Excorredor irá a la cárcel por alterar tasa Libor

El exagente Tom Hayes manipuló este tipo de interés interbancario que guía a la banca para fijar el precio de sus productos.

Tom Hayes, antiguo agente financiero de UBS y Citigroup.

Archivo

Tom Hayes, antiguo agente financiero de UBS y Citigroup.

Internacional
POR:
agosto 04 de 2015 - 12:05 a.m.
2015-08-04

Un tribunal de Londres condenó ayer a 14 años de prisión al británico Tom Hayes, antiguo agente financiero de las firmas UBS y Citigroup, por participar en la manipulación del tipo de interés interbancario Libor entre el 2006 y el 2010.

Hayes, la primera persona condenada a raíz del escándalo que estalló en el 2012, fue hallado culpable de los ocho cargos a los que se enfrentaba por haber “conspirado” para amañar a su favor el índice por el que se guían bancos de todo el mundo para determinar el precio final de sus productos.

El británico orquestó un complot para interferir en el índice con el objetivo de incrementar sus ganancias en las empresas para las que trabajaba, según el jurado del Tribunal de la Corona de Southwark.

Hayes, arrestado en el 2012, colaboró en un primer momento con los investigadores y confesó la manipulación del índice, si bien durante el 2013, tras cambiar de equipo legal, se declaró “no culpable” de todos los cargos, por lo que se inició el proceso que concluyó ayer.

“Usted jugó un papel esencial en la manipulación del Libor. Ejerció presión sobre otras personas, adoctrinó a los trabajadores que estaban por debajo de usted para llevar a cabo esa actividad y efectuó pagos a ‘brokers’ para que le ayudaran”, afirmó el juez en su sentencia.

Tras salir a la luz el escándalo del Libor, algunos de los mayores bancos del mundo tuvieron que hacer frente a fuertes sanciones. Los reguladores británico y estadounidense impusieron a Barclays una multa de 290 millones de libras (400 millones de euros), mientras que UBS asumió una sanción de 1.500 millones de dólares (1.365 millones de euros).

La Comisión Europea impuso asimismo sanciones millonarias a Deutsche Bank, Societé Générale, Royal Bank of Scotland, JPMorgan y Citigroup.

Durante el juicio, el tribunal escuchó grabaciones de audio en las que el antiguo agente financiero afirma que manipular el Libor era “habitual” en el sector y que él era un “criminal en serie”.

El fiscal Mukul Chawla argumentó que Hayes “engañó repetidamente a aquellas personas con las que se había embarcado en enormes transacciones financieras. El motivo para hacer eso era la codicia. Él era la pieza clave del mecanismo, les decía a quienes tenía a su alrededor qué debían hacer y les premiaba por su colaboración deshonesta”.