¿Un 'default' de Venezuela aumentará la emigración hacia Colombia?

Analistas predicen que tarde o temprano ese país entrará en cesación de pagos. Venezolanos, principalmente opositores, continúan abandonando a su patria.

En agosto del año pasado, Venezuela abrió su frontera con Colombia.

Miles de venezolanos cruzan diariamente la frontera para llevar productos de primera necesidad a su país, quedarse en Colombia o seguir la ruta hacia el resto de Suramérica. 

Schneyder Mendoza/EFE

POR:
Portafolio
noviembre 23 de 2017 - 04:50 p.m.
2017-11-23

Venezuela se retrasó en los pagos de intereses de su abultada deuda de 150.000 millones de dólares y de manera inmediata las agencias de calificación internacionales como Standard and Poors y Ficht la declararon en ‘default’ parcial.

Lea: (Bonistas venezolanos se preparan para potencial batalla amarga y desordenada).

Los acreedores venezolanos, compuestos por fondos de inversión de larga data hasta fondos de cobertura y fondos de mercados emergentes en Estados Unidos y en otros lugares, ya han empezado a formar comités para lo que se prevé sea una "potencial batalla larga y amarga" cuando el país con las mayores reservas de petróleo del mundo ya definitivamente no pueda cumplir con las obligaciones de su deuda.

Lea: (Tenedores de bonos de Venezuela ya comenzaron a cobrar por cesación de pagos).

Una cesación de pagos declarada implica que los acreedores embargan todas las cuentas del país impidiéndole más endeudamiento o siquiera acceder a esos recursos que se encuentran en el exterior.

Lea: (A los prestamistas de Venezuela no les interesa que entre en 'default').

Por esto se teme que la crisis humanitaria que vive el país se deteriore aún más, con un mayor más desabastecimiento de alimentos y medicinas, al mismo tiempo que la economía se hunda más en la hiperinflación y la devaluación de la moneda.

Lo que preocupa es que esto podría ocasionar un éxodo aún mayor de Venezolanos hacia la mayoría de países de América Latina, principalmente hacia Colombia, país de salida natural, especialmente cuando las conexiones aéreas desde esa nación son cada día más escasas.

Ronal Rodríguez, Investigador del Observatorio de Venezuela de la Universidad del Rosario, cree que la emigración desde ese país hacia Colombia en caso de un 'default' de la deuda venezolana seguiría a su ritmo actual, toda vez que es el propio gobierno venezolano es el que impulsa la salida de las bases opositoras del país, al hacerle la vida más difícil coartándoles beneficios en alimentación y servicios básicos, que solamente se le dan a las bases chavistas, como el carnet de la patria.

Las bases opositoras no le encuentran una salida a la crisis, su situación se ha agravado porque cada día tienen menos acceso a los bienes y servicios básicos, el gobierno casi que los echa de su país, ahora vienen elecciones municipales en las que se van a imponer los candidatos oficialistas y la situación se va a complicar más para ellos”, asegura Rodríguez.

Añade que las medidas económicas que toma el Gobierno parecen un recetario para agravar la situación, incluyendo la alta inflación: aumento del salario mínimo y emisión de moneda. Todo eso hace que la situación del venezolano de a píe se complique, obligando a las personas a la militancia política en el chavismo para poder sobrevivir.

Por esto, la mayoría de esas personas que salen de Venezuela son opositores, que según el analista de la universidad del Rosario, envían avanzadas a Colombia para determinar la situación y que los demás también puedan venir.

Raúl Gallegos, analista de Control Risk y experto en Venezuela, asegura que una cesación de pagos por parte de Venezuela no va a aumentar la migración a Colombia de manera masiva, pues puede ser incluso beneficioso para el gobierno de Maduro en el corto plazo, ya que dejar de pagar la deuda le daría más libertad para importar bienes y materias primas de primera necesidad.

“Sería una sensación de alivio económico, además muy beneficiosa para las elecciones presidenciales del año entrante, que todo indica que se van a adelantar, por los recursos que podría tener el Gobierno de Maduro para regalar”, afirma Gallegos.

Por su parte, el analista de la universidad del Rosario agrega que es tal la migración de venezolanos hacia el país, que organizaciones venezolanas la cifran en más de un millón de personas, mientras que Migración Colombia la data en 470.000 personas. “Se hacen difíciles las cifras exactas porque ahora hay unos 700 pasos fronterizos ilegales, cuando antes había 190 hace un par de años”.

Y eso se debe, asevera, a que las autoridades venezolanas solo dejan pasar por los sitios fronterizos legales unos 500.000 bolívares (50.000 pesos colombianos), por lo que las personas debe cruzar por pasos ilegales, controlados por Bacrim de lado y lado, que cobran cuotas.

Pedro Vargas Núñez
Editor Portafolio.co

Siga bajando para encontrar más contenido