Estados Unidos levanta parte de las sanciones a Cuba

Las nuevas regulaciones anunciadas por el Departamento del Tesoro de EE. UU. entrarán en vigor este viernes tras la publicación de los cambios a la relajación de las normas que regulan las exportaciones, viajes e intercambios de divisas con la isla.

La Habana

Shutterstock

La Habana

Internacional
POR:
enero 15 de 2015 - 03:33 p.m.
2015-01-15

El Departamento del Tesoro de EE. UU. anunció este jueves las enmiendas al programa de sanciones a Cuba, con las que busca suavizar las limitaciones al comercio y facilitar los viajes prometidos por el presidente estadounidense, Barack Obama, el pasado 17 de diciembre.

El Departamento del Tesoro y de Comercio anunciaron los cambios a sus regulaciones de Control de Activos a Cuba y de Exportaciones a Cuba.

Las nuevas regulaciones entrarán en vigor este viernes tras la publicación de los cambios a la relajación de las normas que regulan las exportaciones, viajes e intercambios de divisas con Cuba.

Las enmiendas del Gobierno estadounidense rebajan los requisitos para los viajeros que entren en las 12 categorías ya fijadas por Washington, entre los que se encuentran visitas familiares, viajes oficiales gubernamentales, de organizaciones humanitarias, por intercambios profesionales, educativos, religiosos, culturales o deportivos, así como para coberturas periodísticas.

“Los viajeros autorizados podrán realizar transacciones con normalidad, incluidos los pagos de gastos cotidianos y la adquisición de bienes en Cuba para consumo personal” en la isla, informó el Departamento del Tesoro.

Los cambios permitirán utilizar tarjetas de crédito estadounidenses en Cuba, aumentará la cuantía de dinero que puede enviarse a la isla y, previsiblemente, importar los codiciados puros cubanos.

Los estadounidenses que viajen a la isla caribeña podrán también importar bienes hasta un valor de 400 dólares para uso personal, incluyendo no más de 100 dólares de productos alcohólicos y de tabaco.

El límite de envío de remesas aumentará de los 500 a los 2.000 dólares y en algunos casos de proyectos humanitarios no habrá limitaciones. Los estadounidenses que tengan autorización para viajar a Cuba podrán llevar hasta 10.000 dólares como remesas familiares o como donaciones a organizaciones religiosas o por motivos educativos.

Asimismo, las nuevas enmiendas permitirán los intercambios comerciales de equipos de telecomunicaciones a Cuba, para facilitar las comunicaciones con Estados Unidos, el resto del mundo y dentro del país.

El envío de teléfonos móviles, televisores, computadores y otros dispositivos estará autorizado desde el viernes.

El portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, aseguró en un comunicado que estos cambios permitirán “que los estadounidenses provean más recursos para que el pueblo cubano sea menos dependiente de la economía controlada por el Estado, y ayudará a expandir las relaciones con el pueblo cubano”.

Igualmente, el secretario del Tesoro, Jacob Lew, indicó en un comunicado que las medidas anunciadas “nos llevan un paso más cerca para reemplazar desfasadas políticas que no han estado funcionando y ponen en lugar otras que promueven libertad económica y política”.

Las modificaciones son parte del histórico anuncio de Obama hecho el pasado 17 de diciembre para normalizar las relaciones diplomáticas, tras más de medio siglo de embargo y relaciones de enemistad con el régimen castrista en Cuba.

El acuerdo, que se concreta con las nuevas guías para negocios y viajeros entre Cuba y Estados Unidos, fue fruto de 18 meses de negociaciones secretas facilitadas por la mediación del papa Francisco y Canadá.

CUBA EMITE BILLETES DE 200, 500 Y 1.000 PESOS

Por sun parte, el Banco Central de Cuba (BCC) anunció este jueves una emisión de billetes de 200, 500 y 1.000 pesos cubanos, que entrarán en circulación el primero de febrero, un paso más hacia la anunciada unificación monetaria, cuya fecha se mantiene bajo estricto secreto.

La entidad estatal justificó la emisión a partir de dificultades en el pago en tiendas de productos de alto costo, toda vez que el billete mayor en circulación es de 100 pesos.

“En los últimos meses se ha ido extendiendo el uso del peso cubano en los comercios que operan con pesos convertibles (CUC), lo que ha incrementado la demanda de billetes de alta denominación en la circulación", dijo la Nota del BCC publicada en el diario oficial Granma.

En Cuba circulan dos monedas, el peso cubano (CUP, 24 por un dólar) en el cual se pagan los salarios y servicios, y el peso convertible (CUC, igual al dólar), con el que pagan los turistas o los que acuden a tiendas especiales o servicios en esa moneda, que la obtienen de las remesas familiares o de transacciones internas.

La existencia de dos monedas causa serios problemas de contabilidad, medición de eficiencia y productividad, reconocidos por el Gobierno, por lo que las autoridades iniciaron un proceso de unificación monetaria sin revelar cuando será la fecha en que el CUC quedará sin efecto y el CUP será la única moneda circulante.

Dentro de las reformas emprendidas por el presidente Raúl Castro para actualizar el modelo socialista cubano, se inició hace un año un proceso gradual para suprimir esa compleja dualidad monetaria, un sistema que ha generado numerosas distorsiones en la economía y contabilidad nacional.

Con la unificación monetaria, una de las reformas más complejas de las emprendidas en la isla, la única moneda en circulación será el peso cubano o moneda nacional, pero aún no se ha anunciado la fecha concreta o “día cero” en que se hará efectiva.

Desde hace meses, y como uno de los primeros pasos hacia esa unificación, los ciudadanos pueden pagar con pesos cubanos (la moneda en la que la mayoría de la población cobra sus salarios) en las tiendas donde antes solo se podía comprar con CUC.

Resumen agencias