‘Tras el referéndum, Maduro tendrá que negociar su salida del poder’

El primer vicepresidente de la Asamblea Nacional y coordinador Nacional de Voluntad Popular señala que el Gobierno está en su punto más crítico.

Freddy Guevara, primer vicepresidente de la Asamblea Nacional de Venezuela.

Freddy Guevara, primer vicepresidente de la Asamblea Nacional de Venezuela.

EFE/Miguel Gutiérrez

POR:
Portafolio
julio 13 de 2017 - 09:12 p.m.
2017-07-13

La crisis que atraviesa Venezuela entró esta semana en una nueva fase con la celebración, el domingo, de un referéndum en contra del proceso constituyente impulsado por el Gobierno de Nicolás Maduro.

Por esto, Portafolio habló con Freddy Guevara, primer vicepresidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, quien destacó que el resultado hará que el presidente no tenga otra opción que negociar su salida del poder.

¿Qué es la ‘hora cero’?

Es la sumatoria de todos los mecanismos de presión no violentos que se realizarán a partir del 16 de julio. Es decir, la realización de trancas permanentes, movilizaciones a todos los poderes públicos y el llamado a la huelga nacional.

¿Qué esperan lograr con la celebración de la consulta?

El objetivo es que el pueblo decida el futuro de Venezuela y no Nicolás Maduro, que millones de venezolanos sean los que asuman el rumbo del cambio en el país por decisión y no por imposición de nadie.

¿Realmente hay opciones de parar la Constituyente?

Sin duda alguna, la decisión que va a surgir en el referéndum de este domingo va a lograr que se generen una serie de dinámicas que harán que Nicolás Maduro no tenga otra opción que negociar su salida del poder y cumplir con la Constitución.

¿Comparte la idea de que el Gobierno busca enfriar las protestas con la liberación de Leopoldo López?

No, la liberación es una reacción natural al fuerte clima de presión que está viviendo el Gobierno.

¿Puede ser un factor de división de la oposición ?

La oposición, la democracia venezolana y el país van a salir fortalecidos de este proceso, en el que la liberación es parte importante. Y, con esto, Leopoldo va a ser un actor fundamental e histórico para la solución de esta crisis y la llegada de una transición.

Ya llevan más de 100 días de protestas, ¿qué avances se han logrado?

Es innegable que la dictadura está más débil que nunca, que toda la comunidad internacional nos respalda y que el pueblo en su gran mayoría está convencido de que la Constituyente es un fraude. Además, se ha generado cada vez una mayor división en el interior del régimen y se ha rescatado otro poder, como es el Ministerio Público.

Todo el pueblo está encaminado a asumir su poder y lo que va a ocurrir este domingo es el acto de desobediencia civil más grande de la historia, un pueblo que por primera vez se va a organizar, va a realizar una elección sin el Estado y desconociendo a la institución que debe realizarla.

¿Cómo van a lograr que el resultado sea vinculante cuando el Gobierno dice que no lo será?

Yo no sé quien dijo que a nosotros nos interesaba su opinión, es una decisión que va a tomar y ejecutar el pueblo. En la independencia de Venezuela y de América del Sur, cuando se firmó el 5 de julio en el país el acta, nadie estaba esperando que Fernando VII la reconociera, es decir, es una decisión que toma un pueblo y sale a ejecutarla, solo que nosotros no lo vamos a hacer con la guerra, sino con la ‘hora cero’ y con la construcción de la República Constitucional de Venezuela.

¿Cómo es posible que no se haya dado aún un diálogo?

Porque el Gobierno no está interesado en hacer una negociación de verdad, solo quiere hablar y a nosotros no nos interesa el diálogo, lo que queremos es negociar la solución a esta crisis. Estamos abiertos a establecer cualquier proceso que resuelva la situación del país, no sentarnos para mantener en el poder a Maduro, eso nadie lo va a aceptar.

¿Cómo ve la oposición el proceso contra la Fiscal?

Es un ejemplo de dos cosas: que desde el lado de la oposición estamos más que dispuestos a unificarnos con quienes en algún momento incluso nos hicieron daño, nosotros no buscamos venganza. Y, en segundo lugar, de que incluso para ellos mismos es mejor, la propia fiscal hoy debe dormir con mucha más tranquilidad que la que debía tener cuando estaba del lado del régimen.

¿Qué cifras son las que ilustran la crisis del país?

Además de todo lo que tiene que ver con la impunidad o los asesinatos que ha habido por las protestas, Venezuela es un país que, lamentablemente, tiene todas las peores cifras posibles en cualquier aspecto, en salud, violencia, etc. Todos los índices son los peores de la región.

¿Es cierto que la falta de medicinas está resucitando enfermedades extintas?

Esa es la realidad, nuestro país tiene gente que se muere por enfermedades que dejaron de existir hace más de 40 o 50 años.

Tras la de López, ¿habrá más excarcelaciones?

No hay duda de que vamos hacia la libertad de toda Venezuela, no solo de los presos políticos.

¿Qué influencia pueden tener las últimas declaraciones de la Iglesia?

La posición de la iglesia no es a nuestro favor, pero sí se ha visto que su punto de vista es en línea con la democracia, con la defensa de la Constitución y del pueblo de Venezuela.
Ellos ni dicen que respaldan a la oposición o creen en nuestro partido, ni quieren votar por un presidente de nosotros, simplemente afirman que las leyes deben respetarse y que una Constituyente sin el pueblo, se va a generar una guerra civil. Por esto aseguran que el camino a una verdadera paz es que se decida y que Maduro salga del poder.

¿Es posible que se produzca una guerra civil?

Nosotros no estamos dispuestos a usar las armas, pero sí estamos convencidos de que esto puede generar un conflicto mucho mayor y que la intensidad de la crisis puede seguir subiendo. Eso no le haría bien a nadie.

¿Ven luz al final del túnel?

Estamos muy cerca.

Rubén López Pérez
rublop@eltiempo.com

Siga bajando para encontrar más contenido