Gobierno de Trump pide revisar normas de Wall Street

Con esto se busca hacer menos estrictas algunas normas sobre negociación de valores y limitar las facultades del organismo de control. 

Wall Street

El Tesoro dijo que su plan fue diseñado para estimular el otorgamiento de préstamos y el crecimiento del empleo al hacer que la regulación sea "más eficiente" y menos onerosa.

archivo particular.

POR:
bloomberg
junio 18 de 2017 - 11:06 a.m.
2017-06-18

La administración de Donald Trump presentó su muy esperado plan para reformar las normas bancarias, pidiendo al gobierno que flexibilice, aunque no elimine, muchas de las restricciones impuestas a Wall Street después de la crisis financiera.

(Lea: ¿Por qué importa el apretón de manos de Trump?

Los cambios, resumidos en un informe publicado el lunes por la noche por el Departamento del Tesoro, instan a los organismos federales a reescribir decenas de disposiciones de las que los banqueros se han quejado con frecuencia en los siete años transcurridos desde la aprobación de la Ley Dodd-Frank.

(Lea: Investigan a Donald Trump por posible obstrucción a la justicia)

Estas modificaciones incluyen adaptar las pruebas anuales de solvencia que evalúan si las instituciones de préstamo pueden soportar las caídas económicas, hacer menos estrictas algunas normas sobre negociación de valores y limitar las facultades del organismo de control que supervisa las finanzas minoristas.

El Tesoro dijo que su plan fue diseñado para estimular el otorgamiento de préstamos y el crecimiento del empleo al hacer que la regulación sea "más eficiente" y menos onerosa.
A diferencia del proyecto de ley aprobado la semana pasada por los republicanos de la Cámara de Representantes, el informe pide constantemente que la mayoría de las normas de la era Obama se restrinjan, pero no se desechen.

"Estructurar adecuadamente la regulación del sistema financiero estadounidense es fundamental para lograr el objetivo de la administración de un crecimiento económico sostenido y crear oportunidades para todos los estadounidenses", dijo el secretario del Tesoro Steven Mnuchin en un comunicado.

CRÍTICAS DEMÓCRATAS
 
La revisión del Tesoro, que el presidente Donald Trump solicitó en una orden ejecutiva de febrero, abre un nuevo frente en la iniciativa de desregulación de la administración.

Si bien Mnuchin dijo que el gobierno respalda los esfuerzos del Congreso para revertir la ley Dodd-Frank, el estudio se centra en gran medida en los cambios que se pueden hacer sin legislación. "Hay una enorme cantidad de cosas que podemos hacer trabajando con los reguladores", dijo Mnuchin.

"Estamos muy centrados en lo que podemos hacer mediante la acción ejecutiva". No se prevé que el proyecto de ley de la Cámara aprobado el 8 de junio pase por el Senado sin grandes revisiones debido a la necesidad del apoyo demócrata.

Los demócratas, que dicen que la ley Dodd-Frank es vital para mantener controlada a Wall Street después de que sus riesgosas operaciones contribuyeron a llevar a la economía estadounidense cerca de una debacle en 2008, se apresuraron a criticar el informe del Tesoro diciendo que era una lista de deseos inspirada por los grandes bancos.

"Hay demasiados estadounidenses esforzados que aún no se han recuperado por completo de la crisis financiera, y Washington debería concentrarse en protegerlos pidiendo rendición de cuentas a Wall Street, no haciendo lo que esta pide", dijo en un comunicado el senador Sherrod Brown, el demócrata de más alto rango de la Comisión de Banca del Senado.

Los representantes de la industria bancaria en general aplaudieron el informe y dijeron que esperaban que este propiciara que se tomen medidas.

Siga bajando para encontrar más contenido