Maduro prorroga vigencia del billete de 100 bolívares y mantiene cierre de las fronteras

Tras disturbios en varias Ante disturbios en varias ciudades, presidente venezolano amplió hasta el 2 de enero las medidas.

Bolívares

El presidente de Venezuela señala que hay un contrabando de billetes en su país y ordenó cerrar la frontera con Colombia.

EFE

POR:
Portafolio
diciembre 18 de 2016 - 01:32 p.m.
2016-12-18

Al gobierno del presidente venezolano, Nicolás Maduro, no le está saliendo bien la colosal operación para sacar de circulación los billetes de 100 bolívares, los de más alta denominación en el país, para introducir el nuevo cono monetario, por lo que este sábado anunció la decisión de prorrogar hasta el 2 de enero la vigencia de esa denominación y el cierre de las fronteras con Colombia y Brasil.

El lunes, el presidente había anunciado el cierre de las fronteras por 72 horas; luego, el jueves, lo amplió de nuevo por el mismo término, y este sábado volvió a hacerlo hasta el 2 de enero.

(Lea las razones por las que el bolívar se desplomó)

He decidido prorrogar la circulación del billete de 100 hasta el 2 de enero (... y) prorrogar hasta 2 enero el cierre de la frontera con Brasil y Colombia”, anunció el mandatario en una reunión con funcionarios de gobierno transmitida por la televisión oficial.

La decisión llegó en un momento crítico por los disturbios que ya se habían generado en varios estados, en particular Bolívar, con 3 muertos, varios heridos y al menos 135 detenidos, y la presión ciudadana sobre las fronteras, cuyos habitantes estaban forzando las vallas de cierre para poder atravesar hacia Colombia.

Las razones que desataron esta nueva crisis social en el vecino país tienen que ver con que los nuevos billetes no han llegado y, contrario a lo prometido, los ciudadanos no han podido cambiar todos los bolívares de 100 que estaban bajo su posesión, lo que desató el viernes en la noche y en la madrugada de este sábado violentos disturbios en varias localidades, al menos tres muertos en El Callao, en el estado Bolívar (sur), varios heridos y al menos 130 detenidos.

(Lea: En Venezuela ya no cuentan los bolívares, los pesan)

Lo peor es que la gente aún no entiende las razones que tuvo Maduro para precipitar esa transición, que normalmente puede durar meses, y sí someter a la población a una irracional cola más. Tanto que muchos de ellos quemaron o tiraron a la basura los billetes de 100 ante la imposibilidad de cambiarlos en los bancos habilitados.

Más temprano, el mandatario había dicho que los billetes no llegaban por un “sabotaje internacional”: “Tengo que denunciar algo, (...) estamos siendo víctimas de un sabotaje internacional para que los nuevos billetes que ya están listos no puedan ser trasladados a Venezuela”.

El parlamentario opositor Ángel Medina, a través de Twitter, dijo: “Autoridades municipales me confirman tres fallecidos en El Callao, un comerciante asiático, un hombre y una mujer”. Al respecto, Medina dijo que más de 30 locales comerciales en El Callao fueron “saqueados” y “destruidos”.

La ola de saqueos y la tensión creciente en el estado Bolívar provocaron el envío de 500 efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana.

Con los papeles en la mano, o en bolsas, cajas y maletas, los afectados se congregaron en los alrededores de los bancos tratando de depositar su dinero o exigir el canje por las nuevas denominaciones que Maduro aseguró que empezarían a circular desde el jueves.
Los manifestantes se repartían en ciudades medulares como Maracaibo, en el occidente; San Cristóbal, cerca de la frontera colombiana; Maturín, en el oriente y San Félix o Tumeremo, en el sur de la nación petrolera. En algunos lugares también se reportaron saqueos a pequeños comercios que no aceptaban billetes de 100 desde comienzos de la semana.

“El Gobierno tiene la responsabilidad de esta situación irregular”, sentenció el alcalde Coromoto Lugo, del municipio El Callao. “Cuando no es la gasolina, es el agua, la luz, la medicina y, ahora, el canje de billetes”, agregó.

Maduro afirmó el viernes que solicitó al presidente del Banco Central, Nelson Merentes, agilizar la distribución de las monedas de 10, 50 y 100 bolívares, así como de los billetes de 500, que aseguró que llegarán en días. “Pido la máxima comprensión”, dijo, y lamentó “algunas acciones violentas”.

Hay identificadas en algunas fotos y videos de intentos vandálicos y algunos hechos de violencia de hoy (viernes) algunos diputados de la MUD (...), la inmunidad (parlamentaria) no les alcanza hasta allí”, dijo el presidente, quien además afirmó que todo esto es una situación de “caos inducido”.

Con solo tres días iniciales para depositar los billetes de 100 en los bancos, el presidente aseguró que quienes aún tuvieran esa denominación podrían hacer su “canje” desde el viernes pasado en las dos únicas sedes del Banco Central de Venezuela (BCV), en Caracas y Maracaibo (oeste). Pero eso no ocurrió, de ahí que haya tenido que ampliar el plazo y hayan estallado las protestas.

AGENCIAS
Caracas

Siga bajando para encontrar más contenido