Celebran anuncio de refuerzo militar de EE. UU. en Europa

El plan, por 1.000 millones de dólares, reforzará la capacidad de reacción en fronteras del este.

El ministro ucraniano, Mijaíl Koval (i), y el secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen.

EFE

El ministro ucraniano, Mijaíl Koval (i), y el secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen.

POR:
junio 04 de 2014 - 04:10 a.m.
2014-06-04

Los países de la OTAN expresaron este martes su buena acogida al plan de Estados Unidos de invertir 1.000 millones de dólares para incrementar la presencia de sus militares en el este de Europa, en el contexto de la crisis ruso-ucraniana y del temor de países como Polonia a un afán expansionista de Rusia en la región.

Los ministros de Defensa de la Alianza Atlántica, reunidos en Bruselas, dieron su bienvenida al plan, al considerarlo como “otra señal de liderazgo y determinación”, indicaron fuentes de la organización.

El secretario general de la organización, Anders Fogh Rasmussen, respaldó el anuncio y aseguró que “ayudará a impulsar los ejercicios y mejorará la infraestructura en Europa”. Estas reacciones se dieron después de que Barack Obama, presidente de EE. UU., revelara en Varsovia que ha solicitado al Congreso autorizar un desembolso de 1.000 millones de dólares para reforzar la presencia en territorios aliados como Polonia y los países bálticos, lo mismo que para ejercicios militares con exrepúblicas soviéticas como Moldavia, Georgia o la propia Ucrania. El secretario estadounidense de Defensa, Chuck Hagel, dio cuenta a sus homólogos de la decisión.

Según un documento distribuido por la embajada de EE. UU. ante la OTAN, esa contribución incrementará el grado de reacción de sus fuerzas en la OTAN y mejorará las instalaciones e infraestructuras europeas. Otros objetivos son aumentar la participación de la Marina estadounidense en los despliegues de la fuerza naval aliada en el mar Negro y el Mediterráneo, y construir las capacidades de “amigos cercanos” como Georgia, Moldavia y Ucrania, de manera que “puedan trabajar mejor junto a EE. UU. y la OTAN”.

Los ministros también acogieron la propuesta de Rasmussen de impulsar un plan de acción para mejorar la disposición de las fuerzas aliadas, que vieron una “respuesta coherente a los desafíos a largo plazo a los que se enfrenta la seguridad” de la Alianza a raíz de la crisis ruso-ucraniana.

El ministro español de Defensa, Pedro Morenés, afirmó por su parte que España ha ofrecido capacidades aéreas, terrestres y marítimas disponibles para respaldar los planes de la OTAN.

EL PLAN DEBERÁ SER APROBADO EN LA CUMBRE DE GALES

Los ministros de la Alianza se mostraron conformes con desarrollar el plan de cara a la cumbre de la OTAN que se celebrará entre el 4 y 5 de septiembre en Gales (Reino Unido), con la idea de que lo aprueben los líderes. Los expertos militares serán los responsables de dotarlo de contenido, pero fuentes de la organización adelantaron que incluirá un mayor nivel de reacción de la fuerza de respuesta de la OTAN, medidas de refuerzo o un programa específico de ejercicios.

“No estamos hablando de tener una presencia permanente en el este de Europa, pero la presencia que tengamos a más largo plazo tendrá que ser discutida por los aliados. Y lo que se decida formará parte del plan”.

Agencias
 

Siga bajando para encontrar más contenido