Reacciones por las reformas aprobadas a Grecia

La directora del FMI, Christine Lagarde, y el presidente del BCE, Mario Draghi, ya dieron a conocer su punto de vista sobre la reforma. Por su parte, las acciones europeas cerraron en máximos de 7 años, impulsadas por las subidas en la bolsa de Atenas.

Reacciones por las reformas aprobadas a Grecia

Archivo particular

Reacciones por las reformas aprobadas a Grecia

Internacional
POR:
febrero 24 de 2015 - 04:30 p.m.
2015-02-24

Luego de que los ministros de Finanzas del Eurogrupo aprobaran la lista de reformas presentadas por Grecia para extender por cuatro meses más un programa de rescate financiero, se empiezan a conoce las primeras opiniones.

La primera en reaccionar fue la directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, quien calificó de “integral”, aunque “no muy específica”, la lista de reformas entregada por el gobierno griego a los socios europeos para ampliar su financiación.

"Creo que cubre los amplios temas que deberían estar en la agenda del nuevo gobierno de Grecia", aseguró Lagarde en una carta enviada al presidente del Eurogrupo, el holandés Jeroen Dijsselbloem.

Dentro del comunicado, se destaca la "fuerte resolución" en áreas como "la evasión fiscal y la corrupción" por parte de las nuevas autoridades de Atenas.

Sin embargo, la jefa del FMI advirtió que "en otras áreas, incluidas algunas de las quizás más importantes, la lista no ofrece claras garantías de que el gobierno prevé acometer las reformas planteadas".

Particularmente, menciona la ausencia de "compromisos claros" en materia de reforma de pensiones y del IVA (impuesto al valor agregado), así como en lo que respecta a reformas administrativas, de privatizaciones y del mercado laboral.

La carta de Lagarde se publica después de que los ministros de Finanzas y de Economía de la zona del euro diesen previamente su visto bueno a la lista de reformas entregada por el Gobierno griego, lo que permite prorrogar definitivamente cuatro meses la ayuda financiera a Grecia.

Con esta luz verde se permitirá desbloquear finalmente el desembolso del último tramo de 1.800 millones de euros (2.034 millones de dólares) pendientes del rescate y hará posible la transferencia de 1.900 millones de euros (2.147 millones de dólares) que Grecia reclama al Banco Central Europeo (BCE) por el rendimiento de los bonos griegos.

Por su parte, el Banco Central Europeo (BCE) dijo que la lista de reformas propuesta por Grecia a cambio de la extensión de su programa de ayuda financiera era un “punto de partida válido” para las negociaciones, aunque “difería” del programa existente en una serie de áreas.

“Nuestra impresión inicial es que el documento cubre una gran parte de las áreas de reforma y en ese sentido, es lo suficientemente completo como para ser un punto de partida válido para lograr una conclusión exitosa de la revisión”, aseguró el presidente del BCE, Mario Draghi, en una carta escrita al presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem.

Añadió, no obstante, que “los compromisos descritos por las autoridades (griegas) difieren de los existentes en el programa en varias áreas”.

GOBIERNO GRIEGO SE MOSTRÓ SATISFECHO

Por su parte, el gobierno griego se mostró satisfecho por el acuerdo logrado, ya que aseguró que no implica medidas que lleven a la recesión, si bien reconoció que tampoco podrá acometer iniciativas que impulsen el crecimiento.

Fuentes del Ministerio de Finanzas heleno afirmaron que el acuerdo conlleva algunos beneficios, como ganar tiempo durante al menos algunas semanas.

“Se dio un paso en la dirección correcta”, dijeron fuentes del Gobierno y añadieron que, a partir de este miércoles empieza una negociación que acabará a finales de abril y que tiene que desembocar en el debate sobre la reducción de la deuda.

Las mismas fuentes aseguraron que, durante este periodo de cuatro meses, los representantes de la llamada "troika" de acreedores -el Banco Central Europeo, la Comisión Europea y el Fondo Monetario Internacional- “no vendrán a Atenas”.

Destacaron que el Gobierno logró incluir en la lista de reformas medidas abocadas a restaurar los convenios colectivos y la ley para evitar los desahucios, las cuales no se habrían podido introducir en negociaciones anteriores.

En opinión de las fuentes, para que Grecia pueda participar en los mercados es necesaria una renegociación de la deuda pública y del superávit primario (antes del pago de los intereses de la deuda) y un amplio programa de inversión por medio del Banco Europeo de Inversiones (BEI).

Admitieron que, a partir de ahora, se dejarán asesorar por la Unión Europea en materias como las deudas morosas, por lo que intentarán tramitar conjuntamente una ley que resuelva este problema.
En cuanto al ENFIA, el impuesto sobre los bienes inmuebles que no se menciona en la lista de reformas, las fuentes del Ministerio de Finanzas aseguraron que el texto les permite una "amplia libertad" para derogarlo, como defendían en su programa de Gobierno.

Además, negaron la posibilidad de pedir una extensión de la financiación por parte del FMI una vez terminado el programa de rescate, ya que, según dijeron, Grecia pertenece a la eurozona y debe colaborar con sus instituciones.

ACCIONES EUROPEAS CIERRAN EN MÁXIMOS DE 7 AÑOS IMPULSADOS POR GRECIA

El índice FTSEurofirst 300 de las principales acciones europeas cerró extraoficialmente con una subida del 0,55 por ciento, a 1.543,55 puntos.
El referencial DAX de la bolsa alemana cerró con un avance del 0,7 por ciento tras tocar un máximo intradiario, mientras que el índice FTSE 100 de la bolsa de Londres marcó un nuevo cierre récord a 6.953,12 puntos.

La bolsa de Atenas -que volvió a operar tras un fin de semana largo- avanzó un 9,81 por ciento, liderada por las subidas de más del 16 por ciento en National Bank of Greece , Alpha Bank, Bank of Piraeus, y Eurobank.

Agencias