Wall Street sube impulsado por sectores farmacéutico y energético

El promedio industrial Dow Jones subió 112,73 puntos, o un 0,64 por ciento, y cerró en 17.716,05 unidades.

Wall Street se recupera y cierra con un alza de 1,20 %
Internacional
POR:
reuters
abril 06 de 2016 - 10:59 a.m.
2016-04-06

Las acciones subieron el miércoles en la bolsa de Nueva York lideradas por los avances en los sectores energético y cuidado de la salud, tras la caída de la fusión de 160.000 millones de dólares entre Pfizer y Allergan.

Las minutas de la más reciente reunión de la Reserva Federal sugirieron que es poco probable que el banco central suba las tasas de interés antes de junio.

Las farmacéuticas Pfizer Inc y Allergan Plc suspendieron su fusión después de que el Departamento del Tesoro de Estados Unidos dio a conocer nuevas normas que buscan frenar los “acuerdos de inversión”, como se conoce a las fusiones que apuntan a reducir la carga impositiva de las empresas.

Las noticias del colapso de la fusión impulsaron a los títulos del sector cuidado de la salud debido a especulaciones de que los gigantes farmacéuticos podrían apuntar a objetivos de compra más pequeños.

El índice S&P del sector salud avanzó un 2,7 por ciento, mientras que el Nasdaq Biotech Index saltó un 6 por ciento. Las acciones de Pfizer ganaron un 5 por ciento a 32,93 dólares, mientras que Allergan subió un 3,5 por ciento a 244,74 dólares.

El promedio industrial Dow Jones subió 112,73 puntos, o un 0,64 por ciento, y cerró en 17.716,05 unidades, mientras que el índice S&P 500 ganó 21,49 puntos, o un 1,05 por ciento, a 2.066,66. El índice Nasdaq Composite ganó 76,78 puntos, o un 1,59 por ciento, a 4.920,72 unidades.

Los precios del petróleo repuntaron después de un informe que mostró una inesperada caída en los inventarios de Estados Unidos la semana pasada, lo que hizo subir a las acciones del sector. El índice de las firmas energéticas del S&P 500 anotó un alza de un 2,1 por ciento.

La remontada ocurrió luego de dos días de caídas del S&P 500. El índice había subido un 13 por ciento en las siete semanas previas, gracias a la estabilización de la cotización del crudo y a una menor preocupación por la economía de China.