Mala jornada para los mercados en el mundo

Las acciones en Nueva York cerraron a la baja debido a las preocupaciones sobre la debilidad de la economía global. Los mercados europeos también tuvieron descensos.

Wall Street vivió una sesión de gran volatilidad en la que el Dow Jones llegó a caer más de 400 puntos.

EFE

Wall Street vivió una sesión de gran volatilidad en la que el Dow Jones llegó a caer más de 400 puntos.

Internacional
POR:
octubre 15 de 2014 - 09:19 p.m.
2014-10-15

Wall Street moderó este miércoles las fuertes pérdidas que había acumulado durante buena parte de la jornada, en la que llegó a caer más de 400 puntos, y el Dow Jones terminó con un descenso del 1,06 por ciento.

Ese índice, que agrupa a 30 de las mayores firmas cotizadas del país, bajó 173,45 puntos y se ubicó en 16.141,74 unidades, mientras que el selectivo S&P 500 cedió un 0,81 por ciento (-15,21 puntos) hasta 1.862,49 enteros.

Por su parte, el índice compuesto del mercado Nasdaq, en el que cotizan algunas de las mayores empresas tecnológicas del mundo, terminó con un descenso del 0,28 por ciento (-11,85 puntos) y se ubicó en los 4.215,32 unidades.

Wall Street vivió una sesión de gran volatilidad en la que el Dow Jones llegó a caer más de 400 puntos pasado el ecuador de la jornada contagiado por el pesimismo de las principales plazas financieras del Viejo Continente.

PLAZAS DE EUROPA TAMBIÉN CAYERON 

La Bolsa de Atenas se desplomó este miércoles un 6,25 por ciento y volvió a desatar el pánico entre los inversores y una oleada de ventas en toda Europa: Milán cerró con una caída de un 4,44 por ciento: París un 3,63 por ciento; Madrid un 3,59 por ciento; Fráncfort un 2,87 por ciento y Londres un 2,83 por ciento.

Las reservas del Eurogrupo a los planes de Grecia de abandonar el rescate a partir del próximo año estuvieron un día más detrás del retroceso del parqué heleno, al que se sumaron otros factores que han provocado la huida de los inversores.

Durante la jornada también se conoció que la inflación en Alemania se mantuvo en septiembre sin cambios y que el déficit público de Italia con relación al PIB también dejó un mal sabor de boca entre los inversores.

En clave interna tampoco ayudó saber que las ventas al por menor bajaron un 0,3 por ciento en septiembre, hasta situarse en los 442.700 millones de dólares, en lo que supone la primera caída de este indicador desde enero. Salvo el energético (0,19 por ciento) y el de materias primas (0,08 por ciento), el resto de sectores de Wall Street terminaron con pérdidas, entre las que destacaron el financiero (-1,67 por ciento), el sanitario (-1,11 por ciento), el tecnológico (-0,45 por ciento) y el industrial (-0,09 por ciento).

La inmensa mayoría de los treinta valores del Dow cerraron en números rojos, encabezados por el banco JPMorgan (-4,24 por ciento), el gigante minorista Walmart (-3,57 por ciento), la farmacéutica Merck (-2,84 por ciento), la tecnológica Intel (-2,69 por ciento) y Home Depot (-2,5 por ciento).

La financiera American Express también cayó un 2,19 por ciento y sus acciones retrocedían otro 1,12 por ciento en las operaciones electrónicas posteriores a la clausura de los mercados que no terminaron de convencer a los inversores.

Al otro lado de la tabla lideró los ascensos Johnson & Johnson (1,24 por ciento), por delante de la química DuPont (0,83 por ciento), el conglomerado industrial General Electric (0,75 por ciento), Nike (0,11 por ciento), la operadora AT&T (0,09 por ciento) y el grupo 3M (0,03 por ciento).

Fuera de ese índice, las acciones de Bank of America cayeron con fuerza un 4,6 por ciento en la Bolsa de Nueva York (NYSE) después de presentar unas cuentas del tercer trimestre que no superaron las expectativas de los analistas.

En otros mercados, el petróleo de Texas caía a 81,65 dólares, el oro subía a 1.241,7 dólares la onza, la rentabilidad de la deuda pública a diez años cedía al 2,125 por ciento y el dólar bajaba ante el euro, que se cambiaba a 1,283 dólares.

EFE