Medio millón de migrantes entraron a Europa este año

El Presidente del Parlamento Europeo pedirá votación urgente sobre el instrumento de reubicación de refugiados.

Solo en agosto entraron en la UE unas 156.000 personas pidiendo refugio, a través de Grecia, Serbia y Hungría.

EFE

Solo en agosto entraron en la UE unas 156.000 personas pidiendo refugio, a través de Grecia, Serbia y Hungría.

Internacional
POR:
septiembre 16 de 2015 - 02:12 a.m.
2015-09-16

Más de 500.000 migrantes llegaron a las fronteras externas de la Unión Europea entre enero y agosto del 2015, frente a los 280.000 de todo 2014, indicó ayer la agencia europea Frontex.

Durante estos meses se alcanzaron cifras récord y solo en agosto entraron en la UE unos 156.000 migrantes, indicó la agencia responsable de las fronteras exteriores de la Unión.

Un gran número de las personas que están actualmente en la frontera entre Serbia y Hungría ya habían sido registradas cuando llegaron hace algunas semanas a Grecia, procedentes de Turquía, dijo Frontex.

Estas cifras se dieron a conocer en momentos en que se mantienen las diferencias al interior de los países europeos sobre el sistema de distribución de los refugiados.

Justo ayer, el presidente francés François Hollande discutió con la canciller alemana Angela Merkel y varios dirigentes de la Unión Europea (UE) sobre la eventual cumbre extraordinaria de la UE tras el fracaso la víspera de la reunión de los 28 ministros del Interior en cuanto a una respuesta a la crisis migratoria, indicó el Elíseo.

También se supo que el presidente del Parlamento Europeo, Martin Schulz, propondrá una votación urgente sobre el instrumento de reubicación de refugiados que propone la Comisión Europea, y que se resiste a aprobar el Consejo que forman los Estados miembros. Schulz anunciará la inclusión de la votación en el pleno de Bruselas que tiene lugar en la Eurocámara, mañana jueves 17 de septiembre, informaron fuentes de su gabinete. Además hoy los grupos políticos vuelven a celebrar un debate en plenaria sobre la crisis de refugiados, que ha llevado incluso a Alemania y Austria a cerrar sus fronteras internas del área Schengen.

La UE se enfrenta a un momento crítico en el que se juega su credibilidad internacional, después de que los países comunitarios fuesen el lunes incapaces de superar su división interna y respaldar el reparto de 120.000 refugiados que había propuesto la Comisión Europea. Países como Hungría, República Checa, Eslovaquia y Rumanía rechazan el sistema de cuotas y su carácter obligatorio.

Luxemburgo convocó ayer a un nuevo Consejo de Ministros europeos de Interior para el 22 de septiembre, a fin de lograr finalmente un acuerdo.

Con información de agencias