Nuevas tarifas de registro dan alivio a compradores de vivienda de interés social

La Superintendencia de Notariado reveló este jueves los nuevos precios para los trámites de registro inmobiliario. Conozca las tarifas. 

Los permisos para la vivienda de interés social fueron los más dinámicos.

Archivo Portafolio.

POR:
Portafolio
enero 19 de 2017 - 07:23 p.m.
2017-01-19

La inequidad económica que existe en cuanto a registros inmobiliarios tuvo este jueves su último capítulo, luego de que la Superintendencia de Notariado y Registro modificara las tarifas que regirán para este 2017.

(Lea: Si piensa comprar inmuebles estas son las nuevas tarifas de derechos registrales). 

En este sentido, a partir del próximo lunes 23 de enero, aquellas personas que deseen adquirir una vivienda –o cualquier inmueble– deberán pagar nuevos precios por gastos notariales, los cuales ya no se cobrarán con el mismo rasero estándar de 5 x 1.000 que hasta entonces tendrá validez.

De ahora en adelante, la tarifa a pagar se desprenderá del valor exacto del inmueble y serán las viviendas de mayores precios las que más cargas entrarán a recibir.

Jorge Enrique Vélez, superintendente de Notariado y Registro, aseguró que “esto es un beneficio que va más para el ciudadano de menores ingresos y que va a comprar su vivienda propia”.

Esto si se tiene en cuenta que la única variación negativa que presentó la resolución de la Supernotariado fue para aquellos inmuebles cuyo valor oscila entre $7’377.170 y $110’657.550, rango en el que se incluyen las viviendas de interés social y prioritario (VIS y VIP).

Esto quiere decir que las familias que accedan a unidades residenciales de estos tipos se ahorrarán tres puntos porcentuales (bajó de 5 a 4,7 x 1.000), “lo que representa una buena señal para nuestro sector y estas familias, las cuales sentirán un alivio en sus bolsillos de $20.000, en promedio”.

Así, por ejemplo, si una vivienda cuesta $90 millones, el monto a pagar por estos trámites será de $423.900; la fórmula es sencilla y consiste en multiplicar el valor del bien por la cifra asignada en la nueva tabla y dividirlo por 1.000.

En contraste con el anterior grupo, los demás hogares sí sentirán un mayor peso económico a la hora de realizar estas diligencias, las cuales tendrán como tope de recaudo los $2’102.493, valor que deberán pagar personas interesadas en casas o apartamentos cuyo valor supere los $368’858.501.

María Clara Luque, presidenta de la Federación Colombiana de Lonjas de Propiedad Raíz (Fedelonjas), aseguró que si bien se presentarán mayores alzas para estos destinos, el impacto en el bolsillo de estos hogares no será tan fuerte, si se tiene presente el poder adquisitivo que tienen los mismos.

‘REVERSAZO’

Y aunque la entrada en vigencia de estas variaciones será el próximo lunes, los notarios debían haber comenzado a implementarla desde comienzos de este año, según rezaba la resolución inicial de la Supernotariado, la cual estaba lista desde septiembre del año pasado.

El problema tuvo que ver con que, en los ajustes hechos, “detectamos algunos errores cometidos y tuvimos que hacer los ajustes de rigor, con base en el Índice de Precios del Consumidor (IPC) del Dane”, según reconoció el mismo Superintendente.

Es importante recordar que la cuestión tuvo detrás una rencilla entre la Supernotariado y los gremios inmobiliarios Fedelonjas y la Lonja de Bogotá, siendo esta última la más crítica del tema.

“Se presentaron aumentos desproporcionados”,
afirmó hace unos días Andrés Mantilla, director ejecutivo de la Lonja capitalina, declaración que llevó a que esta decisión se ‘reversara’.

Incluso, agregó Mantilla, “los aumentos de precios llegaban a más del 70 por ciento, llevando a que la formalización de inmuebles cayera considerablemente, tendencia similar que recaería en la actividad inmobiliaria”.

A su turno, la presidenta de Fedelonjas señaló que estos reajustes benefician de forma positiva al sector constructor, pues “se trata de precios que generan una carga económica adicional al costo de compra de los inmuebles –incluso de vivienda de interés social– y que podían convertirse en un obstáculo para su adquisición”.

ASÍ QUEDARON LAS TARIFAS 


- Inmuebles de entre $ 7'377.170 y $ 110'657.550: será de 4,71 x 1.000.

- Inmuebles de entre $ 110'657.551 y $ 221'315.100: será de 5,3 x 1.000.

- Inmuebles de entre $ 221'315.101 y $ 368'858.500: será de 5,6 x 1.000

- Inmuebles de más de $ 368'858.501: será de 5,7 x 1.000.

Es importante recordar que, para conocerla cifra exacta de la tarifa a pagar, se debe multiplicar el valor del inmueble por la tarifa mencionada y dividirlo por 1.000.

Así, por ejemplo, si este cuesta 150 millones de pesos, basta con multiplicar este valor por 5,3 (que es la tarifa asignada a este valor) y dividirlo por 1.000, lo cual da una tarifa de $ 795.000.

Siga bajando para encontrar más contenido