sostuvo el economista Felipe Jiménez de la Comisión Económica para América Latina y El Caribe (Cepal).

GOBERNANDO DESDE EL PRIMER DÍA

La presidenta busca introducir una mayor equidad a la carga impositiva del país.

Luego de los actos del cambio de mando, Bachelet enfrentará una apretada agenda tras prometer que lanzará un paquete de 50 medidas en los primeros 100 días de su Gobierno, una especie de hoja de ruta que será seguida muy de cerca por los chilenos y organizaciones que ya alistan movilizaciones.

La mandataria electa planea profundos cambios al sistema educacional para ampliar la gratuidad, que financiará con un alza de impuestos a las empresas y la eliminación de algunos beneficios corporativos, los que permitirían recaudar unos 8.200 millones de dólares en un intento por introducir mayor equidad a la carga impositiva del país.

La calificadora Fitch dijo que las reformas planteadas por la mandataria socialista suponen desafíos fiscales importantes, pero espera que los fundamentos del modelo económico chileno y el sólido perfil crediticio se mantengan.

SANTIAGO DE CHILE/AGENCIAS

Siga bajando para encontrar más contenido