Meimarakis y Tsipras, dos modos de ver el rescate griego

Los principales candidatos a las elecciones adelantadas de Grecia debatieron ayer sobre las políticas a implementar en el país mediterráneo.

Tssipras

Archivo

Tssipras

Internacional
POR:
septiembre 15 de 2015 - 12:12 a.m.
2015-09-15

El debate televisivo celebrado ayer entre el izquierdista Alexis Tsipras y el conservador Vangelis Meimarakis puso de manifiesto que ambos persiguen el mismo objetivo, aplicar el programa de rescate para Grecia, pero con distintos acentos.

El líder de la izquierdista Syriza aseguró que, si gana las elecciones generales del próximo domingo, buscará compensar el impacto negativo del rescate negociando mejores condiciones para los flecos que han quedado pendientes, como la cartera de las deudas morosas en los bancos, las relaciones laborales o el problema del fondo de privatizaciones.

El presidente interino de Nueva Democracia, Vangelis Meimarakis, hizo hincapié en mejorar las condiciones para los agricultores, a los que les espera en breve la eliminación de reducciones fiscales, o en rebajar la presión impositiva una vez que se haya logrado el primer superávit fiscal.

Se trató del segundo debate televisivo que se celebra de cara a las elecciones anticipadas del próximo domingo, pero el primero entre los dos principales contrincantes.

Meimarakis no escatimó en críticas hacia Tsipras, al que reprochó haber hundido la economía del país, pero al mismo tiempo volvió a tender un puente a la formación de una gran coalición. “Está claro que no podemos ponernos de acuerdo en todo, pero podemos ponernos de acuerdo para un plan de futuro y para el equipo nacional de negociación”, dijo Meimarakis, quien en los últimos días indicó que, en caso de ganar los comicios, nombrará un amplio equipo encargado de seguir las negociaciones con los acreedores, en el que espera contar con miembros de Syriza, pero también con tecnócratas.

Tsipras señaló que Meimarakis representa a un partido que aportó al país déficit y deuda. El líder izquierdista se reafirmó en su rechazo a cooperar con Nueva Democracia, al asegurar que sería una alianza “contra natura” y las diferencias con Meimarakis “muy grandes”. “Habrá un gobierno progresista o un gobierno conservador”, añadió para recalcar que, en caso de que Syriza logre la mayoría, buscará formar un gabinete con varios partidos.

“No hay duda de que habrá Gobierno. Reivindico la mayoría y, cuando me encomiende el presidente la formación de un Gobierno, intentaré que sea el más amplio posible”, resaltó. Tsipras aceptó errores, pero se mostró “orgulloso” por la batalla que dio ante los acreedores.

SIN ACUERDO PLAN SOBRE REFUGIADOS EN UNIÓN EUROPEA

Los ministros del Interior de la Unión Europea no lograron un acuerdo unánime ayer sobre el plan presentado por la Comisión Europea para el reparto de 120.000 refugiados para ayudar a Grecia, Italia y Hungría a hacer frente a la llegada de migrantes.

“No todos están a bordo”, dijo el ministro de Luxemburgo, Jean Asselborn, luego de una reunión extraordinaria con sus pares en Bruselas, agregando sin embargo que “una gran mayoría” está a favor y que el tema será decidido en octubre. La propuesta de reparto por cuotas por país, fue recibida fríamente por varios países del este.

Con información de agencias