UE toma medidas para que caso de Volkswagen no se repita

Aprobó implementar pruebas de emisiones en condiciones reales de conducción.

Volkswagen

Archivo particular

Volkswagen

POR:
noviembre 10 de 2015 - 02:40 p.m.
2015-11-10

El Consejo de la Unión Europea dio luz verde al primer paquete de medidas comunitarias para las pruebas de emisiones en condiciones reales de conducción, tras haber salido a la luz nuevas irregularidades, esta vez en las emisiones de CO2, en alrededor de 800.000 automóviles del grupo Volkswagen.

Este primer paquete de reglas introduce un sistema portátil de medición de emisiones que se conectará a los vehículos, el cual se empezará a utilizar a partir del 1 de enero de 2016 y tendrá un uso de supervisión, no de aprobación de nuevos modelos, informó hoy el Consejo de la UE en un comunicado.

"Los análisis han demostrado que los vehículos generan emisiones mucho más altas en la carrera que en los test de laboratorio, por lo que se necesitan nuevos procedimientos de medición", aseguró el Consejo.

Esta medida fue acordada en mayo asado por el Comité Técnico para Vehículos de Motor, en el que están representados todos los Estados miembros y fue entregado a continuación al Parlamento Europeo y al Consejo, que decidió no oponerse.

La Comisión Europea (CE) podrá ahora adoptar el reglamento salvo que la Eurocámara se oponga.

Parte de la respuesta de la UE al escándalo de la manipulación de emisiones por parte de Volkswagen es además un segundo paquete de medidas que incluye nuevos límites, unas cifras que fueron acordadas el pasado 28 de octubre en el Comité Técnico, pero que son menos ambiciosas de lo previsto en un principio por la Comisión.

El Ejecutivo comunitario debe someter las medidas al escrutinio del Consejo y del Parlamento.

Con la nueva normativa, los coches podrán sobrepasar un 110 % en carretera los límites fijados, sin que se considere una infracción, en el periodo de septiembre de 2017 (para los modelos nuevos) a septiembre de 2019 (para todos los vehículos nuevos).

A partir de entonces podrán contaminar un 50 % más frente al límite fijado de 80 miligramos de óxido de nitrógeno (NOx, una sustancia cancerígena) por kilómetro en los coches diesel, para enero de 2020 en el caso de los modelos nuevos y enero de 2021 en el de todos los vehículos nuevos, explicó la CE en un comunicado.

EFE 

Siga bajando para encontrar más contenido