Economistas reducen pronósticos de crecimiento de EE. UU.

Una encuesta divulgada el lunes prevé que la Reserva Federal comprará más bonos para ayudar a estimular la recuperación.

POR:
septiembre 12 de 2011 - 05:50 p.m.
2011-09-12

Según el más reciente sondeo de la Asociación Nacional de Economía de Negocios, los expertos prevén en promedio un crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) de un 2,3 por ciento para el próximo año, por debajo del 3,2 por ciento que estimaban en mayo. 

También redujeron sus previsiones de crecimiento para este año a un 1,7 por ciento desde un 2,8 por ciento, después de las fuertes revisiones del Gobierno a sus pronósticos del primer semestre. 

La encuesta fue realizada durante dos semanas a contar del 10 de agosto, un día después de que la Reserva Federal rebajó sus propios cálculos para el crecimiento y afirmó que mantendría las tasas de interés de corto plazo cerca de cero por ciento al menos hasta mediados del 2013. 

La FED ha conservado las tasas en mínimos históricos desde diciembre del 2008 y además compró 2,3 billones de dólares en bonos del Tesoro de largo plazo en dos fases para rebajar los costos de los préstamos de largo plazo. La última ronda de adquisiciones de deuda concluyó en junio. 

Cerca del 43 por ciento de los consultados dijo que es probable una tercera ronda de compras de bonos de la FED dentro de los próximos dos años y otro 33 por ciento manifestó que existían probabilidades equilibradas.

Esto ocurrió antes del último informe de empleo del Gobierno, que mostró que la economía no creó empleos en agosto. 

El desempleo encabezó la lista de preocupaciones de los economistas de acuerdo con la encuesta, al tiempo que los especialistas redujeron sus expectativas de creación de empleo y ahora ven que la tasa de desocupación -que se ubicó en un 9,1 por ciento en agosto- caiga a solo un 8,5 por ciento a fines del próximo año. En mayo, esperaban un descenso a un 8 por ciento. 

Ahora prevén que la economía no llegará al pleno empleo al menos hasta el 2015.  Los economistas aguardan que el crecimiento del gasto en consumo caiga bruscamente, con un avance de solo un 2,1 por ciento este año y el próximo, desde un 3 por ciento en el 2010. En mayo, estimaban un alza del 2,8 por ciento en el 2012.

También esperan una recuperación más lenta de la vivienda, al proyectar que los precios bajarán un 2 por ciento este año, antes de elevarse un 1 por ciento el próximo. Antes, habían previsto un descenso del 1,5 por ciento este año y un alza del 2 por ciento en el 2012. 

Los economistas conservaron sus pronósticos para el índice de precios PCE subyacente, el preferido por la FED, en un 1,7 por ciento para el próximo año.

REUTERS

Siga bajando para encontrar más contenido