Citi rebaja en más de 10% proyección de precios del petróleo

El banco también disminuye el estimado del valor para el año entrante en seis dólares el barril. 

Petroleo

Archivo Portafolio.co

POR:
Bloomberg
julio 17 de 2017 - 01:12 p.m.
2017-07-17

Citigroup Inc. redujo sus previsiones sobre el precio del crudo para este año y el próximo conforme los miembros de la Opep, Nigeria y Libia, restauran suministros previamente suspendidos y la producción de Estados Unidos se eleva.

Lea: (Sector petrolero podría estar en riesgo por los carros eléctricos).

El banco redujo las proyecciones tanto del crudo Brent como del West Texas Intermediate (WTI) para la segunda mitad de este año en 7 dólares el barril, pronosticando promedios de 55,50 dólares y 52,50 dólares, respectivamente.

Lea: (Volatilidad del crudo descuadra las cuentas del Gobierno Nacional).

Para 2018, redujo el Brent en 6 dólares, a 54 dólares, y el WTI en 7 dólares a 50 dólares. "La caída inesperada en la oferta petrolera interrumpida el trimestre pasado, a medida que la producción de Libia y Nigeria aumentó, nos ha llevado a revisar nuestra trayectoria de precios", dijo Ed Morse, jefe de investigación sobre materias primas del banco en Nueva York.

Lea: (¿Más recortes de petróleo para que vuelva a subir el precio?).

El petróleo ha caído en un mercado bajista debido a la preocupación de que los recortes de producción de la Opep y Rusia no están eliminando el exceso de suministro mundial, y que el repunte de la oferta en Estados Unidos está contrarrestando sus esfuerzos.

La estrategia de la Opep también se ha visto socavada por la recuperación en Libia y Nigeria, que estaban exentos del acuerdo del grupo para reducir la producción mientras lidiaban con crisis políticas.

El crudo se recuperara de los niveles actuales a medida que la Opep presione por límites de suministro, reduciendo los inventarios mundiales en 1 millón de barriles diarios en el segundo semestre, dijo Morse.

Eso debería eliminar la mayor parte del descuento en los contratos de crudo rápidos y atraer a los inversionistas financieros de vuelta al mercado. "Con el acuerdo de los productores con probabilidades de mantenerse durante el primer trimestre, el balance de los riesgos nos parece sesgado al lado alcista, con los problemas de producción emergentes y el crecimiento saludable de la demanda compensando los incrementos en producción de petroleo no convencional", dijo. La mayoría de los suministros detenidos están ahora volviendo al mercado, lo que limita el riesgo de una nueva inundación, de acuerdo con Morse.

De los cuatro millones de barriles de producción diaria interrumpidos hace un año, solo 1,5 millones permanecen fuera del mercado. Sin embargo, la sobreoferta podría regresar el próximo año conforme la producción estadounidense llena la brecha dejada por la Opep, dijo.

Siga bajando para encontrar más contenido