Banco Mundial pide acelerar lucha contra la pobreza extrema

Según el presidente de la entidad, Jim Yong Kin, la meta es poner fin a este flagelo antes del año 2030.

El objetivo es reducir la pobreza extrema al 3 por ciento para el 2030.

Foto: Archivo CEET

El objetivo es reducir la pobreza extrema al 3 por ciento para el 2030.

POR:
abril 02 de 2013 - 04:45 p.m.
2013-04-02

Para alcanzar este objetivo, Kim dijo que el mundo tendría que reducir el número de personas que viven por debajo del umbral de pobreza (1,25 dólares diarios) a un 3 por ciento a nivel mundial en el 2030, así como elevar los ingresos per cápita del 40 por ciento más pobre en todos los países en desarrollo.

La meta del 3 por ciento marca un nuevo objetivo para el Banco Mundial, que no proporcionó números directamente comparables de la tasa actual de pobreza extrema. El objetivo sería ayudar a la entidad a dar prioridad a los proyectos de desarrollo que tienen un mayor impacto en los más pobres y reducir la desigualdad, dijo Kim.

"Ahora es el momento de comprometerse para acabar con la pobreza extrema", sostuvo el surcoreano en un discurso pronunciado de cara a las reuniones del Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional que se celebrarán el 19 y 20 de abril en Washington.

"Estamos en un momento auspicioso de la historia, cuando los éxitos de las últimas décadas y una perspectiva económica cada vez más favorable se combinan para dar a los países en desarrollo una oportunidad inédita de acabar con la pobreza extrema en una generación", agregó.

El directorio del Banco Mundial estudiará una nueva estrategia para India la próxima semana, que tiene como objetivo rescatar de la pobreza a unos 300 millones de personas más en los próximos años. Se estima que 50 millones de personas salieron de la pobreza en ese país asiático en los últimos cinco años.

 

PODER DE LOS BRICS

Economistas han estimado que la tasa de pobreza de los países en desarrollo en el 2012 es de alrededor del 19 por ciento, lo que representa alrededor de 1.100 millones de personas. La tasa global de pobreza ha ido disminuyendo en aproximadamente un punto porcentual entre 1981 y 2010, según datos del Banco Mundial.

El ascenso económico de países como China, India y Brasil ha sacado a cientos de millones de personas de la pobreza, según el Banco Mundial y Estados Unidos, siendo China el mayor contribuyente en el éxito de la reducción de este flagelo.

En tanto, en regiones como Asia meridional y Africa subsahariana siguen luchando con elevados niveles de pobreza. Estados frágiles como Afganistán también estando sumidos en la pobreza.

Los líderes mundiales han llamado a poner fin a la pobreza extrema. La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, dijo el mes pasado que su país está cerca de erradicar la pobreza extrema mediante un programa emblemático que transfiere dinero en efectivo a los pobres y que se está replicando en otros países.

Kim dijo también que el crecimiento económico es importante, pero no suficiente, para reducir la pobreza y la creciente brecha entre ricos y pobres. Para alcanzar la meta del 2030, Kim sostuvo que las regiones más pobres, como Asia meridional y Africa subsahariana, necesitan altas tasas de crecimiento sostenido y una creciente generación de empleos.

"El crecimiento económico es esencial, pero no podemos asumir que el alto crecimiento tenga un efecto positivo. Tenemos que crear las condiciones que garanticen que los pobres participen en el desarrollo", concluyó.

Siga bajando para encontrar más contenido