Bancos irlandeses prestan, pero con la lección aprendida

La burbuja inmobiliaria llevó a la peor recesión del país y al rescate del Gobierno.

Regulaciones y demandas hacen difícil el sector.

Agencias

Regulaciones y demandas hacen difícil el sector.

POR:
marzo 02 de 2014 - 10:52 p.m.
2014-03-02

John McKeon, desarrollador inmobiliario irlandés, está parado en el último piso de un departamento a medio terminar con vistas a la Bahía de Dublín. Eleva su voz por encima de los ruidos de la construcción en los pisos de más abajo.

“Es fantástico estar construyendo de nuevo”, dijo McKeon, de 40 años de edad.

Uno de sus mayores problemas ahora es encontrar suficientes trabajadores calificados después de que la caída de la burbuja inmobiliaria provocó una fuga de plomeros, carpinteros y electricistas, dijo.

McKeon es financiado por Bank of Ireland Plc, en tanto los bancos irlandeses comienzan a otorgar nuevamente préstamos para bienes raíces.

El mensaje que transmiten, después de que el frenesí del crédito y las propiedades en el último decenio estuvo a punto de destruir el sistema financiero es: esta vez es diferente.

“Nos alegra que los equilibrios fundamentales sean absolutamente correctos”, dijo Ken Burke, responsable de banca de negocios en Allied Irish Banks Plc, que este mes presentó un plan destinado a un fondo por 350 millones de euros para que los promotores inmobiliarios construyan casas nuevas.

“Esto es algo que necesitamos hacer imperativamente”.

Cuando los precios de las propiedades cayeron un 50 por ciento, los bancos limitaron los préstamos para el desarrollo inmobiliario.

Bank of Ireland y AIB, los mayores prestamistas del país, han reservado un total de 600 millones de euros para nuevos proyectos residenciales.

Si bien los fondos son minúsculos, si se los compara con los de hace siete años, el hecho de que solamente AIB haya incrementado en un tercio los préstamos irlandeses para propiedades hasta 30.000 millones de euros, significa una vuelta al ruedo.

LAS HERIDAS DE LA DEBACLE INMOBILIARIA

Jim Brown, director de la unidad irlandesa de Royal Bank of Scotland Group Plc, afirma que no quiere volver a este mercado. “Para decirlo sin ambages, con las propiedades ya tuvimos bastante... Si nos piden que vayamos a otro desarrollo inmobiliario en alguna parte, no tenemos ningún interés”.

BLOOMBERG

Siga bajando para encontrar más contenido