BMW, Chrysler, Mercedes y Audi, bajo la lupa de China

Habrían incurrido en prácticas monopolísticas a la hora de fijar precios de sus productos o servicios

A raíz de las pesquisas, algunas de estas firmas han anunciado drásticas bajadas de precios.

EFE

A raíz de las pesquisas, algunas de estas firmas han anunciado drásticas bajadas de precios.

Internacional
POR:
agosto 06 de 2014 - 12:18 p.m.
2014-08-06

Daimler, compañía dueña de Mercedes, confirmó en un comunicado ayer, martes, que inspectores de la Comisión Nacional de Reforma y Desarrollo de China (CNRD) visitaron oficinas de la firma en Shanghái (este del país), y aseguró que la firma alemana está colaborando con las investigaciones.

La misma CNRD, responsable de planificación económica en el país asiático, confirmó que Audi y Chrysler, al parecer investigadas con anterioridad por los mismos motivos, "cayeron en prácticas monopolísticas a la hora de establecer precios para servicios de mantenimiento y piezas de repuesto".

La firma alemana y la estadounidense podrían ser multadas por este motivo, señalaron fuentes de la comisión citadas por la agencia oficial de noticias "China News Service", quien subrayó que la también germana BMW es objeto de similares investigaciones.

A raíz de las pesquisas, algunas de estas firmas han anunciado drásticas bajadas de precios en algunos de sus productos y servicios, caso de Mercedes, que poco antes de las investigaciones en sus oficinas anunciaba un recorte del 15 por ciento en el importe de las piezas de repuesto.

Audi anunció bajadas similares la semana pasada, y Chrysler prometió ayer, martes, un recorte del 20 por ciento en los precios de determinadas autopartes e incluso algunos de sus vehículos.

También la británica Jaguar Land Rover, pese a que no se ha informado de inspecciones en sus oficinas, redujo los precios de tres populares modelos de su línea de producción "en respuesta a las investigaciones de la CNRD".

La extendida investigación en el sector del motor se produce pocos días después de similares presiones de los órganos reguladores chinos contra presuntas prácticas monopolísticas en el sector tecnológico.

La semana pasada, inspectores de otra agencia gubernamental china visitaron oficinas de Microsoft en cuatro ciudades del país asiático, y meses antes hubo similares pesquisas contra la fabricante estadounidense de microchips Qualcomm.

Similares investigaciones tuvieron lugar el pasado año contra el sector farmacéutico, con varias multinacionales del sector, como GSK, investigadas en China por presunto soborno a médicos y hospitales para que recetaran sus productos.

Las investigaciones parecen ser consecuencia de la Ley Antimonopolio que China aprobó -tras muchos años de deliberaciones y polémicas- en 2008.

EFE