Rusia y China firman acuerdo marco para suministro de gas

El presidente ruso, Valdimir Putin, ha ordenado un giro hacia Oriente para que la economía rusa evite el aislamiento tras la imposición de sanciones por parte de las potencias occidentales por la crisis en Ucrania.

Vladimir Putin y Xi Jinping, tras la firma ddel acuerdo gasífero.

Reuters

Vladimir Putin y Xi Jinping, tras la firma ddel acuerdo gasífero.

Internacional
POR:
noviembre 09 de 2014 - 06:37 p.m.
2014-11-09

Rusia y China firmaron este domingo un nuevo acuerdo marco para la provisión de gas, sólo meses después de que los dos países sellaron un pacto de suministro gasífero por 400.000 millones de dólares, como parte de la estrategia del presidente Vladimir Putin para fortalecer las relaciones con Pekín.

Putin ha ordenado un giro hacia Oriente para que la economía rusa evite el aislamiento tras la imposición de sanciones por parte de las potencias occidentales por la crisis en Ucrania.

Rusia y China firmaron el mes pasado acuerdos en materia de energía, comercio y finanzas, incluido un canje de divisas valuado en 150.000 millones de yuanes (25.000 millones de dólares) que busca en parte reducir la influencia del dólar.

El nuevo acuerdo gasífero en discusión contemplará la venta por parte de Rusia de 30.000 millones de metros cúbicos de gas adicionales a China durante 30 años mediante desde depósitos en Siberia Occidental y entregados a través del oleoducto Altai.

El convenio se suma al acuerdo alcanzado en mayo para que la estatal rusa Gazprom provea 38.000 millones de metros cúbicos de gas al año a China usando los depósitos en Siberia Oriental.

Cuando la ruta Altai se complete, China se convertirá en el mayor comprador de gas ruso, asegurándole al mayor consumidor de energía del mundo una importante fuente de combustible limpio y abriendo un nuevo mercado para Moscú, que corre el riesgo de perder clientes europeos por la crisis en Ucrania.

El memorando de entendimiento fue firmado entre Gazprom y la estatal China National Petroleum Corporation (CNPC), dijo el Gobierno ruso en un comunicado, tras las negociaciones entre Putin y el presidente chino Xi Jinping en Pekín.

"La cooperación entre China y Rusia es completamente importante a fin de mantener al mundo dentro de los límites de la ley internacional, para hacerlo más estable y predecible", dijo Putin a Xi.

Las discusiones sobre el segundo acuerdo de gas se han acelerado en los últimos meses. Putin está ansioso por asegurarse más compradores asiáticos, en momentos en que Europa y Estados Unidos buscan aislar a Rusia por su anexión de la península ucraniana de Crimea. En virtud de los términos del marco de acuerdo, CNPC también comprará una participación de un 10 por ciento en la rusa Vankorneft, que es subsidiaria de la mayor petrolera rusa, Rosneft.