Singapur: ¿nuevo ‘hub’ o paraíso fiscal de mineras?

Autoridades tributarias de Australia y Canadá investigan a más de 15 centros de mercadeo de minerales en la isla asiática para determinar si grandes compañías están eludiendo impuestos allí.

Singapur: ¿nuevo ‘hub’ o paraíso fiscal de mineras?

Archivo Portafolio

Singapur: ¿nuevo ‘hub’ o paraíso fiscal de mineras?

Internacional
POR:
abril 14 de 2015 - 03:28 a.m.
2015-04-14

Los centros de transacciones de las mayores operadoras mundiales de materias primas en Singapur están siendo investigados por los gobiernos de algunos países productores de recursos, que afirman que unidades de ese centro financiero del sudeste asiático son usadas para evadir impuestos.

Algunas de las mayores petroleras, mineras y empresas de otras materias primas del mundo registran miles de millones de dólares en ingresos en la pequeña isla estado cada año, donde los impuestos pueden ser muy bajos, lo que es perfectamente legal. Sin embargo, puede ocurrir que se fijen precios menores a grupos de transacciones en forma deliberada para llevar allí ganancias desde unidades en otros países.

Las empresas niegan haber incurrido en alguna transferencia inapropiada de fijación de precios y afirman que están en Singapur para estar más cerca de clientes asiáticos, de expertos locales y rutas comerciales, debido a que la región responde por una creciente proporción de sus negocios.

BHP Billiton y Rio Tinto, las dos mayores mineras del mundo, registraron ingresos por cerca de 50.000 millones de dólares en Singapur en el 2013, según documentos de registros corporativos del país, y anotaron una ganancia neta combinada de más de 2.000 millones de dólares.

Ambas realizan mayormente operaciones de comercio ahí, un negocio de alto volumen y bajo margen que involucra la compra de materias primas de sus operaciones globales y la venta de las mismas a sus clientes.

También se preocupan de la logística y de la administración del riesgo. Las empresas afirman que sus operaciones en Singapur no fueron establecidas para reducir impuestos, sino para servir mejor a sus clientes.

LAS INDAGACIONES 

Las autoridades tributarias de Australia e Indonesia indican que están investigando si arreglos como esos simplemente mudan ganancias desde donde son extraídas las materias primas. La mayoría de las jurisdicciones requieren que dichos arreglos tengan un propósito comercial más allá de ahorrar en impuestos.

Australia e Indonesia dependen fuertemente de las exportaciones mineras, y las mineras globales figuran entre sus mayores contribuyentes. La oficina impositiva de Australia ha dicho que está realizando auditorías de 15 centros de marketing en Singapur y Suiza, que espera que recauden 1.000 millones de dólares adicionales.

El jefe de la oficina impositiva de Indonesia, Sigit Priadi Pramudito, dijo a Reuters recientemente que la transferencia de arreglos de precios de empresas de materias primas eran una preocupación particular, pero no mencionó a firmas.

“Digamos que una compañía vende barato a Singapur y luego vende desde Singapur al mundo, ¿dónde estaría la ganancia? ¿En Singapur, no? ¿Y dónde está el dinero?¿En Singapur, no? ¿Qué recibe Indonesia? Nada”, comentó.

Países que producen recursos usualmente recaudan impuestos sobre la extracción de materias primas a través de regalías, comentó Harvey Koenig, socio especializado en tributación de KPMG en Singapur.

Sin embargo, agregó que “aún hay varias preocupaciones desde países productores debido a que una gran parte de las ganancias no está siendo retenida en esos países”, sin comentar sobre ninguna empresa o investigación específica.

NIIF PERMITIRÁN MAYOR CONTROL SOBRE TRANSACCIONES 

Una fuente conocedora del sector minero, que prefirió no hacer público su nombre, aseguró que la práctica que investigan hoy las autoridades de Canadá y Australia en Singapur son “relativamente comunes en la industria”.

“Hay empresas que hacen este tipo de negocios de ‘yo con yo’. Tienen compañías en Irlanda o Singapur o en cualquier parte del mundo con condiciones tributarias más laxas, entonces le venden a estas compañías, que son del mismo dueño pero con distintas personalidades jurídicas, esta empresa hace la venta global y contablemente la compañía productora no se queda con la utilidad de esa venta”, señala.

Ahora, explica que este tipo de actividades se hacen dentro de lo legal, pero no quiere decir que no haya elusión tributaria. “Lo que queda demostrado, con esta noticia es que Australia y Canadá encontraron la forma de identificar este tipo de acciones”.

Explicó que en Colombia la aplicación de las Normas Internacionales de Información Financiera, Niif, puede facilitar a las autoridades tener mayor información y mejor control sobre las empresas con operaciones internacionales, para prevenir este tipo de triangulaciones.

Reuters