Las ganancias anuales de Airbus subieron un 22 % en el 2013

El grupo Airbus ganó el pasado año 1.465 millones de euros, sobre todo por los resultados récord de su división de aviones comerciales y pese a las cargas excepcionales, en particular por ajustes del programa del nuevo A350 que debe entrar en servicio a finales de año.

Las ganancias anuales de Airbus subieron un 22 % en el 2013

Archivo Particular

Las ganancias anuales de Airbus subieron un 22 % en el 2013

POR:
febrero 26 de 2014 - 02:35 p.m.
2014-02-26

Las cargas se elevaron a 913 millones de euros, de los cuales 434 millones correspondieron a una elevación de los costes del A350 por la modificación del diseño de algunos elementos del avión, que se encuentra en fase de vuelos de pruebas con vistas a que Qatar Airways pueda ya incorporar a su flota el primer aparato con esos cambios, explicaron hoy los responsables de Airbus (antigua EADS).

Esos gastos complementarios de este innovador avión -que entre otras cosas está construido con gran cantidad de piezas de materiales compuestos- también tienen que ver con retrasos en el proceso productivo, en particular debido a su proveedor Aerotech.

En la conferencia de prensa de presentación de sus resultados financieros, el presidente, Tom Enders, advirtió: "no podemos garantizar que no vaya a haber más costos no recurrentes" por el A350, pese a que aseguró que "el programa está muy bien controlado".

Por otro lado, Airbus tuvo que asumir 292 millones de euros en 2013 a cuenta de la reestructuración en su nueva división de defensa y espacio, en la que va a suprimir 5.800 empleos, un proceso que está ahora en discusión con las instancias de representación del personal, y que debería quedar finalizado en abril.

Enders justificó esos ajustes en la recién bautizada Airbus Defence & Space por los recortes en los presupuestos militares en Europa, que se traducen ahora mismo en renegociaciones de contratos y anulaciones de pedidos, y que fuerzan a la compañía a volcarse a la exportación en el mercado internacional para lo cual la empresa necesita tener una estructura más competitiva.

Las renegociaciones de mayor actualidad son las que se llevan a cabo con el nuevo Gobierno alemán que, según filtraciones de las últimas semanas, tiene intención de disminuir la dimensión de algunos de sus encargos pasados, en particular el de 37 cazas Eurofighter.

El presidente de Airbus se esforzó en quitar hierro a la cuestión al comentar que es normal, cuando se instala un nuevo ministro en la cartera de Defensa, que quiera revisar todos sus programas para disponer de una evaluación de la situación.

Otro motivo de preocupación es el avión de transporte militar A400M que se fabrica en la factoría de Sevilla, ante la incertidumbre generada por Turquía, que no ha querido asumir la aeronave que desde finales del pasado año tiene listo para la entrega. Una situación que Enders calificó de "inaceptable" porque pone en suspenso el incremento de cadencias de producción en Sevilla, donde por el momento se tienen programadas este ejercicio las entregas de diez unidades del A400M.

Pese a todo, la compañía europea incrementó en 2013 en un 10 % su resultado bruto operativo (EBITDA) a 4.575 millones de euros, y en un 24 % el neto (EBIT) a 2.661 millones. Sus ingresos crecieron un 5 % hasta 59.256 millones de euros y una vez más la división de aviones comerciales acaparó el grueso de la actividad. Gracias a las entregas de 626 aviones (frente a los 588 de 2012) la facturación de esa división subió un 6 % para representar 42.012 millones de euros y el EBIT un 39 % hasta 1.595 millones de euros. Pero más espectaculares todavía fueron las cifras de encargos, ya que con los 1.619 aviones comerciales vendidos el pasado ejercicio (habían sido 833 en 2012), el valor de los pedidos anuales creció un 129 % hasta 199.867 millones de euros. Y la cartera acumulada por entregar a fecha del 31 de diciembre se elevaba a 647.410 millones de euros, equivalentes a 8,8 años de actividad.

El éxito de los aparatos de un solo pasillo, la familia A320 -que se encuentra en fase de transición hacia la nueva versión modernizada "neo" con un motor más eficiente que consume menos carburante-, ha decidido a Airbus a incrementar la cadencia de producción de los 42 que salen cada mes de sus cadenas de montaje actualmente a 46 en 2016. La compañía elevó su rentabilidad del 5,2 % (en términos de EBIT sobre ingresos) en 2012 al 6 % el pasado año, y teniendo en cuenta las perspectivas comerciales "positivas" confía en una mejoría "ligera" en 2014 para cumplir la meta que se había marcado en diciembre de llegar al 7-8 % en 2015.

EFE

Siga bajando para encontrar más contenido