PIB de EE. UU. en tercer trimestre es revisado a 3,6 %

La economía de Estados Unidos creció más velozmente a lo estimado inicialmente en este periodo debido a que las empresas acumularon existencias agresivamente, mostró un informe publicado el jueves por el Departamento de Comercio.

PIB de EE. UU. en tercer trimestre es revisado a 3,6 %

Reuters

PIB de EE. UU. en tercer trimestre es revisado a 3,6 %

POR:
diciembre 05 de 2013 - 03:28 p.m.
2013-12-05

Sin embargo, la demanda interna subyacente permaneció lenta y es un argumento a favor para que la Reserva Federal mantenga sus estímulos económicos por ahora.

El producto interno bruto (PIB) de Estados Unidos creció a una tasa anual de un 3,6 por ciento en vez del ritmo del 2,8 por ciento calculado previamente, informó el Departamento de Comercio.

Economistas consultados por Reuters pronosticaban que la producción sería revisada a sólo un 3,0 por ciento de alza. La cifra del tercer trimestre es la más veloz desde el primer trimestre del 2012 y marcó una aceleración en comparación al crecimiento del 2,5 por ciento del segundo trimestre, aunque los economistas prevén un crecimiento más lento en los últimos meses del año.

Las empresas acumularon 116.500 millones de dólares en inventarios, el mayor incremento desde el primer trimestre de 1998. Eso se compara con estimaciones anteriores de 86.000 millones de dólares. Los inventarios representaron un fuerte avance de 1,68 puntos porcentuales del

PIB en el período entre julio a septiembre, la mayor contribución desde el cuarto trimestre del 2011. La contribución de los inventarios había sido estimada previamente en 0,8 punto porcentuales.

Excluyendo inventarios, la economía estadounidense creció a una tasa del 1,9 por ciento en el tercer trimestre, poco menos que el ritmo de un 2,0 por ciento estimado el mes pasado. Sin embargo, una medición de la demanda interna subió a una tasa de sólo un 1,8 por ciento, lo que probablemente sea insuficiente para convencer a la Reserva Federal para que recorte sus compras de bonos en diciembre.

La Fed ha estado comprando 85.000 millones de dólares mensuales en bonos para mantener las tasas de interés bajas, pero funcionarios del banco central han dicho que podrían comenzar a reducir estos estímulos en los próximos meses.

La fuerte acumulación de inventarios ante una desaceleración de la demanda interna significa que las empresas necesitarán reducir sus existencias, lo que pesará sobre el crecimiento del

PIB en el trimestre actual. "Presenta riesgos al trimestre actual, que podría revertir desde esta fuerte alza en el tercer trimestre", comentó Sam Bullard, economista senior de Wells Fargo Securities en Charlotte, Carolina del Norte.

Las estimaciones de crecimiento del cuarto trimestre ya son bajas, pues se prevé que la paralización parcial de 16 días del Gobierno en octubre haya restado hasta medio punto porcentual al PIB.

REACCION DE MERCADOS

Las acciones de Estados Unidos abrieron a la baja tras la publicación del dato, mientras que los precios de los bonos del Tesoro también cayeron. El dólar, en tanto, se apreciaba frente al euro. El gasto del consumidor, que responde por más de dos tercios de la actividad económica en

Estados Unidos, fue revisado a la baja, a una tasa del 1,4 por ciento, el menor desde el cuarto trimestre del 2009. Previamente, se estimaba que el gasto habría subido a un ritmo de un 1,5 por ciento, y creció a una tasa del 1,8 por ciento en el segundo trimestre.

Pero hay motivos para estar cautelosamente optimistas sobre el consumo futuro. Otro informe del Departamento del Trabajo mostró que las solicitudes iniciales de subsidios por desempleo cayeron en 23.000 la semana pasada, a una cifra desestacionalizada de 298.000.

Fue la tercera semana consecutiva a la baja y resultó menor a la expectativa de los analistas de un aumento a 325.000. El promedio móvil de cuatro semanas para nuevas solicitudes, que elimina la volatilidad semanal, bajó en 10.750, a 322.250. Publicado tras la divulgación el miércoles de un informe que mostró una aceleración en las contrataciones del sector privado, el reporte de pedidos de beneficios por desempleo sugiere que el mercado laboral está cobrando impulso.

Se espera que el Gobierno informe el viernes que las nóminas no agrícolas hayan aumentado en 180.000 el mes pasado y que la tasa de desempleo haya bajado a un 7,2 por ciento desde un 7,3 por ciento, según un sondeo de Reuters entre economistas.

El Departamento de Comercio también informó que la ganancias corporativas después de impuestos subieron a una tasa de un 2,6 por ciento en el tercer trimestre, una desaceleración frente al 3,5 por ciento del trimestre previo.

Reuters

Siga bajando para encontrar más contenido