Economía de eurozona, de nuevo ante el abismo de la recesión

La economía de esa zona toda la UE se contrajo un 0,2 % en el segundo trimestre, según Eurostat, la oficina estadística comunitaria.

Eurozona

EFE

Eurozona

POR:
agosto 14 de 2012 - 12:05 p.m.
2012-08-14

"No voy a especular sobre lo que pueda ocurrir en el tercer trimestre. Una recesión nunca es una buena noticia, pero los datos del segundo trimestre están en línea con lo que esperábamos", dijo el portavoz comunitario Ryan Heath en la rueda de prensa diaria.

En términos interanuales, el PIB de la eurozona cayó un 0,4 por ciento en el segundo trimestre y el de la UE, un 0,2 por ciento.

Estas cifras negativas se producen pese a la resistencia que muestran Alemania, que creció un 0,3 por ciento, Austria (0,2 por ciento) y Holanda (0,2 por ciento), así como los países bálticos y del norte.

La mayoría de economistas había pronosticado que Alemania iba a crecer un 0,2 por ciento, tras sobrestimar el lastre que supone para su economía el empeoramiento en el conjunto de la eurozona.

El ministro de Economía, Philipp Rösler, afirmó que el dato se encuentra dentro de sus previsiones y apuntó como causas de la ralentización "los difíciles entornos de las economías europea y global".

La economía española sufrió un retroceso del 0,4 por ciento en el segundo trimestre de 2012 y un 1 por ciento si se compara la evolución del PIB con el mismo periodo del año anterior.

Heath recalcó que tampoco el dato de España sorprendió a la Comisión Europea y descartó un impacto de las medidas de ajuste y reformas aprobadas por el Gobierno de Mariano Rajoy.

El retroceso de la economía europea entre abril y junio se debe a que al menos ocho de los países de la UE se encuentran en recesión, entre ellos algunas de las mayores del euro, como la italiana, la española, y otra tan importante en la UE como la del Reino Unido, cuyo PIB se contrajo un 0,7 por ciento y lleva ya tres trimestres negativos.

De los países rescatados, están en recesión Grecia -aunque Eurostat aún no dispone del dato al cierre del segundo trimestre las autoridades helenas han informado de una caída del 6,2 por ciento interanual- y Portugal, a falta de conocer los datos de Irlanda.

El portavoz comunitario recordó que en Grecia hubo un "estancamiento político" que "obviamente impactó en las cifras".

También Chipre, que pidió un rescate completo, encadena cuatro trimestres consecutivos en negativo y registra en el segundo trimestre una caída del 0,8 por ciento de su PIB.

El crecimiento en Francia se mantuvo estancado por tercer trimestre consecutivo. El ministro francés de Economía, Pierre Moscovici, reconoció que las cifras del segundo trimestre "no son excelentes".

Moscovici, en una entrevista a la emisora de radio ‘Europe 1’, reafirmó su objetivo de crecimiento del 0,3 por ciento para el conjunto de 2012 y dijo esperar que el tercer y cuarto trimestre sean "más positivos".

Sorprendió el dato de Finlandia, cuya economía retrocedió un 1,0 por ciento entre abril y junio, tras avanzar un 0,8 por ciento en el primer trimestre.

El mejor resultado lo registró Suecia, que tira de la economía europea con un crecimiento del 1,4 por ciento.

Rumania logró salir de la recesión al obtener un ligero crecimiento del 0,5 por ciento entre abril y junio, frente a la caída del 0,1 por ciento y del 0,2 por ciento en los trimestres anteriores.

La economía letona también progresó, al crecer su PIB un 1 por ciento, al igual que la eslovaca, que avanzó un 0,7 por ciento.

Bélgica sufrió las consecuencias de la crisis, pues su economía se contrajo un 0,6 por ciento en el segundo trimestre, tras un crecimiento del 0,2 por ciento en el primero.

 

INFLACIÓN EN GRAN BRETAÑA SE ACELERÓ

Ese índice se aceleró imprevistamente en julio, y golpeó las esperanzas de que un alivio de las presiones de los precios permitiría a los británicos ayudar a una economía en recesión por medio de un incremento del gasto.

Igualmente, el dato no modificó las expectativas de que el Banco de Inglaterra aplicará más estímulo monetario para reflotar la actividad.

La inflación de los precios al consumidor ascendió al 2,6 por ciento desde el 2,4 por ciento en junio, por un avance de las tarifas aéreas y el fin de los descuentos de estación por parte de los minoristas, dijo el martes la Oficina Nacional de Estadísticas.

Los economistas habían previsto una baja de la inflación, que registró el primer avance desde marzo.

La semana pasada, el Banco de Inglaterra recortó su previsión de la inflación, al estimar que regresaría hacia la meta del 2 por ciento para fines de este año.

Pero James Knightley, economista de ING, consideró: "tenemos que tomar juntas las cifras de junio y julio y esto implica que sigue en pie la tendencia de los precios a la baja".

"El aumento de los precios del petróleo y las materias primas alimentarias presenta algunos riesgos para la inflación en los próximos meses pero la debilidad económica implica que las empresas tienen un poder de fijación de precios limitado, por lo que aún prevemos que la inflación caerá debajo del 2 por ciento para fin de año", agregó.

REUTERS y EFE

Siga bajando para encontrar más contenido