Janet Yellen ve recuperación laboral incompleta en EE. UU.

La nueva presidenta de la Reserva Federal, Janet Yellen, dijo que el banco central de Estados Unidos sigue en camino de reducir su política de estímulos, pese a que reconoció que la recuperación del mercado laboral está "lejos de haberse completado".

Janet Yellen

Agencias

Janet Yellen

POR:
febrero 11 de 2014 - 01:28 p.m.
2014-02-11

En sus primeros comentarios públicos como jefa de la Fed, Yellen afirmó que el banco central necesitará mantener la atención sobre una amplia gama de indicadores del mercado laboral, no sólo sobre la tasa de desempleo, mientras sigue evaluando la salud del mercado de empleo.

En un testimonio preparado para entregar ante un comité del Congreso, Yellen reconoció la reciente volatilidad en los mercados financieros globales, pero dijo que en esta etapa eso "no representa un riesgo importante para el panorama económico de Estados Unidos".

La funcionaria hizo énfasis en la continuidad de la política monetaria de la Fed y aseguró que apoya firmemente el enfoque impulsado por su predecesor, Ben Bernanke.

Durante el mandato de Bernanke, la Fed compró billones de dólares en bonos para reducir los costos del crédito a largo plazo.

En diciembre, el banco central estadounidense comenzó a reducir su más reciente programa de compras de bonos.

La tasa de desempleo en Estados Unidos ha caído en 1,5 puntos porcentuales desde el inicio del más reciente programa de compras de bonos en septiembre del 2012, y a un 6,6 por ciento permanece "bien por sobre los niveles" que la Fed estima consistentes con el empleo máximo sostenible, afirmó Yellen.

La Fed, alentada por el impulso de la economía el año pasado, ha recortado las compras de activos dos veces desde diciembre.

Ahora compra 65.000 millones de dólares mensuales en bonos del Tesoro y activos respaldados por hipotecas.

Yellen dijo que la Fed "probablemente reducirá el ritmo de las compras de activos en nuevas medidas en reuniones futuras" si los datos económicos respaldan ampliamente las expectativas de los consejeros de una mejoría en los mercados laborales y de un alza en la inflación.

Sin embargo, afirmó que las compras de bonos no están en un curso preestablecido, reiterando la política de la Fed.

ATENCION EN MERCADO LABORAL

Yellen, en su segunda semana como presidenta de la Fed, citó la "fracción inusualmente grande" de estadounidenses sin empleo que han estado desempleados por más de seis meses y el "muy alto" número de trabajadores a media jornada que preferirían tener empleos a tiempo completo.

"Estas observaciones remarcan la importancia de considerar más que la tasa de desempleo al evaluar la condición del mercado laboral estadounidense", indicó. La Fed ha dicho que no elevará las tasas de interés desde cerca de cero hasta que la tasa de desempleo caiga a al menos un 6,5 por ciento, siempre y cuando la inflación permanezca bajo control.

Pero con la tasa de desempleo a punto de superar ese umbral, los consejeros de la Fed están considerando ahora la mejor forma de ajustar su orientación.

Más de cinco años tras el fin de la recesión de 2007-2009, la Fed se ha embarcado en quizás su cambio de política más difícil mientras intenta frenar su inyección de dinero fácil al sistema financiero, al mismo tiempo que trata de convencer a los inversores que las tasas de interés permanecerán cerca de cero hasta bien entrado el próximo año.

Una serie de datos económicos dispares han planteado interrogantes respecto a si la economía de Estados Unidos puede sostener la fortaleza que mostró en la segunda mitad del año pasado.

Aunque la tasa de desempleo cayó en más de un punto porcentual el año pasado, el crecimiento del empleo se ha desacelerado con fuerza en los últimos dos meses.

La débil expansión del empleo en Estados Unidos y una reciente ola de ventas en mercados emergentes que también afectó a Wall Street podrían complicar las cosas para la Fed.

Yellen afirmó que la Fed está observando de cerca la reciente volatilidad de los mercados. "Nuestra sensación es que en esta etapa, estos hechos no presentan un riesgo sustancial para el panorama económico estadounidense. Por supuesto, seguiremos monitorizando la situación", sostuvo.

Al observar que la inflación permanece por debajo de la meta de la Fed de un 2 por ciento, Yellen dijo que "la reciente debilidad refleja factores que probablemente sean transitorios, incluyendo la caída de los precios del crudo y declives de precios de importaciones no petroleras".

La Fed no permitirá que la inflación permanezca "persistentemente por encima o debajo" de su meta de un 2 por ciento, añadió.

AGENCIAS

Siga bajando para encontrar más contenido