Tenedores de bonos de Venezuela ya comenzaron a cobrar por cesación de pagos

Los retrasos en el pago de la deuda por parte de la nación y por PDVSA desencadenaron pagos de más de 1.500 millones de dólares de swaps.

Dólar en Colombia

Archivo Portafolio.co

Archivo Portafolio

POR:
Bloomberg
noviembre 18 de 2017 - 12:51 p.m.
2017-11-18

Puede que esté en su nombre, pero los fondos de cobertura dedicados a Venezuela ya no están tan dedicados a Venezuela. Incluso los gestores de dinero más audaces están perdiendo la esperanza de que la nación petrolera pueda seguir pagando su deuda.

Lea: (Venezuela entró en incumplimiento y profundizó su crisis).

Russ Dallen, quien supervisa el Fondo de Oportunidades de Venezuela, les dijo el mes pasado a sus clientes por primera vez en su carrera que comprarán seguros contra cesación de pagos, o credit default swaps, para protegerse contra un impago. Gramercy Funds Management, que en 2015 comenzó un fondo de estrategia de oportunidad de Venezuela, vendió sus activos venezolanos a finales del año pasado. Y Ashmore Group Plc, conocido por su comentarios optimistas sobre Venezuela, redujo su exposición durante los últimos 12 meses. "Están tocando fondo", dijo Dallen, director gerente de Caracas Capital. "Nadie parece estar rescatándolos esta vez".

Lea: (‘Reestructurar la deuda venezolana será caótico’).

Un comité de la Asociación Internacional de Swaps y Derivados dictaminó el jueves que los retrasos en el pago de la deuda por parte de la nación y por la estatal Petróleos de Venezuela SA desencadenaron pagos de más de 1.500 millones de dólares de swaps. Eso vino después de las declaraciones oficiales de default de Fitch Ratings, S&P Global Ratings y Moody's Investors Service.

Lea: (‘Es el momento de aplicar un embargo petrolero a Venezuela’).

A pesar de que el gobierno del presidente Nicolás Maduro ha insistido en que seguirá honrando las deudas externas, las sanciones de Estados Unidos han provocado retrasos en el procesamiento de los pagos de bonos y hacen que los esfuerzos de reestructuración sean casi imposibles.

Algunos operadores dicen que todavía hay algunas oportunidades a corto plazo para obtener ganancias en Venezuela. Incluso Ashmore tiene algo de esperanza, diciendo que ahora tiene más flexibilidad para comprar en las caídas de la deuda del país. "Venezuela - !el regalo que sigue dando!"-, escribió en Twitter Jan Dehn, quien ayuda a administrar 59.000 millones de dólares de Ashmore en tenencias de mercados emergentes. "!Los titulares de bonos (recibieron) pago en su totalidad y los titulares de protección por default (CDS) también (recibieron) pago!"

Poco antes de que se venciera el 27 de octubre un pago de intereses sobre los bonos de PDVSA que maduran en 2020, el fondo de cobertura dedicado exclusivamente a Venezuela, Knossos Asset Management, inyectó más de la mitad de su cartera en los bonos.

No es la primera medida audaz tomada por el fondo, dirigido por los venezolanos Carmelo Haddad y Francisco Ghersi. Pero se destaca porque en agosto, Knossos dijo que había liquidado 90 por ciento de sus activos como parte de una "postura totalmente defensiva". Ghersi dijo que la apuesta a los bonos era una a corto plazo y que los riesgos siguen siendo altos, especialmente para las letras por 650 millones de dólares de Electricidad de Caracas con vencimiento en abril. "Va a ser un milagro si Elecar paga el principal", dijo. "Abril es como 10 años para Venezuela"

Siga bajando para encontrar más contenido