Desaceleración en América Latina puede ser permanente

El Banco Mundial considera que Colombia está entre las economías suramericanas que registran un bajo crecimiento, pero que cuentan con unos colchones para sobrellevar las turbulencias.

Voceros del FMI y el Banco Mundial hablan de su reunión de primavera, que se prolongará hasta el domingo 19 en Washington.

EFE

Voceros del FMI y el Banco Mundial hablan de su reunión de primavera, que se prolongará hasta el domingo 19 en Washington.

Internacional
POR:
abril 16 de 2015 - 03:23 a.m.
2015-04-16

El Banco Mundial (BM) afirmó este miércoles que la desaceleración económica en Latinoamérica puede ser “permanente”, si no se hacen reformas estructurales para adaptar el modelo de crecimiento a un panorama externo en el que China se ralentizará y los precios de las materias primas se mantendrán en niveles bajos.

“A falta de reformas estructurales a favor del crecimiento, esta situación apunta a una desaceleración también permanente en el crecimiento económico de la región, con tasas insuficientes para promover cualquier tipo de avance social significativo”, explicó Augusto de la Torre, el economista jefe del BM en rueda de prensa.

Como ejemplo, menciona al gobierno mexicano, del que dijo ha puesto en práctica reformas que afectan a sectores clave como el de telecomunicaciones, el energético y el educativo y que le sitúan en una mejor posición que al resto de países de la región.

“El crecimiento de 3 % en México es sólido, pero no maravilloso. Para una economía madura como México no está mal, pero el país quiere tasas de 4 por ciento o más”, comentó al referirse a que la economía mexicana había tenido “la mala suerte” de enfrentar la caída de los precios petroleros. Pese a ello, insistió en que uno de los problemas es la impaciencia y la exigencia de ver resultados de manera inmediata. Según el BM, entre las economías suramericanas que están registrando una desaceleración, pero con unos colchones más cómodos para sobrellevar estas turbulencias, figuran Bolivia (4,5 %), Colombia (3,6 %) y Ecuador (2,4%).

Mientras en contracción, están Brasil (-0,7%), Venezuela (-5,3 %) y Argentina (-0,4 %), que son los países más afectados por la caída de los precios de las materias primas.

Sobre Brasil, insistió en que el plan de ajuste fiscal lanzado por las autoridades es el adecuado, ya que el problema que encara la economía es de “falta de confianza” y debe recuperarla para atraer de nuevo a los inversores que han salido en los últimos años. Y esto porque había “agotado” el modelo de crecimiento basado principalmente en el consumo.

De manera general, el reto de la región, después de una década de bonanza, pasa ahora por adaptarse a esta “nueva normalidad”, en la que China crecerá por debajo del 7 % y los precios del petróleo y materias primas no volverán al nivel visto a finales de la primera década del siglo. Sumado a esto, y ante el escaso espacio fiscal y monetario, De la Torre señaló como fundamental apostar por una agenda de aumento del ahorro que permita apuntalar un tipo de cambio más débil y reducir la dependencia de ahorro externo.

Actualmente, dijo que “la tasa de ahorro en América Latina es unos diez puntos porcentuales más baja que la de Asia”.

El informe del BM se produce en el marco de la reunión de primavera del organismo y el Fondo Monetario Internacional (FMI), que congrega a líderes económicos de sus 188 países miembros. Para este jueves, el presidente del BM, Ji ONG Kit, y la directora gerente del FMI, Cristiane Lagarde, hablarán a la prensa, en el arranque del encuentro. 

BRASIL PREVÉ UNA LEVE RECUPERACIÓN EN EL 2016 

El gobierno brasileño espera que la economía crezca apenas sobre un 1 por ciento el próximo año y que la inflación continúe alta, dijo un destacado legislador que obtuvo una copia de las pautas del presupuesto para 2016.

El Gobierno adoptó otra vez estimaciones recientes de mercado en sus pautas, en un intento por convencer a los inversores de que busca metas económicas realistas. Además, se estableció un superávit primario presupuestario equivalente al 2 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) para el próximo año, dijo el senador Romero Juca.

Según el Banco Mundial, aunque Brasil marcha en la dirección correcta al emprender un ajuste fiscal, debe enfrentar la ola de escándalos por corrupción de manera “creíble” para atraer las inversiones que impulsen el crecimiento.

EFE
Washington